FACEBOOK LIVE: ¿Qué quieres saber del Cepadem? Ver aquí

VALORES E IDEALES

La necesidad de modelos a seguir: Miguel Ángel Mendieta Cárdenas

Vivimos tiempos convulsos. Nuestra sociedad parece estar cambiando a un ritmo ininteligible y al mismo tiempo este cambio se da de manera tan apacible que se dificulta su auscultación. Valores e ideales respetados por mucho tiempo se ven embestidos y muchos han empezado a ceder el paso a posturas y paradigmas vivenciales más endebles o acomodaticios. El conocido psiquiatra español Enrique Rojas los ejemplifica de manera magistral en su libro El hombre light.

Esta situación convida a todos aquellos que estudiamos el hacer humano a observar y lo más importante a proponer vías de acción claras y, sobre todo, aplicables a la realidad concreta de nuestro tiempo. Es partiendo de esta realidad que concluyo que nunca antes ha sido tan importante e impostergable la necesidad de contar con modelos de conducta proba y comprometida.

Albert Bandura, reconocido psicólogo canadiense, ha estado durante decenios estudiando el aprendizaje por observación o aprendizaje vicariante y, a manera de máxima, ha dicho en reiteradas ocasiones que son los modelos de conducta, la forma de hacer de la gente que vemos, lo que condiciona, en medida cercana a la totalidad, lo que hacemos o dejamos de realizar como individuos.

Por ello la importancia de los modelos.

Nuestra sociedad clama por liderazgos nuevos, clama por hombres y mujeres impregnados de amor por la humanidad y con el noble deseo de fortalecer nuestra nación y nuestra sociedad. Pero lo más importante es que dichos pensamientos y sentimientos se traduzcan en comportamientos. No olvidemos que de poco o nada sirve hablar de paz, si la bayoneta campea y señorea absoluta. Necesitamos personas que en su comportamiento trasluzcan su compromiso con la libertad, la igualdad y la fraternidad.

Veo con preocupación que nuestros niños, jóvenes y muchísimos adultos tienen como modelos a seguir a personas que no precisamente propugnan por el bienestar humano y la feliz convivencia entre semejantes. Pareciese que la concepción “juega vivo” de la vida fuese omnipotente y hasta trascendente. El facilismo, la idea de que todo es posible, la concepción superficial de la vida, la falta de respeto a las instituciones y al buen hacer están minando nuestra sociedad a pasos silentes, pero firmes y pétreos.

Necesitamos líderes que al igual que el gran Augusto digan con voz diáfana: simplemente soy un primus inter pares. Panamá y la humanidad los precisa.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código