VALOR RAZONABLE

VALOR RAZONABLE: La mala nota

OPINIÓN

El Fondo Monetario Internacional revisó a la baja la proyección del crecimiento económico para América Latina en 2014, ubicándolo en 2.5% mientras que en enero era de 2.9%, con riesgo de deteriorarse si persiste la reducción de los precios de las materias primas y se endurecen las condiciones de financiamiento externo. Una de las preocupaciones de los analistas, derivadas de la disminución del crecimiento, es que la región no cuente con los recursos para ofrecer un sistema educativo público de calidad. Tal como lo ha demostrado ampliamente la teoría económica, el mejoramiento en el nivel educativo influye positivamente en el crecimiento económico, por lo tanto, la inversión educativa es vital para la sostenibilidad del crecimiento y a la vez que permite sortear los retos de una economía más globalizada.

En Panamá, este problema es de vieja data. A principios de los años 1960 del pasado siglo, se identificó al sistema educativo como el cuello de botella de su crecimiento económico, por lo que una reforma al mismo era imperiosa. A finales de los años 1970, pugnas a lo interno del sector oficialista, movilización gremial y un genuino aporte crítico sobre ciertos elementos, sepultaron la necesaria reforma, que en la conflictiva década de los 1980 se postergó.

Según informes internacionales, las recientes administraciones han hecho algunos avances en materia de gestionar recursos e introducir mejoras en el sistema, sin embargo, un elemento parece no adecuarse: algunos gremios docentes.

En los últimos días, hemos sido testigos del lamentable espectáculo de la protesta de estos gremios que exigen aumento salarial sin condiciones, gremios que afortunadamente no representan a la mayoría de los docentes.

Independiente de las valorizaciones de sus reclamaciones, la protesta evidenció los siguientes elementos:

a) Irrespeto de estos educadores por los derechos de tercero, cerrando calles e impidiendo el libre tránsito.

b) Manejo de un léxico y comportamiento que no está a la altura de lo que se espera de un educador, lo cual pone en duda los valores que están transmitiendo.

c) Promoción de consignas desfasadas que no tienen relación con una supuesta reivindicación gremial.

d) Afectación a los estudiantes de escuela pública al no impartir clases, estudiantes que precisamente necesitan de la educación como elemento de movilidad social.

Esta actitud es similar al delito del robo, con el agravante de que el crimen se le está cometiendo a los sectores más humildes, condenándolos a no participar en el crecimiento económico que vive y que vivirá el país.

Por lo anterior, estos gremios han sacado mala nota. Pero también nosotros como sociedad hemos sacando mala nota, al no involucrarnos más en apoyar reformas educativas que adecuen el sistema a las necesidades de una economía globalizada, que permita la sostenibilidad del crecimiento económico mejorando el capital humano y renovando la planta docente.

Más noticias de Economía

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código