CEREMONIA DE CANONIZACIÓN EN EL VATICANO

Juan XXIII y Juan Pablo II ya son santos

Francisco siguió la homilía al pie de la letra, no improvisó y concelebró junto con el papa emérito Benedicto XVI.
El papa Francisco realizó el acto fue en la plaza de San Pedro. EFE/J.J.Guillen. El papa Francisco realizó el acto fue en la plaza de San Pedro. EFE/J.J.Guillen.
El papa Francisco realizó el acto fue en la plaza de San Pedro. EFE/J.J.Guillen.

El papa Francisco describió ayer a sus predecesores Juan XXIII y Juan Pablo II como “dos hombres valerosos” que no “se abrumaron ni escandalizaron” a pesar de que “conocieron las tragedias del siglo XX”, durante la homilía de la inédita ceremonia de su canonización simultánea.

Francisco, que concelebró con el papa emérito Benedicto XVI, 150 cardenales y otros mil obispos, en una soleada plaza de San Pedro ante la presencia de 24 jefes de Estado, subrayó que por su papel en el Concilio Vaticano II Karol Wojtyla y Angelote Giuseppe Roncal “restauraron y actualizaron la Iglesia según su fisionomía originaria”.

La canonización fue seguida en directo por más de 800 mil peregrinos a través de pantallas instaladas en las principales plazas de Roma y otras 2 mil millones de personas lo siguieron por la televisión, informó el Vaticano.

Francisco, que esta vez no improvisó y recitó a pies juntillas la homilía, recordó a Juan Pablo II como el “Papa de la familia”, y a Juan XXIII como el Papa “de la docilidad del espíritu”.

Los proclamó santos de la Iglesia católica al inicio de la ceremonia, pero antes el prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, Angelo Amato, le presentó las tres peticiones de la doble canonización, tal como dicta el ritual: primero con “gran fuerza”, a continuación con “mayor fuerza” y, finalmente, con “grandísima fuerza”.

Como respuesta, Francisco pronunció la fórmula: “En honor de la Santísima Trinidad, por la exaltación de la fe católica y el incremento de la vida cristiana, con la autoridad de nuestro Señor Jesucristo y de los santos apóstoles Pedro y Pablo, después de haber reflexionado largamente e invocado la ayuda divina y escuchado el parecer de muchos de nuestros hermanos obispos, declaramos santos a Juan XXIII y a Juan Pablo II”.

Después, se llevaron hasta el altar los relicarios que contienen las reliquias de los santos, una ampolla de sangre en el caso de Juan Pablo II y un pedazo de piel desprendido durante la exhumación, en el caso de Juan XXIII.

Concretamente, la reliquia de Roncalli fue llevada por los propios familiares del santo, entre ellos su sobrino-nieto, mientras que la del papa Wojtyla fue llevada por Floribeth Mora, la costarricense cuya curación de un ictus fue considerado el segundo milagro del polaco.

Tras la solemne ceremonia, el Papa saludó uno por uno a los representantes que encabezaron las 122 delegaciones extranjeras, entre ellos al presidente de la República de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang, y el presidente de la República de Zimbawe, Robert Mugabe, ante las críticas vertidas a la Santa Sede por la presencia de dos dictadores entre los dignatarios invitados.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código