DEL PÚLPITO AL TRABAJO

Corpus López y las trochas bocatoreñas

Hombro a hombro con la comunidad, este sacerdote español ha contribuido al desarrollo de Bocas del Toro.
COMPROMISO. Retirado de la actividad eclesiástica, ahora Corpus López Ciordia atiende la oficina parroquial de la iglesia San José, en Almirante. ESPECIAL PARA LA PRENSA/Pedro Rodríguez COMPROMISO. Retirado de la actividad eclesiástica, ahora Corpus López Ciordia atiende la oficina parroquial de la iglesia San José, en Almirante. ESPECIAL PARA LA PRENSA/Pedro Rodríguez
COMPROMISO. Retirado de la actividad eclesiástica, ahora Corpus López Ciordia atiende la oficina parroquial de la iglesia San José, en Almirante. ESPECIAL PARA LA PRENSA/Pedro Rodríguez

En la provincia de Bocas del Toro pocos son los que no conocen su labor. Allá cariñosamente le llaman “el MOP (Ministerio de Obras Públicas)”, pues a punta de pico y pala ayudó a abrir las primeras trochas de lo que luego serían amplias carreteras. Prueba de ello son las vías que conducen a Valle Riscó, Junquito y Kaquintú, entre otras.

Natural de Álava, una provincia española situada en la comunidad autónoma del País Vasco, Corpus López Ciordia llegó como sacerdote a la ciudad de Panamá en 1958, donde trabajó por 16 años en el colegio San Agustín.

Posterior a esa labor, marchó a inicios de la década de 1970 al corregimiento de Almirante, Bocas del Toro, con el deseo de trabajar en áreas de difícil acceso y es allí donde inicia una efectiva labor de desarrollo a favor de los pueblos indígenas.

En la provincia bocatoreña López Ciordi se convirtió en el nervio motor de varios proyectos comunitarios, entre los que se cuentan acueductos, escuelas y caminos de penetración.

Un proyecto que recuerda haber impulsado es el del canal acuático de la comunidad de Tubori, en Kanquintú, donde le pagaba $9 diarios a más de 32 moradores que colaboraban con él.

PICO Y PALA

Para abrir esos caminos, comenta que su método era simple: pico y pala, pues alega que, aunque se demora un poco más de tiempo, se da la oportunidad para que la comunidad se integre y después valore lo que tiene.

A pesar de llevar a cuestas más de 80 años, asegura que aún tiene en mente varios proyectos de desarrollo carretero, entre los que mencionó un camino que iría de Kanquintú a Calovébora y que posteriormente se uniría a la carretera que va a Santa Fe de Veraguas.

“Este es un proyecto que ya se lo he hechos saber a las autoridades locales y nacionales y costaría unos $100 mil, pero a mi estilo de pico y pala el costo sería bajísimo”, afirmó. Pero este camino “ya no se va a hacer, porque yo no estoy allí”, reflexionó.

Ahora, retirado de sus actividades religiosas, atiende la oficina parroquial y saca tiempo para orientar a los jóvenes.

“El padre Corpus podría ser muy bien el ministro del MOP”, no duda en afirmar la bocatoreña Rosemary Cerrud Thomas.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código