PANORAMA POLÍTICO

Año nuevo, técnica vieja: Mario Velásquez Chizmar

Resulta muy sana y positiva la eterna esperanza de que mañana todo mejorará. Siempre comenzamos el año con este aliento, prometiéndonos mayores esfuerzos y dedicación absoluta en lo que hacemos para ganarnos la vida.

Es unánime el deseo de que vientos renovados soplarán en el cielo del nuevo año para permitir que alcancemos nuestras aspiraciones y derechos, en la ruta de la felicidad merecida en una sociedad que cerró el año 2011 con más del 10% de crecimiento económico. Lo que significa que existen ya las condiciones materiales suficientes para que toda la sociedad disfrute de las ventajas mínimas del desarrollo del siglo XXI. ¿O no? ¿De lo contrario, cuál es la gracia de ese 10%?

Estos deseos chocarán con las estratagemas de los gobernantes, quienes continuarán manipulando mediáticamente la realidad, ocultando hechos importantes con noticias trasnochadas que despiertan emociones dormidas y que nutren el oscurantismo educativo al que han condenado al pueblo, a fin de que no reflexione sobre su realidad y no descubra la farsa en la gestión pública.

Seguirán entonces con las mismas agotadas técnicas de profundizar las diferencias entre educación pública y privada, como herramienta para contar con un pueblo dócil, asustadizo, que se sienta autoculpable de su desgracia y que la considere como socialmente inevitable, presa fácil del clientelismo, mientras la minoría de la sociedad sí disfruta de ese 10%.

Durante todo 2012 escucharemos de nuestros gobernantes el mismo estribillo justificativo que hemos oído, tanto en campaña como en gobierno, de megaproyectos y cambios, basados en el debilitamiento institucional, fraudes a la voluntad popular disfrazados de tránsfugas, fusiones partidistas y elecciones motivadas con recursos estatales, subordinación de la ley a la voluntad del poderoso de turno, administración de justicia tuerta, endeudamiento público excesivo y arbitrario, programas sociales de pesada naturaleza populista destinados a entretener al pueblo para que no entienda ni los orígenes ni las posibles soluciones a su tragedia, que se repite año tras año.

A Noriega no lo trajeron para hacer justicia ni como parte de un programa de reparación de daños sufridos por los familiares de las víctimas de los desaparecidos, asesinados, decapitados o ultrajados, sino para seguir manipulando los valores democráticos.

¿Y la oposición? Descartados los nuevos infiltrados en la oposición: los panameñistas. Su engendro desea emular a Arnulfo Arias y su desprecio por el estado de derecho, como sucedió entre los días 7 y 10 de mayo de 1951, con la derogación de la Constitución por decreto y la muerte del oficial Lezcano al interior de la Presidencia. Hablemos de oposición real, con voluntad, capacidad y organización.

¿Permitiremos dentro del PRD dirigentes que aprovechan el torrijismo para hacer fortuna? ¿Alimentaremos, nuevamente, el clientelismo criollo para retomar el poder?

Año nuevo será si visualizamos algo realmente diferente en el panorama político. ¿Quién se atreverá a ser diferente? ¿Quién nos prepara para detener el duro golpe a la democracia que se avecina? Debe ser alguien con credibilidad. Sin sombras desgastadas ni vestimentas manchadas, ni fantasmas en el rostro. Solo así, será un verdadero año nuevo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código