Mochileros, los nuevos turistas de Cisjordania

El destino tiene su misticismo en plasmar la realidad de la zona conflictiva y conocer desde adentro su cultura.

Temas:

Dos turistas esperan en un salón del albergue en el Hostal Área D de Ramala.EFE Dos turistas esperan en un salón del albergue en el Hostal Área D de Ramala.EFE
Dos turistas esperan en un salón del albergue en el Hostal Área D de Ramala.EFE

Cada vez más turistas mochileros apuestan por un destino hasta ahora nada convencional: Ramala, donde hostales locales ayudan a los animados viajeros a adentrarse en el ocio, la gastronomía y la realidad política palestina.

“Welcome to Palestine!” (¡Bienvenidos a Palestina!) resuena en las calles ante la presencia de un aturdido y fascinado ashnabi (extranjero, en árabe) que se zambulle en los bramidos del claxon, el vocerío de los vendedores callejeros y el fuerte aroma del café local.

Mochila al hombro y curiosidad en ristre, suelen dirigirse a uno de los dos modernos hostales que en dos últimos años han cambiado las posibilidades de alojamiento en Ramala, antes monopolizada por una decena de hoteles prohibitivos para viajeros de bajo presupuesto. “Cada día, nuevos huéspedes son gratamente sorprendidos por la realidad de Cisjordania y cuán diferente es de sus expectativas. Esperan ver ciudades llenas de escombros con milicianos armados hasta los dientes”, revela a EFE Mike, copropietario europeo del albergue rea D, nombre que añade una dimensión a las tres (A, B y C) en las que se divide Palestina en virtud de los acuerdos de Oslo. “Y cuando se encuentran con una baja criminalidad, infraestructuras relativamente modernas y gente amigable viviendo bajo una ocupación militar muy visible, tienden a cuestionar sus juicios previos y algunos hasta sus creencias fundamentales”, avivados por experiencias como el cruce de controles militares israelíes o el avistamiento de asentamientos.

Víctor Vilchisteria, ingeniero de software mexicano de 28 años, se queda en el denominado Hostal en Ramala, pionero en ofrecer desde 2013 una alternativa de alojamiento a bajo coste (10 dólares la noche) para satisfacer las necesidades de un mochilero que, en general, tiene un presupuesto ajustado, ganas de explorar y busca interacciones “reales”.

“Quería conocer mejor Cisjordania, hablar con la gente y formarme una opinión por mí mismo de lo que sucede en esta zona”, justifica el mochilero.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código