EDUCACIÓN SEXUAL

El rol de un buen padre de familia: Sandra Patricia de Calderón

Asistí a un foro sobre el proyecto de ley 61, organizado por estudiantes de maestría en docencia superior, y concluí que no se necesita para promover la “educación sexual” en Panamá, por varias razones. Primero, uno de los expositores, doctor pediatra, explicaba que hay padres que no saben cómo enseñarle a sus hijos sobre la sexualidad y buscan a otra persona para que lo haga. Puso como ejemplo que si el niño requiere reforzar las matemáticas, el padre busca a alguien que le enseñe. En mi concepto, en materia de educación esto es ser irresponsable y mediocre, pues se trata de un tema transcendental en la vida de su hijo.

Lo que se necesita es que los progenitores asuman su responsabilidad, como tales, y que les enseñen a sus hijos a medir las consecuencias de sus actos. La humanidad tiene miles de años de existencia y nunca necesitó educación sexual, más allá de un “no permitas que nadie toque tu cuerpo, y si lo hace me avisas”. Pongo como ejemplo mi experiencia, pues hace unos años me convertí en madre de un niño con discapacidad y aprendí a cuidarlo, a educarlo y a tratarlo. ¿Será que un padre no puede aprender cómo ayudar a su hijo y en señarle a vivir su sexualidad de la manera más segura y responsable posible? Todos los días, miles de niños y adultos con discapacidad hacen esfuerzos para salir adelante, aprender y sobrevivir. ¿Será que un muchacho con todas sus facultades no puede “aprender” a abstenerse de tener relaciones sexuales prematuras?

Segundo, el Ministerio de Desarrollo Social puede poner en práctica planes de acción, mediante trabajadoras sociales que visiten hogares inestables en los que una menor ha dado a luz. Otro de los expositores explicó que, según las “estadísticas”, este fenómeno se repite hasta la cuarta generación, por eso hay abuelas y bisabuelas superjóvenes. Creo que es posible inculcarle a las nuevas generaciones –de cualquier nivel económico– que cada acto en nuestras vidas tiene un lugar y un momento adecuado. Conozco muchos casos en los que esa “estadística” no se cumple, y que, a pesar de la escasez económica, hay familias que luchan para que la experiencia no pase de la segunda generación.

Tercero, una expositora describió la educación sexual que recibió en su casa. Fue exactamente la misma que me inculcó mi madre. Ella me enseñó a respetar y valorar mi cuerpo y el de los demás, a no ser una mojigata. Me enseñó que había preservativos y métodos anticonceptivos, con sus riesgos, y que lo único 100% seguro para no quedar embarazada ni adquirir enfermedades venéreas es la abstinencia; me enseñó las consecuencias de tener relaciones sexuales prematuras y la responsabilidad que implicaba para mí y los demás; me recalcó el valor de estudiar, trabajar y prepararme para atender a mi familia; me habló del amor verdadero y que nadie debía ponerme condiciones para quererme; me enseñó a pensar con el corazón y la mente, y me dio sabios consejos cuando me iba a casar. Mi madre y la familia de la expositora no necesitaron este proyecto de ley.

Hoy día la publicidad no puede ser más explícita sobre el uso de preservativos. Estos están disponibles en discotecas y, hasta gratis, durante los carnavales. A diferencia de otros países, en los que se muestran en el pasillo de planificación familiar, aquí se puede pedir en la caja registradora de cualquier tienda de conveniencia, igual que la pastilla del día siguiente. Lo único que faltaría es proponer una ley de censura para los medios de comunicación, porque las televisoras promocionan, en horario familiar, sus telenovelas con escenas “explícitas”.

Lo que hay que exigir es el cumplimiento de las leyes que ya existen, para castigar a aquellos que abusan de niños y sancionar a los dueños de discotecas que permiten la entrada a menores, y a los padres que no se encargan de vigilar su bienestar. Seamos conscientes de nuestros actos, como padres de familia, porque nuestros hijos aprenden del ejemplo que les damos. Para eso no necesitamos del proyecto de ley 61.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

FONDOS Banda musical hace recolecta para viajar a Pasadena

La banda está integrada por 250 estudiantes.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código