Enigmas de los astros

Miembros de la Asociación Panameña de Aficionados a la Astronomía narran curiosidades de los astros.
DATO. Se pensaba que Mercurio, al estar más cerca del Sol, era el planeta más caliente. Sin embargo, esto no es así, ya que Venus, ‘el planeta del amor’, es el que se lleva el premio como el más caliente de todos. FOTOLIA DATO. Se pensaba que Mercurio, al estar más cerca del Sol, era el planeta más caliente. Sin embargo, esto no es así, ya que Venus, ‘el planeta del amor’, es el que se lleva el premio como el más caliente de todos. FOTOLIA
DATO. Se pensaba que Mercurio, al estar más cerca del Sol, era el planeta más caliente. Sin embargo, esto no es así, ya que Venus, ‘el planeta del amor’, es el que se lleva el premio como el más caliente de todos. FOTOLIA

Sobre el manto infinito los astros esconden maravillas y acertijos que la curiosidad del hombre científico ha podido resolver.

Uno de esos misterios ha sido identificar cuál es el planeta más caliente.

Anteriormente, se creía que era Mercurio por estar más cerca del Sol.

Sin embargo, hoy se sabe que las temperaturas de Mercurio alcanzan solo los 427 ºC en el lado que es de día, y que Venus es el planeta que se lleva el premio como el más caliente con una temperatura máxima de 480ºC, sea de día o de noche, indica Aulio Hernández, el recién nombrado presidente de la Asociación Panameña de Aficionados a la Astronomía (APAA). “¡Allí, en Venus, el plomo se derrite al aire! Esto se debe al gran efecto invernadero por su pesada atmósfera: absorbe, pero no irradia nada de la energía que recibe del Sol. Y aun así le dicen el planeta del amor...”.

También se ha llegado a tener ilusiones ópticas sobre los planetas. Uno de esos misterios famosos es que se puede ver una cara de esfinge en el planeta Marte.

De acuerdo con Hernández, algunas de las primeras fotografías tomadas de la región de Cydonia en Marte por la sonda Viking en 1976 presentan una formación que se asemeja a una cara o esfinge.

“Esto se mantuvo en especulación hasta que la sonda Mars Global Surveyor (2001) fotografió dicha formación en mejor definición, mostrando que se trataba de una meseta con picos prominentes, los cuales al ser iluminados por el Sol en cierto ángulo producían el efecto de cara. Más aún las imágenes del Mars Reconnaissance Orbiter de alta definición en 2006 muestran, claramente, el origen natural de la formación rocosa”.

Sin embargo, el aficionado recalca que si algunas personas continúan observando una cara en Marte, “seguramente sufren de pareidolia, una ilusión óptica causada por un efecto psicológico en el que se observan figuras en objetos inanimados; por ejemplo: ver figuras en las nubes”.

Los mitos de la astronomía son tan infinitos como el propio manto del universo. Louis Taylor, expresidente de APAA, cuenta que es totalmente falso creer que las embarazadas deben tener cuidado de no mirar un eclipse.

“Los eclipses son la ocultación de un cuerpo celeste por otro. Cuando se oculta al Sol es debido a la intervención de la Luna, y cuando es un eclipse lunar es debido a la intervención de la Tierra. En ambos casos, ya sea que la Luna oculte al Sol o la Tierra a la Luna, aparece de protagonista nuestro satélite natural, lo que hace pensar a las embarazadas que el crío nacerá con lunares o manchas. ¡Nada más alejado de la verdad! La Luna está a más de 345 mil kilómetros. Los astronautas de las misiones Apolo requirieron de tres días para alcanzarla (y millones de dólares también). Para que un cuerpo tan lejano así logre afectar a un feto dentro del vientre de una madre en una determinada localidad de la Tierra es imposible”.

Imposible es también que la luna llena traiga locura, advierte Taylor.

“Ya comentamos la distancia extraordinaria a que está la Luna; acompañe esto que su fase de luna llena es siempre una vez al mes y que es luna llena para todos los habitantes de la Tierra, y si es así, ¿por qué no afecta a todos? Hollywood y los productores de cine sacan provecho de este mito, agregando hombres lobos y criaturas sombrías que cobran fuerza con nuestro satélite. Esto no tiene ninguna base científica, y solo es cierto para aquellas mentes que desean justificar sus actos ilícitos, echándole la culpa a nuestra inocente compañera nocturna”, aclara el aficionado.

Por otro lado, contemplar una estrella fugaz no será garantía de que un deseo suyo se cumpla, desmiente Taylor. “Durante su recorrido alrededor del Sol, la Tierra pasa por pequeñas basuritas de piedra y hielo dejada por algún cometa. Estas piedritas al cruzar por nuestra atmósfera se calientan y crean el efecto como si fuesen estrellas que caen, dando origen a las conocidas estrellas fugaces. Alrededor del año aparecen por temporadas y reciben el nombre de la constelación radiante de donde pareciera proceder: “Gemínidas”, de Géminis; “Perseidas”, de Perseo, y así. Pero son rocas que se incendian al entrar en contacto con los gases de la atmósfera, y está difícil que puedan cumplir un deseo”.

Lo que sí es cierto es que la Astronomía es una ciencia tan antigua como el hombre, afirma Taylor. “Desde que inició su observación a aquellos puntitos brillantes que hay en el cielo, no ha dejado de fascinarle y buscar explicación a todo cuanto se le presentaba como un misterio. Así que el misterio, en ocasiones, se convirtió en ciencia, pero en otras se convirtió en mito”.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código