APORTE AL DESARROLLO

Coclé apuesta a la ruta del sombrero pintado

Se trata de un paquete turístico que busca atraer a nacionales y extranjeros, además de potenciar la economía de esta pujante región.
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201zVNkO4.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201zVNkO4.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201zVNkO4.jpg

Por años el potencial turístico de la provincia de Coclé no ha sido promovido y conocido en su justa dimensión, razón por la cual ahora moradores de los distritos de Penonomé y La Pintada se han propuesto darlo a conocer, buscando, entre otras cosas, traer el desarrollo económico para esta región.

Reunidos en la denominada Mesa de Turismo de Coclé, los residentes han dado los primeros pasos para establecer lo que han llamado “La ruta del sombrero pintado”, que pretende, mediante un recorrido por Penonomé, La Pintada y lugareños aledaños, dar a conocer las habilidades artesanales, culinarias y culturales de los coclesanos.

“Esta ruta no es más que un paquete de turismo que busca atraer a nacionales y extranjeros”, asegura Kenia Real, secretaria de la Mesa de Turismo de Coclé.

Real explicó que el proyecto surge del trabajo de un grupo de organizaciones que se puso como meta mejorar la calidad de las artesanías que se producen en el área, para de esta manera darle un valor agregado que vaya en beneficio de los artesanos.

A esta ruta se han unido inicialmente las comunidades de Vaquilla, Membrillo, El Águila en Penonomé y Machuca de La Pintada, informó Alberto Jiménez, presidente de la Federación de Artesanos y Productores Turísticos de la provincia de Coclé.

LA PINTADA

En el distrito de La Pintada los atractivos se centran principalmente en el reconocido festival del Topón y en la confección del famoso sombrero pintado.

El festival del Topón se celebra el 25 de diciembre y consiste en un encuentro entre las imágenes de la virgen María, el Niño Jesús, san José y otros santos, rememorando la celebración por el nacimiento del hijo de Dios.

Esta es una festividad popular religiosa que se celebra con bailes que atraen a muchos visitantes.

Además, en La Pintada se encuentra un claustro de monjas y se produce la siembra y cultivo de tabaco.

La estrella del recorrido por La Pintada es el sombrero pintado, pues el visitante tiene la oportunidad de conocer de cerca la manera cómo se confecciona.

Esta es una pieza de vestir muy apreciada por los panameños y de acuerdo a las pintas que tiene se divide en diferentes tipos.

El pinta mosquitos, por ejemplo, lleva muchas pintas negras; el blanco, también conocido como sombrero “ñopito”, es totalmente blanco y, de acuerdo al gusto del comprador, puede llevar una pequeña pinta negra a un lado de la copa; el junco, que es muy resistente y se hace con la fibra de junco al natural; el “pintao” es uno de los más cotizados. Se llama así no porque se hace en La Pintada, sino porque lleva una combinación de pintas blancas y negras.

Según las narraciones orales, La Pintada debe su nombre a que durante el siglo XIX las pocas casas que había eran de barro sin pintar, y solo una, que hacía de tienda, estaba pintada de colores, por lo que la gente para orientarse decía que iban para “la casa pintada”.

MEMBRILLO

La ruta también llega hasta la comunidad de Membrillo de Penonomé, que guarda la única mina en el país de piedra belmont, mejor conocida como piedra de jabón.

Aquí la habilidad de los artesanos, apoyados solo en unos cuchillos, da formas impresionantes a esta piedra, trabajo que es admirado por propios y extraños.

Otra faceta para admirar en las tierras coclesanas es el baile de La Fachenda, cuyo son es como un lamento, pero que está muy arraigado en las montañas coclesanas.

La ruta también cubre una visita a la reserva forestal de El Tavidá y sus cascadas, así como la historia de los cerros El Viejo y La Vieja, en Chiguirí Arriba.

PENONOMÉ

El centro geográfico del país, Penonomé, ubicado en la tierra donde penó (murió) el cacique Nomé también es parte de los atractivos de este recorrido.

Su casco antiguo, el barrio de San Antonio y su museo, la catedral y la plaza histórica, así como su folclor, artesanías, tradiciones, bailes, comidas, historia y cultura muestran la pujanza de esta capital de la provincia coclesana.

Kenia Real, de la Mesa de Turismo, dijo que decidieron aprovechar el potencial turístico con que cuenta la provincia, elaborando una ruta en la que tanto artesanos como productores puedan trabajar unidos, atiendan a los visitantes en cada comunidad y logren que los beneficios del turismo lleguen a sus regiones.

Alberto Jiménez, artesano del área, señaló que Coclé tiene un sinnúmero de atractivos turísticos que esperan poder explotar a futuro en zonas rurales de los distritos de Antón, Natá y Olá , y crear nuevas rutas que no solo beneficien a los turoperadores, sino también a los artesanos y productores.

Benito Murillo, de la empresa Mabeda Tour, sostuvo que están muy contentos, pues han hecho que un sueño se convierta en realidad.

“Es importante que el turista sepa que Coclé no solo es resort de playas, pues también somos artesanías, cultura y paisajes ecológicos”, sentenció.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código