LA VOZ DE LA ACADEMIA

Contra la corriente

Temas:

Es falso aquello de que los nombres no tienen ortografía. También se escriben, se leen y se estudian. Pertenecen al campo de la onomástica. Y se clasifican como palabras agudas, graves, esdrújulas. Llevan tilde cuando la regla lo amerita y obedecen a un uso estatuido. Tienen su propia historia y su proceso de formación.

Cualquier inescrupuloso hace de la escritura de los nombres su propio “registro civil” y su propia norma. Si a alguien se le antoja escribir Rebeca con v y con k, lo hace. Lo peor es que estos exabruptos, nacidos del capricho, se legitiman.

La Asamblea Nacional aprobó la ley 31, del 25 de julio de 2006, que a la letra dice: “En la asignación del nombre del recién nacido, no se permitirán los nombres que lo perjudiquen o lo expongan al ridículo. El oficial del Registro Civil queda facultado para negar la asignación de nombres que se encuentren en algunos de los supuestos mencionados”. Sería necesario que el “oficial del Registro Civil” sea instruido en aspectos ortográficos, que se escriba con propiedad y no por complacencia o que el Registro Civil contratase los servicios de correctores o especialistas en el idioma. Según el artículo 5, el Registro Civil es depositario de todos los hechos vitales: nacimientos, matrimonios, divorcios, defunciones...  correcciones,  rectificaciones, e incluso cancelaciones, cuando se puede determinar que en su momento fueron realizadas de manera incorrecta.

APELLIDOS COMPUESTOS

Existen apellidos de origen español que ofrecen cierto conflicto al momento de su escritura: Ruiz, Ortiz, Flores, de Gracia, de León, de la Rosa, de Sedas, de la Guardia. Ruiz y Ortiz no llevan tilde nunca. En el primero hay un diptongo (ui) que hace la palabra monosílaba (los monosílabos no se tildan); en el segundo (con dos sílabas Or-tiz) se trata de una palabra aguda terminada en z. Flores con s (y sin tilde). La otra forma Flórez, termina en z y lleva tilde.

Explicaba Elsie Alvarado que los apellidos compuestos llevan la preposición (de) con minúscula. Así fue y ha sido en la más conservadora tradición española: Fray Luis de León, Lope de Vega, Miguel de Cervantes. Nosotros hemos invertido y pervertido la norma.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código