SOLIDARIDAD

Sociedad y desarrollo cooperativo en Panamá: Roberto Cano H.

Desde mediados de los 50, las cooperativas forman parte esencial del desarrollo nacional, siendo el campesinado y profesionales de distinta índole los partícipes de dicho movimiento, los que defendemos el modelo que ha triunfado por más de medio siglo en nuestro país.

Hoy en día, con una economía en expansión y un desarrollo económico envidiable, el modelo cooperativo evoluciona lento, pero de forma segura hacia la modernización de sus actividades, siempre, apoyando a los sectores más vulnerables de la sociedad, con su fórmula social indiscutible. Ampliando sobre el tema, las cooperativas suman día a día a ciudadanos que buscan mediante un objetivo común un mejor bienestar y es por ello que al cierre del primer trimestre del año, el movimiento cooperativo tiene más de 220 mil asociados y activos superiores a los mil 700 millones de dólares, según cifras del Instituto Panameño Autónomo Cooperativo (Ipacoop).

Debido a lo amplio y democrático del modelo, es entendible, mas no justificable, los fallos de algunas cooperativas que, amparándose en su imagen y solidez económica han perjudicado el modelo cooperativo y la confianza de miles de asociados. Es por ello que asociados, directivos y movimiento cooperativo en general debemos exigir la modernización de la entidad que supervisa y rige dicho movimiento, y su despolitización con el fin de fortalecer su capacidad de ejecución y supervisión, sin perjudicar la evolución del modelo hacia mejores prácticas.

También y en ese mismo sentido, el rol del delegado es y será siempre el de vigilar el buen manejo de los fondos de su organización, con la finalidad de garantizar la transparencia en los manejos de su cooperativa. Nos enfrentamos a grandes retos, con propuestas desafiantes que, de no afrontarlas, amenazan al movimiento cooperativo con eliminar su base social y convertirla en parte de un modelo económico bancario.

El modelo cooperativo asiste a ciudadanos con necesidades y objetivos comunes, pero también les da apoyo al fortalecer su bienestar económico, cultural y social a través de la participación en comités, capítulos y diferentes actividades que enriquecen su presente y futuro. Es un modelo participativo, generacional y tradicional en la sociedad panameña, el cual debemos proteger y mejorar para las siguientes generaciones de cooperativistas.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código