Productores se abstienen de sembrar

Déficit en cultivo de arroz

En el período de mayo 2014 a abril de 2015, el Mida tenía proyectada la siembra de 72 mil 200 hectáreas. Solo hay un avance del 10%.
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201Y7I1Xc.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201Y7I1Xc.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201Y7I1Xc.jpg

La extensión de la temporada seca y el escaso acceso de los productores a financiamiento sepultaron las proyecciones de siembra de arroz durante el ciclo agrícola 2014- 2015.

El cultivo de arroz, principal grano en la dieta del panameño, registra un déficit de 6 mil 300 hectáreas en comparación con igual período del año pasado.

Las proyecciones no son alentadoras. Las autoridades agropecuarias habían programado el cultivo de 72 mil 200 hectáreas del grano, pero los agricultores son menos optimistas y aseguran que este ciclo agrícola, que debió iniciar en mayo pasado y culminar en abril del año entrante, apenas llegará a 40 mil hectáreas.

La primera siembra, en su mayoría en la técnica de secano (que solo depende de las lluvias), se da entre mayo y julio; y la segunda, entre septiembre y diciembre, cuando predomina el cultivo bajo riego.

El tiempo es el peor enemigo de los productores, quienes aseguran que sin políticas agropecuarias definidas será muy difícil alcanzar la meta.

Sus proyecciones las sustentan en una serie de tropiezos que profundizan una crisis, por ahora, sin revés.

El aumento de las importaciones del arroz pilado, el atraso en los desembolsos de los préstamos agropecuarios y el cambio climático agudizan la caída de la siembra, arrastrada desde hace más de una década.

“Muchos productores se abstuvieron de sembrar debido a la incertidumbre en los canales de comercialización, donde en el último quinquenio imperaron las importaciones, y el precio pagado al productor local no es rentable”, manifestó Rubén Zevallos, presidente de la Asociación de Productores de Arroz y Granos Básicos de Veraguas (Apave).

En 2013 ingresaron al país 1.1 millón de quintales de arroz blanqueado, 313 mil 796 quintales más que el año anterior, según cifras de la Autoridad Panameña de Seguridad Alimentaria.

La transacción representó un incremento del 40.7%, sin que esta se traduzca en una disminución en el costo del producto al consumidor. La libra de arroz especial en los últimos dos años aumentó en promedio 9 centésimos, llegando a costar 51 centésimos.

Edwin Cárdenas, director del Instituto de Mercadeo Agropecuario (IMA), asegura que se retomará la compra de la producción local y que se importará solo lo necesario, siempre que sea en cáscara.

Durante la pasada administración de Ricardo Martinelli las reglas de importación se cambiaron, permitiendo la entrada de arroz pilado que benefició de manera directa a los dueños de supermercados y tiendas. De esta manera los comerciantes no están obligados a comprar la cosecha local.

Respecto a la siembra, el director del IMA indicó que solo registra un avance del 10%. “De las 72 mil 200 hectáreas sembradas, 60 mil 600 se cultivarán en secano, y 11 mil 600 bajo riego, pero a la fecha se registra un déficit de 6 mil 300 hectáreas”, aseguró Cárdenas.

Según el dirigente de la Apave, otro factor que ha desmotivado la siembra es que los bancos estatales demoran mucho tiempo en aprobar los préstamos y la banca privada, en algunos casos, evita financiar por los riesgos de la actividad.

Las pocas facilidades de financiamientos y pagos no justos a la cosecha desincentivan a los productores.

En Veraguas, 124 agricultores cultivan 2 mil 500 hectáreas, de las 8 mil que se tienen programadas.

La crisis en el cultivo se agravó durante el último quinquenio porque no se respetó la producción local, pero los agricultores aún guardan la esperanza de que el rumbo del sector cambie en positivo, indicó Alexander Araúz, exdirectivo de la Asociación de Productores de Arroz de Chiriquí.

“El panorama se vislumbra sombrío, cuando se advierte del regreso del fenómeno atmosférico de El Niño entre septiembre y octubre, lo que trastocaría aún más los ciclos de siembra”, comentó Araúz.

En la manera de que el Gobierno haga una reestructuración de la siembra, bien programada y asistida, donde se le garantice un precio justo al productor para el próximo ciclo agrícola 2015-2016, se podrá cumplir la meta de abastecer de alimentos al país, dijo Araúz.

La primera cosecha de este ciclo está prevista para mediados de agosto. El productor aspira a recibir más de $23 por quintal de arroz, un precio acorde con los costos de producción.

El problema del arroz es complejo. Los analistas recomiendan evaluar el papel que juega cada eslabón de la cadena y coordinar esfuerzos que garanticen una producción a precios competitivos, para los agricultores, molineros, comerciantes y consumidores.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código