POLÍTICA comercial

Revés para turismo cubano

Trump ordenó el pasado viernes aplicar con mayor rigor limitaciones a los estadounidenses que viajan a la isla, y restringió los negocios con el Ejército cubano.

Temas:

Los viajeros estadounidenses que anhelaban tomarse un trago en el legendario bar Sloppy Joe’s o sumergirse en una piscina en el techo de un lujoso hotel recién inaugurado en La Habana, vieron sus sueños empañados cuando el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció su nueva política sobre Cuba.

En un revés para el acercamiento entre Estados Unidos y Cuba negociado por su predecesor Barack Obama, Trump ordenó el pasado viernes aplicar con mayor rigor limitaciones a los estadounidenses que quieren viajar a la isla caribeña y restringió los negocios con el Ejército cubano, que es dueño de muchos de los principales establecimientos de la ciudad. “Se puede argumentar que uno puede tomarse un trago en cualquier parte, pero nosotros queremos ir a un lugar lindo y que es famoso”, dijo Russell Francis, de 35 años, un profesor de educación especial de Houston, después de visitar Sloppy Joe’s, que se hizo un nombre durante la era de la prohibición de Estados Unidos en la década de 1920, cuando los estadounidenses acudían a La Habana a beber y a apostar con libertad.

El bar inmortalizado en la película de 1959 Our Man in Havana era frecuentado por estrellas de Hollywood como John Wayne, Spencer Tracy y Clark Gable.

Muchos estadounidenses se van para disfrutar de su atmósfera de época desde que se anunció el acercamiento con la isla.

Si bien hay cada vez más inversiones privadas en La Habana Vieja, considerada una de las joyas de la arquitectura colonial en el Caribe, virtualmente todos los hoteles y restaurantes estatales pertenecen al Ejército cubano. “Parte de lo bello de estar en la ciudad es el aspecto histórico”, dijo Matt Flynn, de 30 años, un contador de Nueva Orleans, mientras caminaba por la popular Calle Obispo, llena de restaurantes y bares.

Flynn dijo estar decepcionado por la decisión de Trump, pero que la comprendía.

Lauren Sivan, residente de Los Ángeles, de 39 años, dijo que estaba contenta de haber viajado a Cuba antes del anuncio de la nueva política de Washington, porque pudo hospedarse en el Gran Hotel Manzana Kempinski, operado por la unidad de turismo del Ejército, Gaviota.

La propiedad, situada en un centro comercial de la Belle Epoque, se inauguró este mes con la descripción del primer hotel de lujo de Cuba, con spa, terraza en el techo y salón para fumar habanos.

Más noticias de Economía

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

13 Oct 2019

Primer premio

1 7 2 5

DDBC

Serie: 6 Folio: 3

2o premio

5472

3er premio

4486

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código