[ANIVERSARIO]

Otra generación renueva el ´I have a dream´

Martin Luther King III dijo que más que una conmemoración nostálgica, es tiempo de volver a escuchar las palabras de su padre y contrastarlas con una realidad todavía injusta.

Una nueva generación de activistas negros regresó el pasado sábado al lugar en el que hace 50 años Martin Luther King pronunció su discurso “I have a dream” para recordar que su misión sigue inacabada, que el movimiento por los derechos civiles tiene hoy nuevos objetivos y que es preciso seguir trabajando por la igualdad.

“Nuestra generación no puede permanecer sentada, disfrutando de los méritos y las glorias pasadas”, dijo ante decenas de miles de personas concentradas en el monumento a Lincoln Cory Booker, alcalde de Newark (Nueva Jersey), candidato demócrata al Senado. El hecho de que Booker sea uno de los políticos con más futuro en Estados Unidos (EU) es, en sí mismo, un reconocimiento del progreso conseguido en este país en el medio siglo transcurrido desde que King pronunció aquellas palabras. Como lo es la presencia en esta jornada de Eric Holder, el primer fiscal general negro de EU. Y como lo fue la intervención de Obama, que ha abierto el camino no solo a los negros, sino a que los miembros de otras razas, particularmente los latinos, puedan no ya soñar, sino a aspirar a ser presidentes.

Junto a las viejas leyendas del movimiento negro, especialmente el congresista John Lewis, el único superviviente entre los oradores de hace 50 años, marcharon jóvenes negros que todavía se sienten discriminados, no ya formalmente por las leyes y el Estado, pero sí cotidianamente por una sociedad en la que se han agudizado las diferencias sociales. Jóvenes como Sasha Farid, de 16 años, que recuerda que “hace 50 años se habló de segregación y ahora hablamos de prejuicios raciales, pero hay que seguir luchando y soñando”, informa Eva Saiz. Jóvenes como Deon Walsh, que acudió con una camiseta con el rostro de Trayvon Martin, cuyo asesino fue declarado inocente este verano y que se ha convertido en el último símbolo del trato discriminatorio que los negros sufren aún de la justicia. “A nuestra generación”, dice Walsh, “se nos ha apartado, consciente o inconscientemente, del movimiento de los años 1970, pero la lucha continúa y somos nosotros quienes debemos recoger el testigo”.

A Trayvon Martin aludió también Martin Luther King III, el hijo del célebre pastor, para advertir de que “este no es el tiempo de una conmemoración nostálgica” de la obra de su padre, sino una oportunidad para volver a escuchar sus palabras y contrastarlas con una realidad todavía injusta en vivienda, en educación, en salud, en alimentación, en oportunidades.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código