hoyporhoy_2012-03-27

El caso Cemis, esa vergüenza pública con la que un diputado tránsfuga nos abofetea periódicamente a los panameños, va camino a convertirse en humillación nacional gracias a lo inoperante y cómplice de la justicia panameña.

Cuando en otras partes un escándalo así pudo haberse llevado consigo una triada de delincuentes a la cárcel, aquí no ha pasado nada.

Tecnicismos truculentos, dilaciones socorridas, impedimentos acordados, todo es atravesado en el camino para confundir la verdad y enturbiar hasta la obscuridad absoluta el mar de fondo de aquel negocio mafioso. Y seguirá así porque no hay voluntad que sirva al esclarecimiento de los hechos.

Y mucho menos si todo sigue en manos de quienes, sin ser capaces de resolver un entuerto cualquiera, pretenden ahora erigirse, como buscan las reformas propuestas por el actual presidente de la Corte, en fiscales de los jueces de los tribunales inferiores, lo que pervertirá aún más el entramado de nuestra mal llamada justicia panameña.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código