DESCALIFICACIÓN

Un alto en el camino: Edgardo Lasso Valdés

Sería interesante que algún grupo especializado, si existiera, se dedicara a buscarle una explicación lógica al fenómeno de las incongruencias de la clase política que aspira a alcanzar el poder gubernamental en los países que practican el sistema democrático de gobierno.

Los políticos agrupados en determinados partidos consideran, y así lo expresan públicamente, que los otros colectivos están conformados por personas corruptas, indignas de ocupar cualquier cargo de mando y jurisdicción gubernamental.

Por alguna razón desconocida por los políticos, a estos les cuesta entender que si se encargan de neutralizar las posibilidades de aceptación de los votantes, recibirán la misma reacción de sus contrincantes –con igual resultado de rechazo por parte de los electores– y expresan preocupación por la imagen negativa que el público tiene de su actuar, sin caer en cuenta que ellos mismos son los voceros altisonantes de los antivalores que practican, al remarcar su deshonestidad profesional, personal y de grupo.

Dicen los abogados: “A confesión de parte, relevo de pruebas”. Es decir, si los propios políticos se acusan de corrupción y falta de transparencia, para los electores eso es prueba suficiente de que esos aspirantes a cargos públicos son indignos de administrar los fondos estatales.

En un artículo de opinión escrito por mí hace varias semanas, me preguntaba a qué se debía que en lugar de resaltar los méritos que cada candidato tenga para afrontar la responsabilidad del cargo buscado, se limiten a descalificar las posibilidades de triunfo de sus oponentes políticos, dejándole a los electores una sola opción: depositar su voto por el menos malo, no por el mejor para el cargo, pues según los propios políticos, todos son malos.

Cuando faltan pocos meses para las elecciones en las que elegiremos a los máximos dirigentes gubernamentales para el período 2014-2019, sería oportuno hacer un alto en el camino que nos permita reorientar la ruta, cambiando la forma irracional como se dirigen los comentarios políticos, resaltando más bien los méritos y atributos de cada aspirante, sin dejar de reconocer los puntos positivos de sus contrincantes por el cargo público.

Esto no solo supondría hidalguía en determinado aspirante, al mostrar respeto por su contraparte, sino que demostraría a sus votantes la alta calidad de su persona, sumándole más adeptos.

¿Se atreverán los políticos a aceptar este reto y demostrarnos su sana calidad humana?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

CENTRO DE CONEXIONES AÉREAS DE TOCUMEN China, un reto para el turismo panameño

Aeropuerto Internacional de Tocumen Mitradel ordena arbitraje entre Copa Airlines y sindicato

Los empleados se mantuvieron fuera de sus puestos.
LA PRENSA/Alex E. Hernández

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código