JÓVENES DE ÉXITO

Comer para ganar

Gianareas considera que hay espacio para muchos nutricionistas deportivos en Panamá. Gianareas considera que hay espacio para muchos nutricionistas deportivos en Panamá.
Gianareas considera que hay espacio para muchos nutricionistas deportivos en Panamá.

La mala alimentación atenta contra la humanidad. El 39% de las personas adultas (por arriba de 18 años) tiene sobrepeso y el 13% es obesa. Esta metamorfosis es revelada por la Organización Mundial de la Salud.

Y según el Programa Mundial de Alimentos, hasta el año pasado alrededor de 795 millones de personas en el mundo no tenían suficientes alimentos para llevar una vida activa y saludable.

Ante un escenario mundial tan inequitativo y desigual, la nutrición y la buena alimentación toman una relevancia nunca antes vista.

En Panamá, el 56% de la población panameña adulta tiene problemas de peso, de ahí que 20.4% de los adultos panameños sea obeso y otro 36.4% sufre de sobrepeso.

Helen Gianareas, nutricionista clínica y deportiva de Nutrition Performance Studio, observa a diario pacientes que quieren dar cambios en su vida, romper ciclos destructivos. También atiende a atletas de alto rendimiento y personas que le dedican tiempo y ganas a una vida saludable.

En ambos casos Gianareas muestra la misma pasión. Hace un llamado de atención sobre la alimentación y cómo incide esta en la salud de las personas.

Una Mente Brillante

Siempre fue estudiante de honor y ha tenido sed por el conocimiento y por seguir aprendiendo. Estudió en la Universidad de Purdue, Indiana, y se graduó de nutrición y dietética.

Al principio pensó en estudiar ingeniería biomédica, pero quería un trato más directo con los pacientes, y desde que tomó la decisión de especializarse en la nutrición, no ha mirado hacia atrás.

Al finalizar la licenciatura, fue elegida para rotar durante un año en Nueva York, entre los hospitales más concurridos, como el Hospital Presbiteriano. Después, le tocó uno psiquiátrico, luego uno pediátrico y así sucesivamente.

Al finalizar el año de rotación, había tratado a pacientes con diversas condiciones médicas y diagnósticos complicados. Pacientes en unidades intensivas y aquellos que estaban en rehabilitación.

Gianareas estaba encargada de evaluarlos, determinar si estaban en riesgo nutricional y hacerles planes especializados.

Ese verano también decidió dedicar su tiempo a un programa de alimentación para niños de bajos recursos.

Finalizada su rotación, el Hospital Presbiteriano le ofreció una beca de investigación en el área de oncología ambulatoria. Allí estuvo durante seis meses. Durante este período trató con pacientes que recibían tratamientos de quimioterapia y radiación, también con aquellos que padecían desórdenes de la sangre. Esta vez, Gianareas tenía que crear programas de nutrición con el propósito de que no se desgastaran durante su tratamiento.

Tenía que estar al tanto de pacientes que mostraban falta de apetito, problemas al tragar u obstrucciones en su tracto digestivo. El reto era buscar la mejor forma para que se alimentaran, ya fuese por tubo, método intravenoso u oralmente y solo con líquidos.

“El paciente que no pierde peso durante su tratamiento, tiene más oportunidades de sobrevivir”, afirma Gianareas.

Vida profesional

Ya siendo una nutricionista registrada a nivel nacional en Estados Unidos, podía practicar en cualquier estado y escogió mudarse al otro extremo. Sentó base en Sacramento, California, en el UC Davis Medical Center.

Tenía que educar a tres nutricionistas y al principio estaba muy positiva porque el trabajo que había conseguido era “soñado”, con beneficios increíbles, un buen salario, horario flexible, retos que diariamente la motivaban y un buen ambiente laboral.

Pero después de finalizar el primer año se dio cuenta de que estaba muy cómoda y que el trabajo se había vuelto una rutina. Quería hacer más actividades. Incluso, pedía formar parte de nuevos proyectos, pero la empresa en la que trabajaba solo le ofrecía más dinero.

Optó por tomar un curso en cultivos orgánicos, aunque seguía insatisfecha. Así que decidió que era hora de volver a Panamá para iniciar un nuevo capítulo de su vida.

Gianareas recuerda que antes de irse a estudiar a la universidad, jamás había considerado la carrera de nutrición como una forma de ganarse la vida. “Acá, el doctor se encarga de la dieta del paciente, dependiendo de las preferencias o alergias”, dice Gianareas.

Al principio pensó en trabajar para ganar experiencia y darse a conocer en Panamá. Sus planes fueron cambiando una vez más, cuando se dio cuenta que los horarios de trabajo le exigían tanto tiempo que no tendría espacio para hacer otras actividades.

Por si fuera poco, su padre le anunció que se iba a mudar de Panamá y tenía un mes para vender la casa y el carro. La dependencia con la que estaba contando se esfumó frente de sus ojos y se dio cuenta que el momento de actuar era ahora o nunca.

“Pánico total” es cómo lo describe Gianareas, recordando ese momento. Pero después recapacitó, “para que esta decisión no fuera en vano, tenía que empezar ya”, afirma.

Recapacitando en el momento que atendió a su primer cliente, su mayor temor era que no estaría a la altura.

Mayor conciencia

Desde hace un par de años ha habido un boom por el deporte y más conciencia por llevar una vida saludable.

Hay más asociaciones, gimnasios especializados, nutricionistas, jugos y programas detox para seguir el ritmo de lo que muchos están convirtiendo en un estilo de vida y no moda pasajera.

Lo que ha hecho durante el último año muestra que sí se puede ser profeta en tierra propia.

Gianareas se puso en contacto con la Asociación Internacional de Nutrición Deportiva (ISSN por sus siglas en inglés), con sede en Londres, Inglaterra, e hizo un posgrado a distancia que tardó 14 meses.

Abrió su clínica en el hospital San Fernando y también atiende en Tu Bici Panamá, en avenida Balboa.

Asesora a pacientes con cáncer y a deportistas que quieren incrementar su rendimiento, ganar más músculo o lograr un cuerpo más esbelto.

Gianareas advierte que todos los deportes son distintos y no puede dar la misma recomendación o planes nutricionales a los atletas porque “depende si el deporte es de alto rendimiento o más intensivo, de pocos minutos o varias horas”.

Manifiesta que cada deporte es diferente, al igual que cada cuerpo, metabolismo y ambiente hormonal es diferente.

En el hospital San Fernando apoya al doctor Alonso Alvarado, asesorando a pacientes que padecen de obesidad mórbida que buscan operarse.

“Un problema en Panamá es que no hay equipos interdisciplinarios y después de la operación, aunque el cliente haya perdido peso, lo recuperan en un año o dos”.

Ha tenido casos donde los pacientes cancelan sus operaciones después de ver resultados, siguiendo su plan alimenticio.

Además, ha sido invitada a presentar charlas y talleres en Sportline y Satva Panamá. También ha participado en varios congresos como conferencista y todavía le queda tiempo para practicar deportes a diario, cuando no es temporada de cayuco, practica running o crossfit.

Entre sus planes a corto plazo está crear un programa educativo y apoyar una universidad para desarrollar la nutrición.

Considera que muchos nutricionistas en Panamá“no están capacitados para ser nutricionistas clínicos ni deportivos y no tienen una práctica profesional que les da esa confianza”.

También aspira hacer un doctorado en la Universidad de Harvard sobre estudios preventivos del cáncer.

Ha hecho una red de contactos profesionales que están creando y escribiendo las recomendaciones de nutrición, no los libros que tienen 10 años de haberse publicado.

Sus métodos no son tradicionales, opta por eliminar los productos light de sus planes alimenticios, anima a no contar calorías. Y advierte que no es opcional la actividad física.

PERFIL DE HELEN GIANAREAS

Purdue University

Licenciatura en ciencias de nutrición, dietética y premedicina, 2010.

Sociedad Internacional de Nutrición Deportiva (ISSN)

Posgrado en nutrición deportiva, agosto 2015.

Nutrition & Performance Studio

Fundadora y propietaria desde marzo 2014.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código