LA POBLACIÓN CHORRERANA AHORA COMERCIALIZA SUS DESECHOS

Pepenadores se quedan sin trabajo en La Chorrera

Aunque la empresa Emas ha pedido a la Alcaldía tomar medidas para evitar el ingreso de menores, no lo ha logrado.

Subsistir con menos de cinco dólares diarios, producto de la venta de materiales escarbados de las bolsas de basura que llegan al relleno sanitario de La Chorrera, es la forma de sustento de 20 familias chorreranas.

Pero, incluso, aquí hay crisis. Para los más viejos en este trabajo, la razón está en que ya no llegan materiales como latas de aluminio, cartón, vidrio o hierro.

Tras 10 horas de trabajo, bajo el yugo del sol y escudriñando dentro de las bolsas de basura, para los más hábiles ello puede significar 10 dólares.

Esta pudiera ser una de las razones de la reducción del número de pepenadores que acude al relleno sanitario de Playa Chiquita.

Una reducción

Según cálculos de la Empresa Metropolitana de Aseo (Emas), administradora del relleno sanitario, hace cuatro años atrás había hasta 200 pepenadores, algunos de ellos hasta vivían dentro del basurero.

Actualmente son menos de 20 personas las que hurgan entre las 240 toneladas diarias de basura que llegan al botadero.

Aún hay menores

De entre este grupo se suman menores de edad, los cuales son más frecuentes los fines de semana, según afirman los propios pepenadores.

Yaneth Arenas, gerente general de Emas, asegura que la empresa no está facultada para expulsar a estas personas del área.

Aunque en reiteradas ocasiones se ha solicitado a la Alcaldía de La Chorrera tomar medidas de control, especialmente para erradicar la entrada de menores con sus padres al relleno sanitario, la situación no varía.

Sol y mal olor

Una de las acciones adoptadas por la empresa ha sido mantener pequeñas áreas del relleno sanitario sin cobertura de tierra, limitando la cifra de pepenadores que puedan trabajar en el sitio.

Los pepenadores se mantienen concentrados en improvisadas casetas ubicadas fuera del área de depósito de la basura para soportar las inclemencias del tiempo.

De las 15 hectáreas que dispone Emas en Playa Chiquita, actualmente solo se encuentra utilizando ocho hectáreas.

Recientemente Emas logro la aprobación por parte del Ministerio de Economía y Finanzas de una adenda al contrato de concesión de marzo de 2007, el cual le permite utilizar por cuatro años más el vertedero de Playa Chiquita.

los viejos se fueron

Cuando la empresa Emas asumió el control y administración del vertedero, la mayor parte del contingente de pepenadores que laboraban fueron contratados para limpiar la vía que conducía al botadero, la cual había sido contaminada por los usuarios que depositaban sus desechos en las orillas.

Fueron kilómetros de trabajo, pero al concluir unos fueron absorbidos por Emas para laborar como recolectores, y el resto no volvió.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código