CAMINO AL OLVIDO

Identidad ´versus´ conveniencia: Julián Alfonso Clarós

El estoicismo que promueve el nacimiento y evolución de las sociedades humanas, inefablemente, no nos lleva a un epicureísmo definitivo. Es el día a día, la toma de decisiones irreflexivas, las que causan tal situación: La España renovada de finales del Siglo XX de forma insospechada cayó en un fracaso tal que ha requerido un angustioso apoyo alemán para creer que hay posibilidades de reavivamiento; una brillante Irlanda con sus mágicas tasas impositivas (ideal que quisieron vender al resto del planeta), finalmente, propiciaron una floreciente economía y su posterior debacle; el fracaso de Grecia, primero con su arrogante superávit en el 2000, luego, sus constantes incumplimientos actuales al Pacto de Estabilidad Europeo. Estos son solo ejemplos de perspectiva económica, pero que reflejan el comportamiento social.

Érase una vez un país pequeño que luchó por alcanzar su identidad. La sangre de jóvenes estudiantes y de un pueblo débil militarmente alcanzó en los oídos y en la conciencia internacional la conquista definitiva de un Canal. El sacrificio de intelectuales y obreros en el día a día, la alegría de la gente, la esperanza... todas ellas se coronaron como triunfadoras frente al poderoso imperio del Norte (que por cierto, nació en medio del esfuerzo), el mismo que hoy sufre los embates más terribles del déficit.

¿Celebramos o conmemoramos el 9 de enero? Es probable que sí. No está tan claro el asunto. Pero, ¿qué sentido tiene recordarlo? ¿Existe un valor subyacente en esta fecha? Es cierto, unos dicen que es un día de duelo nacional. Quizás. Mejor sería creer que es un estandarte al valor, un recordatorio de cuánto se puede alcanzar con esfuerzo y dedicación. Sin embargo, en la agenda de los generadores de leyes, es más una oportunidad para fomentar el comercio.

El Código de Trabajo ampara el código silencioso y terrible de la ignorancia. En su artículo 46 se especifica el “disfrute” del descanso haciendo mención de esta memorable fecha no en el sentido de duelo sino de propiciación de la acción comercial y turística interna del país. Fue este el sentido original con que recordamos aquella batalla desigual. ¿Quiere decir que los días puente abren camino al olvido?

No es cierto que “descansar” sea igual que recordar. Cuando hay descanso hay “de todo”. Cuando hay recuerdos hay examen, búsqueda, interés, introspección, reflexión, amor...

Los colegios, las universidades, las asociaciones laborales deben atrincherarse ahora contra el ostracismo de la identidad nacional. ¿Se ha ganado o se ha perdido con este pasaje del Código de Trabajo? Es conveniente examinarlo.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

18 Jul 2018

Primer premio

5 9 6 0

CABC

Serie: 19 Folio: 9

2o premio

3358

3er premio

4744

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código