SALUD PÚBLICA

Faltan profesionales de la salud

Las autoridades tienen el desafío de formar personal para las instalaciones que están en construcción, pero también deben mejorar la actual distribución de los profesionales.

El reto de mejorar la distribución de los médicos y las enfermeras

Temas:

Faltan profesionales de la salud Faltan profesionales de la salud
Faltan profesionales de la salud

El Ministerio de Salud (Minsa) y la Caja de Seguro Social (CSS) tienen el gran desafío de contar con el recurso humano necesario para las actuales y futuras instalaciones.

Sin embargo, las últimas cifras de la Contraloría General de la República, correspondientes a 2017, exponen la carencia de técnicos en enfermería, laboratoristas, farmacéuticos, trabajadores sociales, entre otros profesionales.

De acuerdo con el informe, hasta marzo de 2017 el país solo contaba con 5 mil 522 técnicos en enfermería, mil 178 laboratoristas y 855 farmacéuticos para atender una población estimada de 4 millones 98 mil 135 personas en 910 instalaciones, de las cuales 831 son del Minsa y 79 de la CSS.

El informe también da cuenta de que la distribución de este personal no es equitativa y que su escasez es notoria en las provincias de Bocas del Toro y Darién, así como en las comarcas Guna Yala, Ngäbe Buglé y Emberá, por la precariedad en las condiciones de trabajo.

Se trata de un problema que las autoridades de salud deben atender con prontitud, pues requieren contar con recurso humano para los cuatro hospitales de segundo y tercer nivel de complejidad, entre ellos el Manuel Amador Guerrero y el Anita Moreno, en las provincias de Colón y Los Santos, respectivamente, y cinco centros de atención primaria para la salud (Minsa-Capsi), que deben estar listos este año.

Mientras, la CSS aguarda por la terminación de la Ciudad de la Salud, obra que fue adjudicada en el año 2011 y tiene un avance del 56%; y otros proyectos como el Hospital Integrado de Chepo, la Policlínica de Nuevo San Juan (provincia de Colón), Policlínica Dr. Roberto Ramírez de Diego (provincia de Herrera), y la Policlínica Dr. Manuel Jesús Rojas (provincia de Coclé).

Realidad nacional

Jorge Pérez, presidente de la Asociación Nacional de Practicantes, Auxiliares y Técnicos de Enfermería (Anpate), sostuvo que la falta de recurso humano es una realidad que no se puede ocultar.

“Hemos insistido en la carencia de personal en todas las regiones de salud, la cual se evidencia con los turnos extraordinarios que debe hacer el recurso existente para cumplir con la demanda”, expresó Pérez.

El dirigente sostuvo que los turnos extra representan un esfuerzo y desgaste para el personal, así como un gasto adicional para las instituciones.

Para Pérez, es “favorable y menos costoso” que las entidades de salud realicen los nombramientos necesarios antes de pagar por jornadas extra.

Datos de la Anpate indican que en el país hay 800 técnicos y asistentes debidamente capacitados en espera de un nombramiento.

Otros profesionales técnicos que hacen falta en las instalaciones de salud son laboratoristas. La situación es conocida en el Programa Nacional de Tamizaje Neonatal, que trabaja con poco recurso humano. Allí, 12 laboratoristas practican las miles de pruebas que se deben efectuar anualmente a los recién nacidos en el país para detectar y tratar males metabólicos precozmente, y cuya obligatoriedad quedó establecida hace 11 años en la Ley 4 de enero de 2007.

Lizbeth Campillo, presidenta del Colegio Nacional de Laboratoristas Clínicos de Panamá (Conalac), reconoció que existe una “preocupación” respecto a la necesidad de que se forme una mayor cantidad de personal, no solo por el déficit actual que hay en todas las áreas, sino también porque se continúan construyendo instalaciones de salud sin prever todos los profesionales que se necesitan.

“El sistema está medicalizado, es decir, que se está impulsando la formación médica, pero la parte de prestaciones médicas, que incluye laboratorios y farmacias, no es trabajada de la misma manera”, expresó Campillo.

Detalló que la formación del tecnólogo médico solo se ofrece, a nivel público, en la Universidad de Panamá y en la Universidad Autónoma de Chiriquí, y los cupos son limitados.

Además, planteó que el Minsa no ha hecho los esfuerzos necesarios para mercadear esta carrera.

Consultado sobre la situación, el ministro de Salud, Miguel Mayo, afirmó que “ninguna administración ha nombrado más personal y otorgado becas que la actual”. Informes del Minsa indican que el año pasado fueron nombrados 54 asistentes de farmacia, 70 farmacéuticos y 32 laboratoristas. Este año, la cifra es de 7 asistentes de farmacia, 20 farmacéutas y 8 laboratoristas.

Además, añadió que continuarán realizando los esfuerzos necesarios para impulsar y procurar la formación del recurso humano sanitario que el país requiere.

Actualmente, el Minsa trabaja en la formación de 4 mil 919 profesionales, con una inversión de 10 millones de dólares y apoyo del Ministerio de Educación, la Secretaría Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación, las universidades de Panamá, Autónoma de Chiriquí y Especializada de las Américas, entre otras.

Estrategia

Jorge Luis Prosperi, médico especialista en materia de salud pública, sostiene que en Panamá no se cuenta con la información suficiente ni con las metodologías avanzadas de monitoreo del recurso humano del ámbito de la salud para apoyar la toma de decisiones.

Opinó que se deben promover acuerdos de alto nivel entre los sectores de educación y salud, para alinear las estrategias de formación de los recursos humanos hacia el acceso y la cobertura universal de la salud.

Además, Prosperi sugirió regular la calidad de la formación para los profesionales de la salud a través de sistemas de evaluación y acreditación de carreras e instituciones.

Frente a la situación actual, dijo que es necesario recordar que Panamá es signataria de la Estrategia Mundial de Recursos Humanos para la Salud, que busca guiar las políticas nacionales de recursos humanos para la salud, teniendo en cuenta la disponibilidad, accesibilidad, pertinencia, relevancia y competencia de dichos recursos, factores clave para alcanzar la cobertura universal de salud y de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

Este medio realizó consultas a la CSS sobre la carencia de personal y los planes de formación, pero al cierre de esta edición no respondió.

El reto de mejorar la distribución de los médicos y las enfermeras

La carencia de médicos y enfermeras en Panamá es un problema recurrente.   Datos  de la  Contraloría General de la República   de 2017    indican que   hay   6 mil 523 médicos y 5 mil 929 enfermeras en las instalaciones del  Minsa,  CSS y otras dependencias sanitarias en el país, lo que representa una densidad de 30.3 profesionales por cada 10 mil habitantes.

La Organización Panamericana de la Salud   establece que la cantidad ideal es 25 profesionales por cada 10 mil habitantes. Pero la distribución no es equitativa y la carencia de personal es   mayor  en las provincias de Bocas del Toro y Darién, así como en las comarcas Guna Yala, Ngäbe Buglé y Emberá. Allí no se llega ni a 20 profesionales por cada 10 mil habitantes. 

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

19 Jun 2019

Primer premio

9 0 5 1

BADD

Serie: 13 Folio: 13

2o premio

1257

3er premio

6403

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código