Mezcla de lo católico y lo pagano

En América Latina existen muchas interpretaciones de las diabladas. A continuación, un recorrido por varias de las más famosas.

Aunque la versión católica habla del enfrentamiento entre el bien y el mal, imponiendo en la fiesta la participación de emplumados ángeles que derrotan a los diablos; para muchos investigadores, el sentido original de la diablada no tiene que ver con personajes católicos, sino con Huari, el dios pagano.

Huari es considerado el símbolo de la oposición de los mineros al orden establecido en los asentamientos de la minería altoandina. Y la Virgen, que fuera Venus bajando al socavón para iluminar y unificar a la gente, también fue impuesta por los evangelizadores.

Es que con la llegada de la fe cristiana y la extirpación de las idolatrías, los indígenas tuvieron que aceptar la interpretación impuesta por la curia, aunque a través de las danzas y disfraces se burlaban secretamente de los opresores ante la censura impuesta a sus creencias.

DIABLURAS FAMOSAS

Muchas interpretaciones de las diabladas existen hoy en América Latina. Las más famosas son las del carnaval de Oruro en Bolivia, o la de la Candelaria, a orillas del lago Titicaca, en la ciudad peruana de Puno.

Estas, al igual que la diablada de La Tirana, en Chile, están vinculadas a la minería en el virreinato. Los mineros creían que en las profundidades de la mina vivía el diablo y por ello bailaban en honor a la Virgen del Socavón.

“La presencia del carnaval en América se justifica como producto de un proceso, en donde la memoria colectiva desempeña un papel que logra activar los ritos agrarios precolombinos con festejos africanos y personajes o costumbres de origen hispánico. Obedece a la acción del sincretismo en el perfil de la cultura mestiza”, dice la investigadora social colombiana Lydia Inés Muñoz.

Los diablicos sucios de Panamá, los diablos de Río Sucio de Colombia, los diablos danzantes del Corpus Christi de Venezuela, los Diablos Cojuelos de República Dominicana, y otros, presentan diversas interpretaciones de la lucha entre el bien y el mal, pero todos son una muestra, con diferentes creencias, culturas y cosmovisiones, del sincretismo que buscó unir dos mundos opuestos, el europeo y el de los pueblos originarios y afro descendientes del Nuevo Mundo.

En Venezuela, además de los diablos de Yaré, los de Naiguatá, los de Chuao y los danzantes del Corpus Christi, están los diablos Encarnados representados por los seguidores del Santísimo Sacramento. Son una afirmación de la fe cristiana que se vuelca a las calles, que también reafirma la protesta “enmascarada” ante el yugo de los esclavistas y de los señores hacendados que explotaban a los esclavos africanos; es por ello que los capataces representados en las fiestas suelen portar látigos y lucir cuernos demoníacos en señal de burla.

En República Dominicana, los Diablos Cojuelos andan por las calles atormentando a la gente, vestidos como los caballeros de la época de la conquista, azotando con vejigas a los transeúntes, simbolizando también el poder impuesto por la fuerza del conquistador.

Máscaras que representan monstruos terroríficos, alegorías de animales fantásticos vinculados a lo impuro o demoníaco, rostros de reptiles perversos, colmillos y cuernos desproporcionados, y un sin fin de máscaras maléficas, evolucionan cada año y son tema común a lo largo y ancho del continente donde se celebran las diabladas.

Todas estas fiestas tienen en común una imaginación impresionante, un sincretismo en su máxima expresión, una renovación de fe religiosa –católica y pagana– y un espíritu festivo que caracteriza a los latinoamericanos, que seguirá doblegando las más duras adversidades con ironía, devoción y creatividad.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código