HERIDAS ABIERTAS

Noriega... y lo que más importa: I. Roberto Eisenmann, Jr.

Finalmente llegó Noriega al país que lo vio nacer, y en el que cometió horribles crímenes de lesa humanidad.

Al recibirlo, el Gobierno cometió tantas y repetidas chambonadas que todos sentimos pena, rabia y vergüenza nacional, porque estaba presente en forma masiva la prensa internacional.

El problema fundamental es que la cúpula del Gobierno tiene el hábito de la mentira... con arrogancia, con prepotencia, y con un irrespeto total hacia la comunidad nacional. Resultado: el Gobierno ha logrado algo muy difícil: tener credibilidad cero (hay que recordar que la credibilidad, una vez perdida, no se recobra jamás).

Espero que los de la cúpula del Gobierno se hayan percatado con claridad de que a pesar de los 22 años transcurridos, las profundas heridas causadas por la dictadura siguen abiertas y con tendencias a sangrar profusamente... y que no se les ocurran las triquiñuelas pensadas para “pasar la página” y enviar a casa al “viejito que de a vaina puede caminar”. Solo el castigo merecido y la no impunidad nos devolverá a los panameños la tranquilidad respecto al negro pasado vivido. Pasado el frenesí mediático, el momento es para volver al presente que está preñado de peligros para la democracia, que tanta sangre y lágrimas nos costó recuperar.

Excepción hecha del gobierno Endara, los actos de los gobiernos posdictadura –y en especial los de los últimos 30 meses– han sido corruptos in crescendo, convirtiendo a nuestra democracia en una vulgar cleptocracia en la que los gobiernos están siendo dominados por delincuentes con grandes títulos, que poco dedican sus esfuerzos a gobernar sino, más bien, a armar negocios con los dineros del Estado, pensando todos –tal como lo hizo Noriega– que el poder es para siempre.

El nuestro es un país rico lleno de pobres, lo que constituye el mayor de los escándalos inaceptables... y la corrupción de los cleptócratas es criminal, pues le roba principalmente a los pobres, ya que esos dineros del Estado deben dedicarse primariamente a cambiar la injusta situación socio-económica de nuestro país. Como ejemplo: ¿cuánta pobreza podría reducirse con los más de $30 millones de dólares de comisión (incluida en el sobreprecio) que pretendían robarse los delincuentes de aquí y de allá en la operación italiana?

Vamos de escándalo en escándalo, en lo que pareciera una bacanal de robos a los dineros del Estado... mientras que las autoridades de control, investigación y justicia parecen meros espectadores castrados.

Con un gobierno de empresarios, son los empresarios los más angustiados, porque reciben amenazas diarias, sugerencias de entregar “dividendos” a quienes no tienen acciones en sus compañías... o de compartir gratuitamente sus activos ... o de venderle a los capos o “atenerse a las consecuencias”.

Ahora se anuncia una cadena nacional forzada a la Aló, Presidente o Todo por la Patria para explicar a la ciudadanía los proyectos “imperdonables” del Gobierno. Imperdonables, Sr. Presidente, son las comisiones multimillonarias, los sobreprecios multimillonarios, los robos vía titulación de tierras en Paitilla y Juan Hombrón; el negocio de asfalto; los alquileres de equipo; las areneras; los negocios tecnológicos; las concesiones en Tocumen; los consulados; las visas de marinos; el Primer Empleo; la galleta nutricional; las licitaciones y compras directas; adendas de carreteras, y hospitales... y un larguísimo etcétera.

De seguir así, sin rectificación por parte del Presidente, vamos derechito hacia una implosión autoprovocada por la cúpula del Gobierno, que tendrá consecuencias funestas para el país.

¿Qué hacer? –Preguntémonos: ¿dónde radica el verdadero poder en una democracia?... en la ciudadanía, sobre todo, en la ciudadanía joven que tiene una comprobada capacidad de convocatoria. Hay quienes piensan que los de la generación joven no tienen interés, que están muy ocupados ganando dinero, que ya no existe en ellos el idealismo.

Yo me resisto a creerlo. Hoy –con mucho orgullo– tenemos Canal panameño, gracias a una muchachada del Instituto Nacional que, llena de idealismo, fue a elevar la enseña patria en Balboa, y todo cambió.

¿Son capaces los jóvenes de hoy de dejar que se pierdan la libertad y la democracia que les legaron –luego de una lucha titánica– sus padres y abuelos?

Señores gobernantes billonarios: si piensan así de los jóvenes sigan durmiendo de ese lado, pero están jugando con candela. Ahora que lo tienen cerquita, mírense en el espejo de Noriega.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

La procuradora general de la Nación de Panamá, Kenia Porcell, viajó a España, donde sostuvo reuniones de alto nivel en la sede de la Fiscalía General de ese país.
Cortesía/Gabinete de comunicación de la Fiscalía General de España

CASO ODEBRECHT Porcell se reúne con fiscal que coordina rogatorias en España

AEROPUERTO Despega operación de Taeca

Se trata del primer vuelo comercial  e internacional que se realiza desde la terminal aérea colonense.
LA PRENSA/Roberto Cisneros

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código