LUNES CON EL PIE DERECHO

LUNES CON EL PIE DERECHO: Millennials vs. centennials (parte II)

LUNES CON EL PIE DERECHO: Millennials vs. centennials (parte II) LUNES CON EL PIE DERECHO: Millennials vs. centennials (parte II)
LUNES CON EL PIE DERECHO: Millennials vs. centennials (parte II)

Stefy Cohen

OPINIÓN

La semana pasada escribí acerca de la diferencia entre millennials y centennials. Los millennials fueron los pioneros de la vida digital. Entre los 22-34 años, los millennials perciben el internet como el espacio para su libertad de expresión. En cambio, los centennials son los nativos digitales. Entre los 0-18 años, el internet es un medio de conexión, pero lo utilizan con mucha más privacidad y cautela que los millennials.

A medida que vaya pasando el tiempo, entenderemos mejor a los centennials ya que dentro de un mismo rango tenemos a centennials -hijos menores de babyboomers y centennials- primogénitos de millennials. Por ejemplo, los bebés de ahora se equivocan y tratan de cambiar los canales de televisión con la manita como si fuera touchscreen, como su iPad (que poseen desde que nacen). Además, esta será la primera generación de bebés veganos o yoguis de la historia.

Cada vez más, hay niños de 3 años que toman leche de almendras y saben hacer un headstand.

Chao cumpleañitos con nuggets y papitas fritas y hola cumpleaños donde donamos los regalos a una causa social y comemos chips de camote horneado.

Será interesante ver cómo, en reacción a su crianza, los millennials criaremos de maneras muy particulares a los futuros centennials. Por ahora, sigamos analizando el comportamiento millennial y centennial presente, ya que además de utilizar el internet de maneras distintas, ambas generaciones perciben los negocios de maneras diferentes.

Los millennials estrenamos el boom del e-commerce. Para los millennials, el e-commerce de ninguna manera reemplaza el consumo del retail tradicional, pero sí es otro de los ejemplos de cómo el internet es la tierra digital de posibilidades. Aunque las tiendas online no reemplacen nuestras tiendas locales, el e-commerce nos permite hacer pedidos online en tiendas digitales o en otros países, amplificando así el sentido de conexión global.

Para los centennials, el e-commerce es tan “tradicional” como las tiendas presenciales ya que ambas estaban presentes cuando ellos nacieron. El e-commerce no es nuevo ni innovador ya; se supone que todas las tiendas deben tener sus versiones online. Los centennials aprecian más la conexión C2C: cliente a cliente. Plataformas como Etsy (un portal venta de productos hechos a mano) o eBay siguen adquiriendo valor como modelo de negocios. Por eso, cada vez más vemos el surgimiento de empresas que fungen como mediadoras entre dos consumidores o clientes, quienes harán negocios entre ellos. Dentro de esa tendencia vemos a Uber (conexión entre pasajero y conductor independiente), AirBnB: (conexión entre viajero y propietario de un apartamento disponible para alquiler), Task Rabbit (conexión entre persona que necesita que le hagan un mandado y alguien que puede ganar dinero de hacerlo), etc. Además, vemos toda una ola de solopreneurs quienes venden sus productos en sus propios websites.

Esta tendencia por el C2C es interesante ya que es una característica que también pueden tener los millennials y cualquier miembro de una generación anterior quien se haya sentido decepcionado o defraudado por los eventos políticos y económicos de los últimos años. La desconfianza del “sistema” (sean los gobiernos, las corporaciones o la economía) lo sufrimos tanto los millennials como los centennials y es esa desconfianza del sistema que ha tenido tanto impacto en el emprendimiento.

El emprendimiento se ha vuelto una manera no solo de rebelarse en contra del sistema, sino de ofrecer nuevas alternativas para resolver los problemas que el sistema no resuelve. Es por eso que se da la diferencia tan marcada entre la generación de nuestros padres que todavía estima los trabajos que han sido prestigiosos tradicionalmente y, para nosotros, el prestigio está en empezar algo por nuestra cuenta y marcar una diferencia. La vida como la conocíamos hasta ahora ya no funciona y cada vez más, se están desarrollando maneras de hackearla y mejorarla.

El emprendimiento no busca “disrumpir” solo la industria de negocios, sino que será la herramienta para “disrumpir” todas las industrias y cambiar todas las maneras en la que hacemos todas las cosas.

Finalmente, en una última y tercera parte de este artículo, el próximo lunes daré recomendaciones de mercadeo para hablarles a estas nuevas generaciones, cada vez más distintas a las anteriores. ¡No te lo pierdas!

Más noticias de Economía

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código