PUGNAS PARTIDISTAS

¿Gobernabilidad?: Alfredo Arias G.

/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201Tgaamz.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201Tgaamz.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/01/0_20141201Tgaamz.jpg

En días muy recientes hemos visto con suma aprensión que la supuesta alianza por “Panamá Primero”, entre el Partido Panameñista y el Partido Revolucionario Democrático (PRD), navega por mares profundos, de aguas turbulentas y con la tripulación de uno de los navíos que amenaza con un motín a bordo.

Al gobierno del presidente Juan Carlos Varela le tienen varios frentes abiertos en contra. Él fue elegido al solio presidencial con el apoyo de una población que aspiraba a una rápida implementación de la justicia y la ley. Ese es el anhelo general que el PRD no ha ayudado a satisfacer. Se busca el modus vivendi democrático, pero falta todavía concentrarse en el modus faciendi.

Hemos vivido una encrucijada histórica y también una dictadura civil que marcó un proceso histórico, negativo por cierto, pero que debido a una ingobernabilidad puede ser fatal para el país.

Somos testigos, desde un anfiteatro, de cómo un montaraz se adueñó de un partido y puso en jaque al gobierno del presidente Varela.

Las escaramuzas diarias del PRD en la Asamblea Nacional no tienen otro objeto que el de enviar mensajes de que aún hay mucha tela por cortar.

Los bocados más suculentos e importantes son la Contraloría, la Procuraduría General, y sendos puestos de magistrados en el Tribunal Electoral y en la Corte Suprema de Justicia. El PRD tiene más garra, astucia y experiencia en las trampas políticas que los bisoños diputados panameñistas.

La bancada de los seudoaliados del panameñismo está dividida entre los diputado Leandro Ávila y Benicio Robinson.

El primero, quien aspira al cargo de Contralor, expone como credencial haber trabajado en esa institución durante 15 años, en donde fungió como representante del sector laboral. A juicio muy personal, el contralor o contralora debe ser una persona con vasta experiencia probada en el mundo empresarial, en donde los números y las buenas decisiones marcan el éxito o el fracaso de toda gestión. Allí no se va a aprender, sino a colaborar o frenar los excesos del Ejecutivo en la toma de medidas que afecten al país.

Robinson, de quien se dice es la quinta columna de Cambio Democrático, ostenta la presidencia de la Comisión de Presupuesto de la Asamblea Nacional y controla otras. Este diputado con plena conciencia de lo que hace, conduce al partido (que tiene cierto liderazgo dentro de las masas populares) por caminos conflictivos que pudieran terminar en su entierro.

Entre los miembros del PRD hay dirigentes capaces, serios y honorables que pueden trabajar por un “Panamá Mejor”. Algunos de ellos apoyan al diputado Ávila y el efecto de ese apoyo debilitaría o cambiaría la balanza de poder a lo interno del colectivo político.

Creo que el distinguido diputado Luis Barría, al proponer una moción que afecta a la actual Contralora, no se dio cuenta de que el alboroto que se formó obedecía a otras causas. Era un asunto de acción y reacción, pero también de repercusión.

Por su parte, la sociedad civil, conformada por un grupo de presión influenciado por algunos medios de comunicación social y otros sectores, confía en que se seleccione a un magistrado del Tribunal Electoral que cuente con su bendición. Considera que los votos independientes que obtuvo Varela fueron aportados por ella y, como reciprocidad, debiera existir algún tipo de distinción a su favor.

Las posiciones de contralor, procurador y de magistrados del Tribunal Electoral y de la Corte Suprema de Justicia deben ser ejercidas por personas de una honorabilidad probada en la sociedad panameña, que inspiren la confianza no solo del Presidente, sino de los ciudadanos. Hacer otra cosa sería una traición de la Asamblea Nacional, a la nación y a este pueblo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Conquista

La Prensa en alianza con el Pulitzer Center invita a sus lectores a una experiencia inédita de periodismo transmedia. Una historia sobre la costa Atlántica que pone en cuestionamiento qué tipo de desarrollo queremos para nuestro país. Haga clic en la foto.

Por si te lo perdiste

periplos alrededor del mundo Corte Suprema, una agencia de viajes

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

13 Dic 2017

Primer premio

0 4 5 4

DAAD

Serie: 7 Folio: 1

2o premio

1238

3er premio

1041

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código