El PRESIDENTE DE LAS ENCUESTAS

´Yo no voy a ir de segundo´

Juan Carlos Tapia confía plenamente en las encuestas, al punto que se someterá a ellas para determinar si corre o no por la Presidencia en 2014. Dice que Ricardo Martinelli comete el error de pretender combatir la corrupción desde el Ejecutivo, lo que se convierte en revancha política.

Hablemos en serio, ¿va a correr, sí o no?

Sí. A condición de hacerlo como independiente. Si muestro en las encuestas una intención de voto considerable, voy a hacerlo.

Algunos prefieren mantenerse para siempre como una opción, que lanzarse al ruedo y asumir las consecuencias. No va a ser ese su caso, ¿no

No. Yo tengo que ser muy honesto con la gente que por años me ha instado a lanzarme. Les decía que mientras no pudiera hacerlo como independiente, no lo haría. Ahora tengo que honrar mi palabra.

¿Es consciente de que la próxima contienda es su oportunidad; que el momento tal vez no se repita?

Es verdad. Esta oportunidad debió llegarme hace años. Pero no lo lamento. Estoy en la plena capacidad para asumir este compromiso.

¿Qué es lo que lo hace presidenciable?

Soy independiente y la gente sabe que yo no miento. Me equivoco, y pido disculpas. Y cuando has visto una persona por tanto tiempo sin que te mienta y, además ha sido independiente frente a todos los gobiernos, la gente reconoce una voz independiente.

Algunos piensan que usted no comenta, sino que pontifica desde posiciones dogmáticas absolutas...

Cuando haces comentarios políticos, provocas diversas reacciones y opiniones diferentes. De todos modos, mi norte es y será siempre el beneficio de mi país, aunque eso genere opiniones contrarias.

Usted navega con la brújula de las encuestas...

Soy un hombre de los medios. Confío en ellas. Claro, pueden ser manipuladas para agregar aquí, o para quitar de allá. Pero creo que las encuestadoras en Panamá son serias y confiables. Aun así, hay que levantarlas con criterio científico.

¿Ya le han hecho guiños desde los partidos políticos? ¿Alguna propuesta en firme?

Sí. Se me han acercado partidos muy importantes a preguntarme si yo estoy dispuesto a correr de segundo. Les he dicho: pregúntele a su candidato si él aceptaría ir de segundo conmigo. Y ahí ha quedado el asunto. También me han dicho, y por escrito, que no rechace la ayuda partidaria porque la puedo necesitar para la organización y el financiamiento de mi campaña. Y todo eso ante la aparición de apenas dos o tres encuestas donde ya marco hasta un 12% de favoritismo.

¿Invertiría recursos de su propio patrimonio en una campaña o esperaría que su organización los generara?

Las encuestas determinarán el rumbo. Si una posible candidatura mía marca bien, las cosas se facilitarán grandemente. El resto será añadidura.

¿Así de simple?

Espere a verlo.

¿Qué le ofrecería al electorado que no se haya visto en los pasados programas de gobierno?

Primero, buscaría demostrarle a la gente que yo soy uno más de ellos. No voy a presentarme como un ser que, de tan superior, resulte un extraterrestre. Ese, a mi entender, es un error de los políticos.

Y, concretamente, ¿a quiénes convocaría para formular un plan de gobierno?

A estas alturas no hay que inventar nada. Eso es perder el tiempo. Hay que definir las prioridades. Para mí son la educación y la salud. La educación va por delante, porque con ella se afianza la salud. Hay que tomar programas de la Visión 2020 y darles continuidad a programas de otras administraciones que funcionen con éxito, como el de “100 a los 70” y la beca universal. El programa más exitoso de Gobierno es el que interprete las aspiraciones de la gente.

En la actualidad, la segmentación de las audiencias impone nuevas maneras de hacer política. ¿Está listo para eso?

Hoy la gente no es una masa que va como ovejas detrás de los políticos. Los jóvenes, en especial, tienen criterio, opinan y exigen espacio. ¿Y dónde están? En las redes sociales. Mire, por ejemplo, me instalé en Twitter y en pocas semanas ya tengo más de 6 mil interlocutores. Una propuesta independiente atraerá a los jóvenes y a sectores que no han sido escuchados por el poder, como los conservacionistas.

¿Entonces, no se ve visita en todos los rincones del país levantando niños y abrazándose con todo el mundo?

Ese estilo de campaña es una burla para con la gente. Van, piden el voto y desaparecen. Por supuesto, hay lugares geopolíticamente importantes para visitar y para hablar en público. Yo identificaría los problemas más urgentes de las comunidades y llegaría a ellas con las respuestas que han estado esperando.

¿Se comprometería a que ningún familiar suyo llegara al gobierno, o piensa que los méritos se imponen?

Si las leyes me impiden nombrar a un familiar, yo las voy a cumplir, pero si no me lo impiden, y tengo un familiar que es capaz y puede prestarle buenos servicios al país, ¿por qué no lo puedo hacer?

Sabe que al meterse en política arriesga que le escudriñen hasta el ADN, así que, por qué no aprovecha y lo cuenta. ¿Tiene cadáveres en su armario?

No tengo cadáveres. Como no tengo pasado político, no tengo nada que esconder. Allá los políticos.

Todos los candidatos prometen acabar con la corrupción y la impunidad...

La corrupción hay que combatirla desde el poder judicial y este gobierno ha cometido el grave error de hacerlo desde el Órgano Ejecutivo, lo que entonces es revancha política. Este gobierno se ha servido de la justicia para perseguir con auditorías a los que ve como sus enemigos.

¿Por qué no demandó a los medios cuando las acusaciones sobre una supuesta adquisición irregular de terrenos en Punta Chame?

Eso fue una falacia del más grande injuriador que ha dado este país, a quien todos conocen y al que demandé y fue condenado. Lamentablemente, esto fue reproducido sin investigar en profundidad. La mayoría de esas tierras fueron compradas a dueños anteriores privados. Solo dos fincas (una de nueve hectáreas y otra de dos) se compraron al Estado, y cumpliendo todas las exigencias. Pero nunca se vio rectificación de los medios que se hicieron eco. ¿Por qué no los demandé? Dije que soy un hombre de medios y no puedo contradecirme demandándolos.

La gente mediática como usted generalmente fracasa en política porque comete el error de imponerle a su candidatura el sello de la imagen que los ha hecho famosos. ¿Usted escucharía consejos o impondría su estilo?

Yo escucho consejos. Tengo un grupo de amigos abogados que me asesora en mi programa y me orienta para para no herir, molestar o perjudicar a nadie. Ahora la audiencia me ayuda a enfocar mis comentarios a través de Twitter.

¿Quiénes serían sus asesores? ... Su Gabinete de cocina...

Me gustaría contar como colaboradores con los expresidentes de la República. No me privaría de los consejos de Nicolás Ardito Barletta, Mireya Moscoso, Ernesto Pérez Balladares, Martín Torrijos y del propio Ricardo Martinelli. Ellos enfrentaron crisis y sacaron lecciones. Cómo no aprovechar las experiencias de alguien como Jorge Eduardo Ritter.

¿Cómo se manejaría en un gobierno sin control del Legislativo?

Ese sería un problema para un político, como lo fue para Mireya Moscoso. Pero no para un independiente. Los políticos son adversarios entre ellos, pero no para mí porque no hay nada que nos enfrente.

En todo caso, el próximo gobierno iría en paralelo con una Corte Suprema de Justicia en gran medida heredada de la administraciones anteriores...

Todo Panamá sabe que hay corrupción en la Corte Suprema de Justicia. Entonces, ¿qué hacer? Hay que pedirle a la sociedad civil que te dé los nombres de 10 panameños incorruptibles y tú escoges uno, dos, tres, los magistrados que tengas que designar. Y esos se tienen que comprometer a limpiar la corrupción en la Corte. Ahora solo llegan al puesto sin un compromiso expreso de luchar contra la corrupción. Por fortuna hay por lo menos dos magistrados que están haciendo ese trabajo dentro de la Corte.

¿Ve a Ricardo Martinelli convertido en un líder con la fuerza caudillista de Arnulfo Arias u Omar Torrijos?

No lo creo. Para mí, Martinelli es un hombre esencialmente de empresa. Él no es político. Lo veo de regreso a sus actividades. Tendrá injerencia en su partido, pero no llegará al grado de caudillo político.

Y en ese panorama, ¿qué pasará con la alianza oficialista en el año 2014?

El único que no se ha dado cuenta de que la alianza ya no es tal, es Juan Carlos Varela. Y ahí lo dejo.

¿Qué valoración hace de la administración actual?

Sin duda, el gobierno de Martinelli es el mejor del período democrático. Le dejará las cosas más fáciles al que lo reemplace. Eso sí, hay que restarle la prepotencia de decir que los gobiernos anteriores no han hecho nada, porque estás ofendiendo a los funcionarios honestos y abnegados que, más allá de toda identificación partidaria, le sirven al país con dedicación. Tú tienes autoridad, por ejemplo, para hablar de seguridad cuando has bajado el índice de criminalidad a menos del 50%. No puedes ser ministro y por prepotente dejarte hacer una huelga porque te niegues a dialogar. Ese es un ministro fracasado.

La justicia colombiana le recorta cada vez más terreno al expresidente Uribe a cuenta de los pinchazos telefónicos. ¿Usted permitiría el espionaje político?

Jamás lo consentiría. Esa es una aberración. Con esto de que le han violado el computador al ministro de la Presidencia, ya lo he dicho con anterioridad, estoy feliz.

Es bueno que los que manejan el poder vivan en carne propia lo que sienten los ciudadanos cuando ven invadida su privacidad.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

24 May 2017

Primer premio

8 3 9 4

AACB

Serie: 3 Folio: 11

2o premio

5974

3er premio

7634

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código