CAMPAÑA SOCIAL

El Día Mundial Sin Juego: Carlos Bellido

El 29 de octubre se celebra el Día Mundial Sin Juego que tiene como propósito sensibilizar e informar a la población sobre la importancia e implicación de la adicción a los juegos de azar, que son practicados desde la antigüedad por casi todas las culturas del mundo. Generalmente el juego se considera como una de las actividades más frecuentes, que entretiene, divierte y posibilita la socialización entre las personas. No obstante, existe el peligro de que pueda generar una fuerte adicción o dependencia emocional entre sus participantes.

A esta adicción se le conoce como ludopatía. Refleja un comportamiento que se caracteriza por la incapacidad que tiene una persona de abstenerse y detenerse respecto al juego, causando en muchos casos un efecto negativo en las diferentes áreas de su vida: educativa, laboral, económica, familiar y social.

La ludopatía es un problema de salud pública reconocido desde 1975, cuando se realizaron los primeros estudios científicos sobre el tema. La Organización Mundial de la Salud (OMS) la incluye en su clasificación internacional de enfermedades en 1992. Según estadísticas de la OMS, dos tercios de la población adulta mundial participan en algún tipo de juego de azar y entre el 1% y 1.5% son jugadores patológicos, es decir, afecta a entre 60 millones y 90 millones de personas. Si tomamos en cuenta que por cada jugador compulsivo hay entre 5 y 10 personas de su entorno que se ven afectadas, el costo social es aún mayor.

La ludopatía en Panamá es problemática y está en constante aumento. Las autoridades aseguran que hay entre 3 mil y 4 mil ludópatas en el país. No obstante, los recientes hallazgos de investigaciones realizadas en la Universidad de Panamá, sugieren que la tasa mínima de prevalencia se ubica en 30 mil personas. Esta afectación es favorecida por las grandes sumas de dinero que se apuestan en el país. En 2012 se apostaron en juegos legales la suma de 2 mil 668 millones de dólares, un 23% más que los 2 mil 170 millones de dólares apostados en 2011.

En el caso de los niños y adolescentes, está apareciendo una nueva generación de ludópatas entre los 10 y 17 años de edad, quienes entran al mundo de los juegos de azar a través del abuso de las tecnologías de la información y comunicación, principalmente del teléfono celular, la internet y los videojuegos. Un reciente estudio de la Universidad de Panamá detectó que el 5.8% de los estudiantes de educación media en la provincia de Herrera tienen rasgos muy marcados de ludopatía. Las cifras anteriores validan que la distribución de los problemas de juego en estudiantes es casi similar a otros países, tales como EU, Canadá y España.

Tenemos que hacer un llamado de atención ante este creciente problema de salud pública. Todo parece indicar que hay un alto grado de indiferencia social del gobierno en regular de manera adecuada la irracional proliferación de juegos de azar, que cada vez más está gestando nuevos ludópatas o adictos al juego, que son atrapados, producto de los eslóganes publicitarios utilizados como modo de atracción del público en general, ofreciendo un ideal de lujo, suntuosidad, esparcimiento, diversión y entretenimiento.

Estas estrategias publicitarias tienen por objeto instalar el pensamiento mágico popular de alcanzar un éxito inmediato, de la noche a la mañana, asociándolo a la participación en diversos juegos de azar. Sin embargo, lo que en realidad se busca es promover, fomentar e impulsar el juego, en el contexto de una política estrictamente comercial llevada a cabo por las empresas o establecimiento que explotan los juegos de azar en la búsqueda de una ecuación económica que brinde la mayor utilidad posible, en síntesis, cuya finalidad es esencialmente de lucro.

El Estado no puede estar ausente y debe tomar intervención en esta problemática social, sin que necesariamente se constituya en una traba u obstáculo a la actividad del juego, sino regular la actividad con un criterio de razonabilidad atendiendo a que se encuentran en juego intereses trascendentales como la protección de la salud de las personas que manifiestan tendencias hacia el juego compulsivo, protección de su grupo familiar, así como la defensa de los derechos de consumidores y usuarios de juegos de azar.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código