Black Friday y la identidad local

Estudiosos del comportamiento social dicen que no hay que cerrarse a las influencias, siempre que se mantenga la integridad nacional.

Temas:

En 2012, el ‘mall’ Multiplaza Pacific realizó la primera versión masiva del Black Friday en Panamá, con descuentos, filas y congestionamiento. LA PRENSA/Joniel Omaña. En 2012, el ‘mall’ Multiplaza Pacific realizó la primera versión masiva del Black Friday en Panamá, con descuentos, filas y congestionamiento. LA PRENSA/Joniel Omaña.
En 2012, el ‘mall’ Multiplaza Pacific realizó la primera versión masiva del Black Friday en Panamá, con descuentos, filas y congestionamiento. LA PRENSA/Joniel Omaña.

La agitada jornada de compras del viernes después del Día de Acción de Gracias de 2012 en Estados Unidos (EU) fue secundada por la cifra récord de 247 millones de consumidores, que aprovecharon las ofertas visitando las tiendas o a través de las páginas de internet de los comercios, según información suministrada por la Embajada de EU en Panamá.

En 2011 fueron 226 millones de compradores.

El reporte añade otros datos del exitoso Black Friday estadounidense versión 2012: El comprador navideño promedio gastó 423 dólares durante ese fin de semana, un aumento respecto a los 398 millones en 2011; 6 de cada 10 personas compraron ropa y accesorios de vestir; casi la mitad de los clientes hicieron sus transacciones de compra vía online y las reducciones de precios por tiempo limitado fueron el principal atractivo dentro de esta celebración del consumo.

Al final de la jornada, el gasto total alcanzó un estimado de 59 mil 100 millones de dólares.

ORIGEN DEL NOMBRE

“Para muchos minoristas, las ventas en ese día representan una parte sustancial de las ganancias anuales e indican las tendencias de gasto del consumidor desde finales de noviembre hasta finales de diciembre”, se cita en el reporte.

Por eso su nombre, Black Friday o Viernes Negro, “por su papel en ayudar a las empresas a tener ganancias y moverse ´al lado negro de la partida contable´ del año”, explica el documento.

Es decir, pasar de números rojos a cifras negras.

El término empezó a usarse en la década de 1960 y, paulatinamente, fue ganando popularidad.

MIRADA SOCIAL

Del fenómeno Black Friday se pueden obtener diversas lecturas, comentan los catedráticos en sociología Milciades Pinzón y Bolívar Franco.

Lo primero es cómo una celebración o actividad foránea se adopta en tiempo récord, gracias al alcance actual de los medios de comunicación masivos y las redes sociales en tiempos de un mundo globalizado.

También se deja en evidencia lo frágil que puede ser la identidad nacional, al adoptar con tanta facilidad esta celebración, condicionada por el sistema capitalista-consumista.

Y ocurre en todos los órdenes sociales de la vida, apuntan. Vemos, indican, cómo a diario recibimos influencias en el idioma, forma de vestir, en los hábitos alimenticios, la música y festejos como Halloween, el Día de Acción de Gracias o el Oktoberfest, entre otras.

Muchas son influencias impuestas por la llamada “mercantilización de la sociedad”, precisan.

Se trata de un fenómeno de influencia global y, en el caso de Panamá, los antecedentes datan de siglos atrás por su condición histórica de punto de tránsito, acotan.

Franco cita un caso reciente: “Físicamente, los estadounidenses se fueron a finales de 1999, pero siguen presentes en la mente a través de influencias como lo es ahora el Black Friday”.

Los estudiosos de la sociedad aclaran que no hay que ser cerrado a las culturas extranjeras, pero debe haber una identidad sólida y no caer en el consumismo sin sentido, en el caso del Black Friday, que se ha tomado sin analizar qué hay detrás o adquiriendo productos que probablemente ni siquiera se necesitan.

 Un día de no comprar nada

Hartos de la agitación de las compras propias del último tramo del año, activistas en contra del consumo promueven cada año el Día de no comprar nada, justo el viernes después del Día de Acción de Gracias en Estados Unidos, es decir, paralelo al Black Friday. Mientras que para el resto del mundo, se conmemora el sábado después del desenfreno del Black Friday. Como su nombre lo sugiere, la fecha invita a olvidarse de comprar cualquier producto por 24 horas, en un intento de crear conciencia sobre el consumo sin control e innecesario.

El Día de no comprar nada es una de esas fechas conmemorativas que pasan sin pena ni gloria en Panamá, pero según un reporte de Terra.org, es acatado por “millones de personas en más de 60 países”.

La primera vez que se celebró el Día de no comprar nada fue en 1992 en Canadá, y lo creó el artista Ted Dave.

HELKIN GUEVARA

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código