huertos urbanos. economía, seguridad alimentaria e interacción.

Agricultura casera y vecinal

¿Qué tan difícil es cultivar culantro, tomate y otros vegetales o frutas? En Panamá, un grupo promueve la agricultura casera y en lotes en desuso.

Unos pintan. Otros limpian y siembran. Es domingo, y en el edificio Sol y Sombra, en calle cuarta con avenida A del Casco Antiguo, un grupo de voluntarios adecúa una propiedad desocupada cercana al mar, de unos mil metros cuadrados, para llevar a cabo un proyecto de agricultura urbana orgánica.

“Los dueños no planean construir nada aquí en dos años, mientras, nos han facilitado el sitio para crear un huerto comunitario y un vivero. También planeamos dar charlas para enseñarle a la gente cómo sembrar sus propios vegetales”, dice Úrsula Kiener, vocera del grupo Urban Gardening, que promueve la agricultura y jardinería urbana en Panamá.

Cuatro carretilladas de polvo han salido del incipiente vivero, donde sembrará tomate, pepino, papaya, piña, culantro, albahaca, orégano y pimentón. Más adelante, dice Kiener, les gustaría incorporar plantas medicinales.

La jornada ha sido extensa. A lo largo del día, calcula Kiener, han llegado unos 50 voluntarios a pintar de blanco las paredes, a barrer, rastrillar, remover la basura y a desmalezar una pendiente cerca de la cancha a un costado, decorada con coloridos murales.

El artista y ambientalista Rolando De Sedas, miembro del grupo SembrArte –que también apoya esta iniciativa– colabora en las tareas.

Una extranjera guarda en una bolsa transparente los “tesoros del jardín”: pedazos rotos de baldosas que le servirán para crear arte.

A media tarde, y rodeado de sacos de tierra, composta, palas, tablas viejas, bloques partidos y llantas, el vivero va tomando forma. Un canadiense improvisa unas tablillas para colocar las macetas con tomates, albahaca y culantro. En una esquina pone las llantas, las rellena con tierra y sigue sembrando. “Aquí la manicura está out”, advierte otra voluntaria.

Con esta fusión de agricultura y arte, el grupo busca ofrecer a los residentes del barrio un espacio agradable de interacción y conexión con la naturaleza, donde aprendan a cultivar sus alimentos, sin usar pesticidas. Pero llama la atención que la gran mayoría de los voluntarios hoy son extranjeros.

“Estamos empezando, falta crear más conciencia”, dice Kiener. Los que quieran, podrán sembrar en el huerto comunitario o hacer su propio huerto casero, incluso en balcones. Seguiremos trabajando aquí y en otros espacios en El Chorrillo, Santa Ana y Carrasquilla. Ojalá nos facilitaran más lotes, pero vamos a necesitar más voluntarios e insumos. El que se quiera unir, que se una”.

TENDENCIA

Cultivar alimentos en un jardín, terraza o balcón permite obtener productos frescos y sanos, ahorrar dinero, e interactuar con la familia o vecinos. En países como Estados Unidos, Japón, y en Europa, la agricultura urbana es una tendencia bien conocida. Incluso, la primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, se ha sumado a esta onda e instaló un huerto en la Casa Blanca.

La Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) promueve la horticultura urbana, más aún cuando se estima que para 2025, más de la mitad de la población del mundo en desarrollo (unos 3 mil 500 millones de personas) vivirá en las ciudades.

Para aprender a sembrar

Crear un huerto requiere de conocimientos sobre el suelo, abonos, semillas y el cuidado de las plantas. La Fundación Ingenia (Fingenia), que promueve los huertos orgánicos urbanos en Panamá, dicta seminarios para aprender a construirlos y cuidarlos. La doctora Anete de Palma, de Fingenia, explica que incluso han diseñado huertos con malla para evitar que las mascotas los dañen.

La directora de desarrollo rural del Ministerio de Desarrollo Agropecuario, Ildemar Tarriera, dice que la institución no tiene un programa de huertos urbanos, pero sí cuenta con técnicos que pueden dictar talleres sobre la materia a los interesados, así como un proyecto para familias en áreas rurales, a través del cual se les da semillas de hortalizas, granos y frutales, se les enseña a hacer abono y a cultivar, no como un negocio, sino para garantizar su alimentación.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Conquista

La Prensa en alianza con el Pulitzer Center invita a sus lectores a una experiencia inédita de periodismo transmedia. Una historia sobre la costa Atlántica que pone en cuestionamiento qué tipo de desarrollo queremos para nuestro país. Haga clic en la foto.

Por si te lo perdiste

GOBIERNO MANTIENE INHABILITACIÓN Tocumen rechazará oferta de Odebrecht

Carlos Duboy, gerente de Tocumen, S.A.LA
Ricardo Iturriaga

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

13 Dic 2017

Primer premio

0 4 5 4

DAAD

Serie: 7 Folio: 1

2o premio

1238

3er premio

1041

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código