ANAM, en la mira

Ambientalistas cuestionan fundación público privada

Funcionarios y particulares crearon una fundación para manejar los fondos del proyecto Corredor Biológico Mesoamericano.

Temas:

/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/04/0_20141204ozdGcI.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/04/0_20141204ozdGcI.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/04/0_20141204ozdGcI.jpg

Organizaciones ambientales rechazan la creación de una fundación para que gestione y administre los fondos provenientes del Corredor Biológico Mesoamericano del Atlántico Panameño (Cbmap).

En la actualidad es la Autoridad Nacional del Ambiente (Anam), a través de un departamento especial, la que maneja los recursos de este proyecto, pero ahora esa responsabilidad pasaría a la nueva fundación.

Sin embargo, uno de los puntos que más inquieta a los activistas es que en la junta directiva de la fundación estarán personas vinculadas al tema minero, el administrador de la Anam, Silvano Vergara, y el actual director del proyecto Corredor Biológico Mesoamericano, Iván Valdespino.

Para los ambientalistas, serían “juez y parte”.

CRONOLOGÍA

El Cbmap es un proyecto ejecutado por la Anam que se inició en 1998 con el objetivo de promover la conservación, aprovechamiento y manejo sostenible de la diversidad biológica del país.

Se ejecuta en más de 10 áreas protegidas y corredores para mitigar las presiones que afectan o amenazan la diversidad biológica de estos sitios. Entre esas afectaciones están: la deforestación, la minería y la ganadería.

En ese sentido, para llevar a cabo este plan la Anam ha recibido aportes del Fondo Mundial para el Medio Ambiente (GEF, por sus siglas en inglés), del Banco Internacional de Reconstrucción y Desarrollo , del Gobierno y contribuciones de socios estratégicos del proyecto.

La segunda fase del Cbmap está por culminar y desde el año pasado el Gobierno, por medio de la Anam, trabaja en la consecución de partidas del GEF para continuar.

Según Antonio Chang, miembro del Centro de Incidencia Ambiental (Ciam), es sospechoso que una organización recién creada y que reciba el nombre de “Fundación público-privada de áreas protegidas y corredores biológicos” sea la encargada ahora de utilizar esos recursos millonarios, cuando lo que necesita Anam son fondos para conservar áreas protegidas.

Chang mencionó que esta asociación cuenta en su junta directiva con consultores y funcionarios actuales de la Anam, lo que es cuestionable (ver documento adjunto).

Incluso, las asociaciones ambientales advierten de que se trata de una situación delicada, ya que dicha fundación podría estar manejando hasta $10 millones como parte del proyecto Cbmap.

Según la escritura pública por medio de la cual se protocoliza la personería jurídica de la fundación ante el Registro Público y con fecha del 18 de octubre de 2013, aparece como representante legal y director de esta, Iván Valdespino.

Como presidente de la junta directiva del organismo está Amelie González; secretaria, María Castillo; tesorero, Riomar Espinosa y Silvano Vergara, Luiggi Franceshi y Carmen Guevara, vocales.

Como consta en ese documento, su objetivo general sería “apoyar los esfuerzos de Panamá para mejorar la sostenibilidad financiera del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (Sinap), promover una mejor efectividad de sus manejos y conservar la biodiversidad del país”.

Más adelante señala la escritura pública que dada la naturaleza de la fundación se ha considerado apropiado la integración del sector público en su directiva, por lo cual se hace invitación para que participe el administrador de la Anam o en su efecto el director de Áreas Protegidas y Vida Silvestre. Igualmente podrán incorporarse otros representantes del sector público, de la sociedad civil y de los donantes por invitación de la directiva.

“En virtud de lo anterior la Fundación deberá preservar, administrar e invertir de forma apropiada y transparente su patrimonio, con apego a las leyes y normas vigentes de Panamá”, concluye el informe.

MÁS CRÍTICAS

Para el exdirector de Legal de Anam Harley Mitchell hijo es una incongruencia jurídica que esta institución haga una fundación para manejar fondos que le pertenecen, cuando en esta administración lo que le ha faltado es recursos.

Precisamente, para este año la Anam solicitó $40 millones y solo le aprobaron $30 millones, el mismo presupuesto que fue dado a esa entidad en 1998 cuando fue fundada. “Que se traspasen esos fondos se presta para un mal manejo, y ya se ha tenido experiencia con eso”, acotó.

Mitchell hacía referencia a la Fundación Mar del Sur conformada durante la administración de la presidenta Mireya Moscoso.

En aquella ocasión funcionarios recibieron $45 millones del Gobierno de Taiwan para obras sociales a través de esa fundación.

No obstante, se abrieron investigaciones por supuesto manejo irregular de esos recursos. Fue el propio contralor de ese momento, Alvin Weeden, quien manifestó que los bienes que administraba la fundación eran públicos y por ende sujetos a la fiscalización del Estado.

Al respecto, el exdirector de Legal de la Anam considera que dentro de la junta directiva de la nueva fundación no hay representantes del Ministerio de Economía y Finanzas o de la Contraloría General de la República que se encarguen de fiscalizar los millonarios fondos.

“Hay un serio conflicto de intereses en este tema y una mala prática administrativa. Aquí no solo se manejarán fondos del Corredor Mesoamericano sino también compensaciones ecológicas provenientes de empresas como AES en Changuinola y la minera Petaquilla, por lo que hay que tener cuidado”, subrayó.

Por su parte, el administrador de la Anam, Silvano Vergara, dijo que la fundación es producto de una consultoría y se creó para la sostenibilidad de los proyectos provenientes del Banco Mundial.

Reiteró que la idea es darle sostenibilidad a los más de 300 proyectos de inversiones ambientales que se hicieron en el proyecto del Corredor Mesoamericano y tener otras formas de seguir captando ingresos para futuros proyectos ecológicos.

Admitió que sí forma parte de la junta directiva de la fundación y así lo harán los próximos administradores de la entidad.

“No quisiera que le den morbo a esta cosa, porque la idea es la sostenibilidad de proyectos que terminan el 31 de julio”, expresó.

(Con información de Didier Gil).

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código