SOCIEDAD

El desempleo es mental: Roberto Rubio Guardia

Con todo el respeto que merece la situación difícil que atraviesan muchas personas por no poder encontrar trabajo, me permito explicarles el título de este escrito que es una de mis filosofías de vida más profundas y subjetivas.

Después de analizar el fenómeno y observar las reacciones de la gente, frente a varios escenarios, saco las siguientes conclusiones:

1. No tengo empleo y me ofrecen uno que paga mucho menos de lo que espero ganar y digo: ´No voy a regalar mi trabajo´.

Creo que si mi ingreso está en cero y mis necesidades al tope, este pensamiento solo demuestra que mis necesidades no son tales y que me he dejado convencer de que un empleo que paga poco es malo. Si así fuera, ser bombero o policía serían malos trabajos. Eso es falso, son buenos y necesarios. Es importante reconocer que las oportunidades no siempre serán perfectas, pero hay que tomarlas y arrancar por algo.

2. Me sale un empleo que puedo hacer, pero no es mi especialidad y digo: “Yo no estudié tanto para quedar de ...”. No hay que despreciar el trabajo en áreas de prácticas que desconocemos. Por el contrario, eso complementa y enseña otras cosas valiosas, ayuda a conocer nuevas personas y ambientes que enriquecen nuestro bagaje de experiencias vividas.

El que estudia para gerente de un hotel no piensa nunca en trabajar de aseador, de mucama o mayordomo, labor que bien le vendría, así podría saber de primera mano todo lo relacionado a su profesión desde los niveles más bajos de jerarquía, pero cruciales en la experiencia del huésped.

3. Ya envié hoja de vida a todos lados y no sale nada. El gobierno tiene la culpa o necesito una “rosca”.

Siempre digo, chistosamente, que si mis hijas no tuvieran qué comer, yo iría al mercado de abastos, compraría unas cuántas cosas y saldría al semáforo a venderlas; de ninguna manera me quedaría de brazos cruzados. Lo digo, porque admiro profundamente a quienes con su creatividad y motivados por el amor a los suyos y sus responsabilidades, no esperan, sino que crean su oportunidad de trabajo vendiendo desde agua y verduras hasta sofisticados accesorios electrónicos en los semáforos o inician un puesto de comida, cortan el monte, inician una pyme, etc. Contentarnos con saber “que lo intentamos” es una actitud conformista y derrotista. Es sobarnos la cabeza en señal de aprobación cuando sabemos que los “intentos” no pagarán las cuentas y que lo importante no es cuánto trates, sino cuánto logres. Todo trabajo ennoblece, nunca debe darnos vergüenza que nos vean haciendo este o aquel, siempre que sea honrado.

En cualquier país son los extranjeros los que suelen dominar el mercado del autoempleo creativo y, pese a las dificultades de estar en tierra ajena, jamás le he escuchado a uno decir “es que no hay trabajo. El gobierno de acá no me ayuda”. Para ellos trabajar es “hacer o morir”. Si las oportunidades no existen, entonces creemos la nuestra, así sentiremos satisfacción, porque no dejamos que las circunstancias o la opinión ajena decidieran por nosotros. Concluyo firmemente en que “el desempleo es mental”.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

Consumo de producción agrícola ¿Qué provincia es el reino del aguacate?

En Panamá, 92 productores cultivan 363 hectáreas de aguacate de las variedades ‘simmonds’, choquete, ‘booth’ y criollo.
Archivo

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código