A la caza de cerebros

El químico, bioquímico y escritor español Pere Estupinyà, becario del Massachusetts Institute of Technology, apuesta por la divulgación científica.

Temas:

A la caza de cerebros A la caza de cerebros

A la caza de cerebros

Hombres y mujeres son mucho más parecidos de lo que se piensa, según afirma Estupinyà. Hombres y mujeres son mucho más parecidos de lo que se piensa, según afirma Estupinyà.

Hombres y mujeres son mucho más parecidos de lo que se piensa, según afirma Estupinyà. Foto por: Rella Rosenshain

Por los poros del español Pere Estupinyà se transpira ciencia en estado puro. Este químico y bioquímico de formación decidió no continuar sus estudios de doctorado en genética para dedicarse a otra pasión que descubrió en su caminar por los laboratorios: la divulgación científica.

Ya inmerso en este rol, fue becario del programa Knight Science Journalism del Massachusetts Institute of Technology, editor del programa Redes, de Televisión Española (TVE) y columnista en diversos medios de comunicación, todo con el propósito de compartir información científica.

Desde entonces se cataloga como “el ladrón de cerebros”, nombre con que tituló su primer libro sobre ciencia, publicado en 2010.

Estupinyà está convencido de que existen personas con “cerebros brillantes, no solo por inteligencia, sino por conocimientos que los hacen expertos en las cosas más sorprendes que te puedes imaginar”, afirma en entrevista con este diario en Guadalajara, México, donde había sido invitado por el Banco Interamericano de Desarrollo para ser moderador del II Hackatón de Periodismo Científico e Innovación.

Por ello, Estupinyà está en búsqueda de historias científicas para simplificarlas y llevarlas a un público diverso. Siguiendo esta línea, en 2016 dirigirá un programa también llamado El ladrón de cerebros por TVE.

“Puedes conocer a alguien que es piloto de aviones, un paleontólogo, alguien experto en la sociología del internet, en la medicina, etc., en fin, gente que sabe muchas cosas de un tema concreto. Cuando hablas con ellos durante media hora te explican cosas superinteresantes. Yo, en el ámbito de la ciencia, lo que hago es robarles su cerebro, y de alguna forma busco filtrar, reescribir y recontextualizar las cosas que hay en su cerebro para explicarle a la gente, de una manera muy amena”, dice.

Y en este recorrido por la divulgación científica, Estupinyà también ha participado en proyectos de investigación vinculados al sexo, que hoy lo convierten en el primer hombre del mundo que ha tenido un orgasmo bajo un escáner de resonancia magnética funcional. Todo por amor a la ciencia.

La ciencia detrás de la sexualidad

Toparse en un congreso con una investigadora que realizaba un experimento sobre sexualidad con ratas entusiasmó al divulgador científico español Pere Estupinyà a crear su próximo libro: S=EX2, la ciencia del sexo.

Eso ocurrió en noviembre de 2008. Estupinyà caminaba por la sección de pósteres del congreso anual de la Society for Neuroscience, en Washington, Estados Unidos, cuando un cartel que llevaba por título “Clitoral stimulation induces for activation in the rat brain” atrajo poderosamente su atención.

Lo exponía la científica Mayte Parada, de Concordia University, en Canadá, quien le explicó a Estupinyà que esta estimulación la hacía para estudiar los mecanismos neurofisiológicos de la respuesta sexual en las ratas.

A raíz de este encuentro comenzó su aventura que lo hizo partícipe de investigaciones que midieron la actividad cerebral de su propio cerebro a través de prácticas como la autoestimulación, el sexo tántrico, swingers (intercambio de parejas sexuales) y sadomasoquismo.

En entrevista a este medio, brinda detalles sobre su libro, su rol en investigaciones científicas vinculadas al sexo, el vínculo que existe entre la mente y el aparato genital, entre otros temas.

¿Cómo surgió la idea de hacer este libro ‘S=EX2’, y cómo influyó en usted en el ámbito personal?

La semilla de este libro es un encuentro fortuito en un congreso de neurociencia con una investigadora que estudiaba las hormonas relacionadas con el deseo sexual a través de estimular el clítoris de las ratas.

A mí esto me sorprendió muchísimo, y como la conversación que tuve con ella fue muy interesante, decidí explorar un poco mejor toda esta parte científica de la sexualidad. Me di cuenta de que había mucha parte seria [científicamente hablando]. A partir de ahí vi que incluía un componente de neurociencia, psicología, y así despertó mi interés.

Es verdad que también esto, a nivel personal, fue como una cierta oportunidad o casi excusa para aprender de un tema que casi no te atreves a explorar, como lo son temas relacionados al sadomasoquismo, intercambios de pareja, etc. Sabes que ocurre, pero no irás a un club para contactar a alguien [que practique este tipo de actividades sexuales] y decirle ‘oye, explícame de qué va’. Esto te da una excusa muy buena para hacerlo, y me resultó curiosa también la parte científica y la de comportamiento sexual humano. A mí me interesó particularmente, claro.

¿En qué tipo de estudios o experimentos vinculados al análisis de la sexualidad ha participado?

He participado en algunos estudios. Uno en concreto consistió en estimularme sexualmente hasta llegar al orgasmo mientras medían la actividad de mi cerebro, y comparaban mi cerebro, que es un cerebro normal, con cerebros de personas con problemas de difusión eréctil o de eyaculación precoz, cerebros de mujeres, etc., para ver si habían algunas diferencias entre estos. Fue un estudio bastante peculiar.

¿Qué diferencias halló ese análisis?

De hecho, un dato curioso es que no encontraron diferencias entre cerebros de hombres y de mujeres, y vieron que todo lo que pasaba en el cerebro desde la estimulación sexual hasta el orgasmo fue lo mismo. Si tú pones a un neurocientífico experto a que evalúe las secuencias de ambos cerebros para que intente diferenciar [cuál es de un hombre y cuál es de una mujer], no encontrará ninguna diferencia. Todo se ve igual, somos mucho más parecidos hombres y mujeres de lo que pensamos.

¿Qué otras prácticas ha realizado para ahondar más en la ciencia de la sexualidad?

Luego de los experimentos científicos, también exploré otras áreas de aspecto más social, como conocer gente que practica tantra. Fui a talleres de sexo tántrico, y de alguna forma lo probé también; ahí se aprende a hacer otro tipo de respiración y de estímulos para ver qué sientes... ¡Es una cosa que uno no hace! No se hace normalmente porque te da cosa, te da vergüenza, no conocer a nadie que lo haga, hasta que de repente tú estás hablando con alguien que te da confianza y te dices: ‘¡voy a probarlo!’. Eso fue muy interesante a nivel personal también.

¿Qué conexión existe entre mente y genitales?

Hay un sistema nervioso que los une, y este sistema nervioso envía señales de uno a otro y otro a uno. Tú puedes mentalmente sentir excitación porque ves a alguien o porque tienes una fantasía, y hay una señal que recorre la médula y llega a los genitales, y a través del nervio pélvico envía una señal. También puedes tener un tocamiento, o una caricia que te excita el nervio pudendo, y ese nervio envía una señal de excitación al cerebro. La conexión es a través del sistema nervioso sobre todo. Ocurren descargas hormonales en diferentes sitios, pero la conexión es a través del sistema nervioso, y muchos de los problemas vienen de aquí. Una cosa es la parte mental, pero la parte física es lo que hace que algunas mujeres no lleguen al orgasmo o que algunos hombres tengan eyaculación precoz; esto último ocurre por una sobreactivación de los nervios. Todo se da a través del sistema nervioso.

A su juicio, ¿cuál es el valor de la ciencia en la sociedad actual?

A veces sustituyo la palabra ciencia por conocimiento, ese afán de conocer cosas. Ahora mismo la ciencia es el gran motor del conocimiento, la mayor parte del conocimiento nuevo que se está generando viene de la ciencia. En otras épocas de la historia había sido de la filosofía o de la literatura, o del arte, pero ahora en la actualidad el gran motor del conocimiento que tenemos es la ciencia, por eso las novedades vienen de ahí.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

17 Sep 2017

Primer premio

7 8 4 2

ACBC

Serie: 13 Folio: 13

2o premio

1718

3er premio

2529

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código