FACEBOOK LIVE: ¿Qué quieres saber del Cepadem? Ver aquí

REFLEXIÓN

La patria es de todos: Dorindo Jayan Cortez

La patria es de todos y todos debemos amarla. Así, se supone, está construida en el imaginario colectivo a través de una cultura que hace de la simbología una fuente inspiradora de la nación. Y a la nación la vemos representada a través de la bandera, del himno, del escudo. Pero, como veremos líneas más abajo, no solo estos elementos sustancian el ser y la conciencia de lo nacional.

La patria se enseña a través de sus símbolos, se siente y se extraña en los corazones. Es parte de un proceso que se gesta desde la escuela, en los actos protocolares y en los campos deportivos. Los símbolos patrios envocan la panameñidad. Nos hacen sentir, al cantar el himno o al izar y arriar la bandera, nuestra identidad porque hemos aprendido a valorar el terruño que nos vio nacer y crecer. Desde lejos, al dejar este suelo, se exaltan las emociones en un raro sentimiento con el que se extraña (se echa de menos) a la patria.

Hay que decir que la simbología no se aísla de lo que definen los decretos, aunque hacerlo contribuye a la base cultural de sustento. Sobre todo, porque lo que se ha de buscar es el fortalecer el espíritu y el ideal, en la conciencia, de que somos nacionales de un país, y la aceptación de que tenemos una patria y que ella nos da identidad. En efecto, la identidad como nación y la necesidad de construirla como sujeto histórico, llevó a la creatividad humana a extraer de su contexto los elementos que dan sustancia a la nacionalidad, enmarcado en un territorio, en la aspiración de la población y en una cultura de la pertenencia.

¿Y las leyes? En Panamá, desde la Constitución Política de 1941, quedó establecido que la bandera, el himno y el escudo son los símbolos patrios. En 1949, se dicta la Ley 34 con la que se legisla sobre los “elementos representativos” de la república y se decretan medidas sobre su uso. Esa ley es modificada en 2012, con la Ley 2, que entre otras cosas crea la Comisión Nacional de Símbolos Patrios con la función, principal, de “promover el uso adecuado de los símbolos de la nación”.

Claro que el sentido de la patria está por encima de lo que establezca las legislaciones. El cantautor Rubén Blades lo dice en resumidas palabras: “Patria son tantas cosas bellas”, como “aquella vieja pared del barrio”, como aquellos que “gritan “bandera, bandera, bandera”. Así mismo, conceptuamos nosotros que se “hace patria” con aquellos que nos representan, con triunfos o con derrotas, pero que elevan las emociones, los gritos, el llanto, los saltos y todo esto, porque lo que está en juego es el nombre Panamá.

En esto de la patria están también las luchas históricas por la soberanía, los caídos, esos “retazos de la vida”, como lo escribió el poeta, y que nos permitieron soñar, primero, y lograr después la patria soberana. Los sentimientos vibran y se dimensionan con la gesta de los mártires. Es el dolor mezclado con la satisfacción de un pueblo agredido por la dignidad de la sangre joven frente a la cobardía del agresor. Episodios que no se olvidan a pesar de las actitudes reprochables de eliminar su enseñanza de la historial.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código