SOCIEDAD

Ejemplos dignos a la juventud: Edgargo Lasso Valdés

Con demasiada frecuencia se presentan, a través de diferentes medios de comunicación social, como la televisión y la prensa escrita, escenas de mujeres en prendas íntimas, en posiciones casi pornográficas, a la vista de niños y niñas, como si las vestimentas ligeras y posiciones eróticas fueran lo más normal para ser mostradas en público. Pareciera que la privacidad que se requiere para actos como estos ha pasado de moda y por tanto hay que practicarlos a plena luz del día, sin el más mínimo recato.

El día en que escribí este artículo de opinión, desde tempranas horas se anunciaba por la televisión, con adelantos visuales del acto, el caso de una mujer que se bajaba los pantalones y la ropa interior en un área pública, ante la mirada y los aplausos e incluso las caricias de algunas personas que visitaban el establecimiento comercial. En horas de la tarde, en el noticiero regular de una televisora se volvió a presentar, en forma ampliada, el acto “edificante” de la mujer, mostrando su trasero desnudo.

Con las novelas que diariamente se transmiten en varias televisoras se repite el mismo fenómeno. Durante el día se pasan escenas de crímenes violentos, trata de blancas, consumo y venta de drogas ilícitas a la vista de los menores que observan las historias negativas y denigrantes de ese mundo de vicios y muertes.

Los políticos insisten en menospreciar a sus contrincantes que aspiran a ocupar puestos públicos, utilizando epítetos hirientes, tratando de demeritar lo positivo que puedan tener, y estos a su vez utilizan el mismo sistema de descrédito hacia sus adversarios, dejando en el ambiente la sensación de que todos ellos son deshonestos e indignos de ocupar los cargos públicos.

Escribí hace varias semanas en un artículo de opinión que sería oportuno hacer un alto en el camino que nos permita reorientar la ruta, cambiando la forma irracional como se dirigen los comentarios políticos, resaltando más bien los méritos y atributos de cada aspirante.

De todos nosotros, sin excepción, depende hacer esta pausa; las televisoras buscando material de distracción y regocijo, que cuenten historias humanas de alto contenido sentimental, quizás más interesantes y edificantes que el mal ejemplo que dan al resaltar el modo de vida de los mafiosos.

Recordemos que los humanos somos propensos a imitar lo que vemos y escuchamos. Si solamente observamos actos chabacanos y vulgares, y escuchamos sobre lo malo de nuestros semejantes, hombres y mujeres, ¿cómo pretendemos que la juventud actúe dignamente? Los jóvenes imitan lo que ven y escuchan, por lo tanto somos nosotros los adultos quienes tenemos que dar buenos ejemplos para que nos emulen. De nosotros depende, darle a nuestros seres queridos un lugar digno donde convivir.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Conquista

La Prensa en alianza con el Pulitzer Center invita a sus lectores a una experiencia inédita de periodismo transmedia. Una historia sobre la costa Atlántica que pone en cuestionamiento qué tipo de desarrollo queremos para nuestro país. Haga clic en la foto.

Por si te lo perdiste

GOBIERNO MANTIENE INHABILITACIÓN Tocumen rechazará oferta de Odebrecht

Carlos Duboy, gerente de Tocumen, S.A.LA
Ricardo Iturriaga

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

13 Dic 2017

Primer premio

0 4 5 4

DAAD

Serie: 7 Folio: 1

2o premio

1238

3er premio

1041

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código