La historia de isla Cébaco contada por sus pobladores

La obra aborda las características de las principales comunidades, su dinámica económica y la explotación de sus recursos en el tiempo.

Una nueva publicación escrita por Jorge Ventocilla y Agripino Ríos, titulada ¡Cébaco!: La historia de la isla de Cébaco, Panamá, contada por sus pobladores, aporta valiosa información sobre esta isla del Pacífico panameño, su gente, historia y transformación. Cébaco, la mayor de las islas del golfo de Montijo, es de particular interés para la conservación, ya que forma parte de la zona de amortiguamiento del Parque Nacional Coiba y está cerca del humedal protegido del golfo de Montijo.

Más conocida como un buen spot para surfistas y para la pesca deportiva, la isla y sus pobladores han experimentado en las últimas décadas cambios muy rápidos, especialmente en la explotación de sus recursos, la economía, la venta y especulación de tierras y el desplazamiento de sus pobladores, según relata la obra, cuya producción ha sido apoyada por Futuro Forestal y el Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales (Stri).

Entre 2007 y 2011, los autores recorrieron las comunidades de Cébaco entrevistando a los lugareños, quienes les compartieron sus recuerdos e historias sobre la vida en la isla, que el libro recoge en tres secciones: “Origen y características de las tres principales comunidades (Platanares, Los Almácigos y El Jobo)”, “Recuerdos de los pobladores sobre el uso y explotación de los recursos naturales”, y “Cómo ven y sienten los pobladores el futuro de la isla”.

Los autores explican que los primeros pobladores de Cébaco fueron indígenas, mientras la población actual es fruto de diversas migraciones que han ocurrido a lo largo del tiempo. En el pasado se explotó mucho la madera en Cébaco, sobre todo la caoba. El libro, diagramado por Christine Cartooch, recopila anécdotas de los pobladores y familiares del inversionista de origen chino Joaquín Von Chong, quien se dedicó a la extracción de caoba en asociación con la Frederick Mahogany Company de Florida (EU) en las décadas de 1940 y 1950, negocio que dio origen a las “carreteras” en la isla, que más bien son caminos de tierra para vehículos de doble tracción.

Los cebaqueños narran cómo la agricultura vio mejores días en el pasado, cuando la tierra “era buenísima y no necesitaba fertilizante”, cómo “el otoe tenía buen precio” y se sacaban de la isla para vender productos como el frijol de bejuco, plátanos, arroz, maíz y ñame. Pero a medida que “los montes” se fueron haciendo escasos, la gente empezó a buscar otras fuentes de ingresos y la agricultura como principal actividad de subsistencia dio paso a la pesca y la compra de comida. Luego de años de abundancia, al practicar una pesca insostenible, con descarte de productos que no tenían demanda comercial, la actividad también mermó.

La ganadería en la isla comenzó en la década de 1960, con el establecimiento de asentamientos campesinos. Desde 1996 cuando la Dirección Nacional de Reforma Agraria hizo el “Estudio Tenencial de Cábaco”, los pobladores empezaron a tener derechos posesorios, que luego vendieron. En este estudio también se acordó con los cebaqueños dejar ciertas áreas boscosas como “reservas”, pero la historia ha sido otra. “Algunos piensan que cuando se realizaron estos estudios tenenciales hubo quienes ´jugando vivo´, aprovecharon”, plantean los autores. Algunos habitantes han vendido parte de su tierra y mantienen otra para vivir y sembrar, otros venden y se van, y están quienes se niegan a vender. Otros aducen que la Autoridad Nacional del Ambiente prohibió la tala en las montañas, pero ven que estas también se están vendiendo.

El trabajo de Ventocilla y Ruiz invita a otros autores a estudiar esta región rural de Panamá, y hace un llamado a escuchar a la historia, “que nos está diciendo que no se puede seguir con lo mismo, con esa explotación sin fin de la naturaleza y de la gente, porque por ahí solo vamos, todos juntos, al despeñadero”.

OTROS DATOS

COAUTOR. Hoy día hay mucha basura plástica que llega a las orillas de la isla con las corrientes desde otros sitios, dice Agripino Ríos, desde El Pajal de Cébaco, e indica que los habitantes están contentos con este trabajo y confía que la información llegará a los niños.

DISPONIBILIDAD. La obra se distribuirá a las familias de la isla y de la vecina Gobernadora, a las escuelas de tierra firme cercanas y en las bibliotecas públicas del país. Una parte se podrá adquirir en Stri.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código