CAMBIO DEMOCRÁTICO

Ni primarias ni nada: Jorge Rivera Staff

Desde hace algunas semanas somos testigos de un show mediático diseñado por los estrategas del partido gobernante, con la intención de mostrar algún indicio de proceso democrático para elegir candidatos dentro de sus filas. Incluso han llevado el espectáculo, voluntaria o involuntariamente, hasta el punto de mostrar diferencias entre personeros del partido, en función de su apoyo a uno u otro aspirante, así como para tratar de crear expectativa pública sobre quién es el ungido del capo. Pero todos sabemos que ninguno de estos precandidatos tiene la menor experiencia ni capacidad política para ser una opción presidencial mínimamente seria para el año 2014.

El que conozca, aunque sea un poco, el carácter autoritario y monopólico del actual régimen, sabe que ninguno de estos títeres tiene liderazgo o cuota de poder, ni dentro de su partido ni en ningún lugar, y que son peones de un macabro juego de ajedrez político-mediático.

La primera parte del plan pasa por esta pantomima de elecciones primarias, para luego de tener un pseudo candidato, inundar el país con propaganda electoral negativa (para eso no firman el pacto ético), volcar los medios de comunicación oficialistas a la causa, a la vez que, por una parte, se replica a todo el país el modelo ensayado en El Bebedero, y por la otra se apresuran a inaugurar, antes de las elecciones, las grandes obras de sobrecosto en construcción.

La segunda parte se activa en caso de que el abanderado oficialista no suba la loma de la simpatía popular (como probablemente suceda), y gracias al control de la Corte Suprema que tiene su jefe, abrir la puerta de la reelección inmediata.

En ambos escenarios, la posibilidad de obtener una victoria electoral depende de mantener a los partidos opositores desunidos, apoyar la participación de varios candidatos independientes que dividan aún más el voto, y lograr, a través de un marketing político fondeado con decenas de millones, atraer nuevamente a una parte de los votantes independientes que les dieron el triunfo en el año 2009.

Lo que esperamos que no estén ni siquiera contemplando los cerebros del régimen es la posibilidad de repetir o continuar en el poder a través de fórmulas extra electorales, que no harían más que terminar de sepultar nuestra ya de por sí endeble democracia.

En todo caso, en las actuales primarias de CD, lo importante es que sean noticia en sí mismas, para así desviar el debate lejos de la corrupción galopante, del endeudamiento público, del desprecio a la institucionalidad democrática y la libertad de expresión y la no solución de los graves problemas del panameño, como el alto costo de la vida, la inseguridad y las crisis del transporte, la educación y la salud.

No se trata de una elección interna real, simplemente estamos, una vez más, frente a un decadente espectáculo diseñado y ejecutado dentro de la incultura del pan y circo que caracteriza a esta gente desde el primer día en que salieron a la luz pública.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Consumo de producción agrícola ¿Qué provincia es el reino del aguacate?

En Panamá, 92 productores cultivan 363 hectáreas de aguacate de las variedades ‘simmonds’, choquete, ‘booth’ y criollo.
Archivo

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código