Entrevista al Presidente de Bladex

El desafío de ser ‘hub’ financiero

El banco fue establecido en Panamá en 1979. La salida a bolsa en Nueva York en 1992 le brindó acceso a capitales y mejores prácticas de gobierno corporativo.

Temas:

Rubens V. Amaral Jr., presidente ejecutivo de Bladex, señala que las nuevas tecnologías aplicadas al sector financiero están cambiando la forma de hacer negocios. Rubens V. Amaral Jr., presidente ejecutivo de Bladex, señala que las nuevas tecnologías aplicadas al sector financiero están cambiando la forma de hacer negocios.
Rubens V. Amaral Jr., presidente ejecutivo de Bladex, señala que las nuevas tecnologías aplicadas al sector financiero están cambiando la forma de hacer negocios.

El 24 de septiembre de 1992 el Banco Latinoamericano de Comercio Exterior (Bladex) ingresó a la Bolsa de Nueva York. En 2017 se cumplen por lo tanto 25 años desde que el primer banco con sede en Panamá se convirtiera en emisor en el marcado de valores más importante del mundo.

Rubens V. Amaral Jr., presidente ejecutivo del banco, repasó en una conversación con La Prensa cómo influyó en la institución su salida a la bolsa neoyorquina, la actualidad del sector y un futuro marcado por la disrupción tecnológica.

Bladex cumple 25 años cotizando en la bolsa de Nueva York. ¿Qué supuso esto para la entidad?

No hay duda de que estar en la bolsa de Nueva York fue un gran acontecimiento. El banco empezó operaciones en 1979 y venía con un crecimiento importante en los años 80. En ese momento, los accionistas principales, los bancos centrales de América Latina, dijeron que si se necesitaba capital se buscara en el mercado. El banco pasó a ser un emisor extranjero en la bolsa de Estados Unidos y a tener las mismas obligaciones que un emisor local.

La salida a la bolsa te da acceso a capitales, una regulación más exigente y la transparencia hacia el inversionista. Tenemos que rendir cuentas todos los trimestres, hacer públicos nuestros resultados y participar en una conferencia de resultados.

¿Cómo valoran su presencia en Panamá y la evolución de la plaza?

La idea de la creación del banco fue de Nicolás Ardito Barletta. Estaba preocupado en desarrollar un mecanismo de financiamiento a las exportaciones. Panamá tiene el dólar como moneda de curso legal, que es la moneda funcional de financiamiento del comercio exterior.

Además está la ubicación privilegiada de Panamá en el corazón de Latinoamérica, y su vocación de conectividad.

El desafío sigue para Panamá: Caminar en la dirección que ya se ha establecido de convertirse un hub para la industria financiera.

Las autoridades han hecho esfuerzo: La Superintendencia de Bancos con regulaciones más modernas; estableciendo una estructura de control del lavado de dinero a través de la Unidad de Análisis Financiero. Panamá está avanzando con pasos importantes para tener un sistema fuerte y ser el hub regional financiero de América Latina.

En el primer semestre del año las utilidades del banco han decrecido. ¿Esto es producto de la situación económica de la región?

Desde finales de la crisis de 2008 y 2009, América Latina tuvo un crecimiento importante impulsado por el crecimiento chino y la demanda por materias primas. Pero cuando China empieza a disminuir el ritmo de crecimiento de 10% a 6% tuvo un impacto en el precio de las materias primas.

Y esto hizo que de un crecimiento fuerte se pasara a crecimientos modestos y en algunos casos, como Brasil, la economía más grande de América Latina, a una recesión agravada por una crisis política y de corrupción que colocó al país en una tendencia descendente muy fuerte.

Todo esto desmovilizó los flujos de comercio exterior y la demanda disminuyó.

Nosotros, que teníamos una posición importante en Brasil, tuvimos algunos desafíos desde el punto de vista de crédito, teniendo que aumentar nuestras provisiones para cubrir eventuales problemas de crédito en Brasil.

Esto nos llevó a tener una revisión más profunda de la cartera. Optamos por no tener un crecimiento tan agresivo, pero garantizar la calidad de la cartera. Y esto acaba teniendo un impacto en los números.

Vemos que paulatinamente la región vuelve a registrar crecimiento, los flujos de comercio exterior vuelven a crecer. Entonces es bastante positivo para el banco.

¿Cuál es su estructura de fondeo?

Una parte bastante relevante viene de los depósitos de los bancos centrales, pero también de clientes como bancos y corporaciones. Otra parte es de líneas con bancos corresponsales y también el mercado de capitales internacional.

¿Han considerado emitir en Panamá?

Lo hemos considerado, pero el inversionista panameño quiere un retorno muy alto. Entonces, acaba siendo un poquito caro emitir aquí, pero por supuesto que lo hemos considerado y siempre estamos mirando. Si surge alguna oportunidad, no dejaríamos de emitir en el mercado doméstico, que es muy interesante.

Bancos de América Latina han tenido problemas con líneas corresponsales. ¿Cómo ha evolucionado este fenómeno?

Nosotros, como banco, nunca estuvimos afectados por el de-risking implementado por los bancos americanos y europeos.

Nosotros conocemos de la calidad de supervisión bancaria, sabemos de los esfuerzos que la Superintendencia de Bancos y el propio gobierno están haciendo para tener una estructura que dé tranquilidad a los inversionistas, pero desafortunadamente hay una percepción cuando salen casos como Panama Papers.

Los grandes bancos internacionales tuvieron problemas de sanciones, con multas billonarias por incumplimiento de las reglas. Cuando pasa una situación como esta, la aversión al riesgo es inmediata. Entonces, empiezan a mirar el tamaño del negocio y entienden que el retorno es muy poco para el riesgo que van a asumir.

Dicho esto, yo no veo ahora una preocupación tan fuerte como hace dos años. Para varios bancos pequeños conllevó la pérdida de corresponsales, pero no ha puesto en riesgo la existencia de ninguno.

¿Cómo se están preparando para la revolución de las fintech y blockchain?

Es un fenómeno que está cambiando la forma de hacer negocios. Está evolucionado desde el concepto donde un banco procura controlar todas las líneas dentro de la cadena de valor, hacia un ambiente de negocio de plataforma, donde los que ofrecen plata y los que demandan plata se comunican dentro de esa plataforma. Esta es una realidad que va a cambiar la forma en que enfrentemos todo tipo de negocios.

Para la banca más corporativa, la gran disrupción va a venir con blockchain, tecnología que crea bloques de información sellados, de manera que esta información no se puede cambiar. Esto trae una tranquilidad para las negociaciones electrónicas que no hemos visto en el pasado.

Nosotros tenemos el área de desarrollo corporativo que mira cómo se puede aplicar al negocio de comercio exterior para evitar que el banco sea desintermediado: que el banco ofrezca la solución de confianza que permita actuar dentro de la estructura de plataforma.

Los bancos tienen que estar preparados para una nueva realidad.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

22 Jul 2018

Primer premio

9 0 3 3

DADB

Serie: 12 Folio: 12

2o premio

8375

3er premio

8150

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código