hoyporhoy_2012-03-07

En mayo próximo entra en ejecución el Plan General de las Elecciones a celebrarse en 2014, sin que hasta la fecha el Legislativo haya introducido las reformas necesarias para adecuar nuestro Código Electoral a las exigencias democráticas que marca la hora de la modernidad.

Y lo que es más importante, caminamos hacia dicho torneo sin reglas claras, como bien lo señalan los magistrados de la institución rectora de los asuntos electorales en el país. Aspectos como el monto y procedencia de las donaciones a las organizaciones partidistas continúan siendo tabú para los señores diputados, opuestos por complicidad feudal a cualquier signo renovador que, como la figura de los diputados nacionales, pueda amenazar sus cacicazgos clientelistas.

Es de temer que bajo el actual control del partido oficialista sobre la Asamblea Nacional, ejercido en nombre y representación del Ejecutivo, las necesarias reformas no pasen de un intento fallido por mejorar nuestra institucionalidad. Pero no está de más invocar las responsabilidades contraídas por los diputados al ser elegidos, y recordarles el proceder que se les demanda ante la historia del país.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código