Homilías

Francisco inspira a los peregrinos

El papa fue recibido con vítores en su primera presentación de la JMJ 2019. Dijo a los jóvenes que lo más esperanzador de este encuentro será que vuelvan a casa manteniendo vivo ese sueño que los hermana.

Temas:

La ceremonia de apertura y acogida de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) fue ayer en el Campo Santa María la Antigua. Raúl Valdés La ceremonia de apertura y acogida de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) fue ayer en el Campo Santa María la Antigua. Raúl Valdés
La ceremonia de apertura y acogida de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) fue ayer en el Campo Santa María la Antigua. Raúl Valdés

El papa Francisco encabezó ayer la ceremonia de apertura y acogida de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) con un reconocimiento sobre la necesidad de la Iglesia de “reencontrarse y despertar junto” a los jóvenes, y con una invitación a atreverse a mantener vivo un “sueño en común”, uno que es capaz de cobijar a todos y que hermana: “amarse los unos a los otros”.

De eso se trata el cristianismo, remarcó Francisco, quien destacó que los jóvenes presentes hicieron un gran sacrificio para estar en esta JMJ, a pesar de que viven historias y circunstancias diferentes en sus países. Con esas acciones, apuntó, “desautorizan todos los discursos que se empeñan en sembrar división, en excluir o expulsar a los que ‘no son como nosotros”.

“Queremos reencontrar y despertar junto a ustedes la continua novedad y juventud de la Iglesia”, dijo, y llamó a escucharse y complementarse mutuamente.

“Vayan adelante con esa energía renovadora” que nos “ayuda y moviliza” , agregó.

Una vez más, el papa cambió el protocolo, pues llegó con el papamóvil abierto en lugar del coche cerrado previsto. Raúl Valdés Expandir Imagen
Una vez más, el papa cambió el protocolo, pues llegó con el papamóvil abierto en lugar del coche cerrado previsto. Raúl Valdés

Ante una multitud que se fue congregando desde tempranas horas de la tarde, el jerarca católico pronunció su tercer y último discurso del día. El primero fue ante las autoridades nacionales y representantes de otras religiones. Allí también habló de un sueño, el de crear un mundo más humano, uno que impulse un pacto social en el que todos tengan la oportunidad de soñar con un mañana.

Además, les dijo que la dignidad de las personas debe verse reconocida en el acceso a la educación de calidad y la promoción de trabajos dignos, que son el mejor antídoto ante cualquier tipo de tutelaje que pretenda recortar la libertad y someta la dignidad ciudadana.

El segundo discurso fue ante los obispos centroamericanos, a quienes pidió no estar lejos del sufrimiento de su pueblo y exhortó a vivir la JMJ como una oportunidad única para acercarse a la realidad de esos jóvenes que están llenos de esperanzas y marcados por tantas heridas, y les encargó acercarse a los sacerdotes, escucharlos, orientarlos, dar la cara por ellos.

La cruz de madera, conocida como ‘Cruz de la Jornada Mundial de la Juventud’, fabricada en 1983, llegó ayer al Campo Santa María la Antigua. Ricardo Iturriaga Expandir Imagen
La cruz de madera, conocida como ‘Cruz de la Jornada Mundial de la Juventud’, fabricada en 1983, llegó ayer al Campo Santa María la Antigua. Ricardo Iturriaga

La marea humana de la JMJ

Había llegado, por fin, el momento esperado: el primer encuentro para escuchar las reflexiones del papa Francisco durante la ceremonia de acogida y apertura de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ). Y una marea humana acudió a la celebración en la cinta costera, denominada para la ocasión como Campo Santa María la Antigua.

La entrada del papa Francisco al campo fue cerca de las 5:00 p.m. Subió al papamóvil para saludar a la congregación, acompañado del arzobispo de Panamá, José Domingo Ulloa, quien como anfitrión y por normas de protocolo debe acompañar siempre al pontífice.

Horas antes de la llegada de Francisco, los peregrinos le esperaron con música y bailes a cargo de Herkin Buelvas, Dj Jesse Demara, Invoxdei, Hallelujah Band, La voz del Desierto, Acts of the Apostles, The Sun, entre otros. Cantaron, oraron, lloraron y, por supuesto, se tomaron selfis para inmortalizar el momento.

Mientras el papa recorría el lugar, el presidente Juan Carlos Varela, junto a su esposa Lorena Castillo de Varela e invitados especiales, tomaba su lugar.

El papa Francisco hizo su entrada a la imponente tarima acompañado de jóvenes que representaban los cinco continentes del mundo. Todos plantearon mensajes de paz, esperanza, amor y unión en la fe. También subieron los símbolos de la JMJ.

Con una colorida tarde se celebró la primera ceremonia de Jorge Mario Bergoglio. Ricardo Iturriaga Expandir Imagen
Con una colorida tarde se celebró la primera ceremonia de Jorge Mario Bergoglio. Ricardo Iturriaga

La bienvenida

En unas cortas palabras, Ulloa le dio la bienvenida al pontífice. “Gracias santidad por elegir a este bello istmo como sede de la JMJ”.

Le secundaron con gritos. El arzobispo catalogó la JMJ como un encuentro inolvidable para los miles de jóvenes peregrinos que participaban del evento . “Esta no es solo la juventud del papa, sino también la juventud de Cristo. Bienvenido, papa”.

El escenario se llenó de jóvenes con banderas de todos los países: Brasil, Corea del Sur, España, Venezuela, Colombia, Costa Rica, Perú, Alemania, Reino Unido y Francia. El papa recibía regalos y mensajes de gratitud de los jóvenes.

El encuentro era amenizado por artistas nacionales e internacionales, que cantaban en diferente idiomas.

Tras escuchar el evangelio sobre el pasaje bíblico de las bodas de Caná, el líder católico tomó la palabra: “Queridos jóvenes, buenas tardes”. Eran las 6:00 p.m., el cielo se empezaba a pintar de escarlata y la brisa era como una tregua después de la húmeda espera.

Francisco dijo: “¡Qué bueno volver a encontrarnos y hacerlo en esta tierra que nos recibe con tanto color y calor! Juntos en Panamá, la Jornada Mundial de la Juventud es otra vez una fiesta de alegría y esperanza para la Iglesia toda y, para el mundo, un enorme testimonio de fe”.

El papa reconoció el sacrificio de los peregrinos para organizar y celebrar la JMJ para todos: “Conozco el esfuerzo, el sacrificio que realizaron para poder participar en esta jornada. Muchos días de trabajo y dedicación, encuentros de reflexión y oración hacen que el camino sea en gran medida la recompensa”.

Su homilía prosiguió: “El discípulo no es solo el que llega a un lugar, sino el que empieza con decisión, el que no tiene miedo de arriesgar y ponerse a caminar. Esa es su mayor alegría, estar en el camino. Ustedes no tuvieron miedo de arriesgar y caminar. Hoy podemos ‘estar de rumba’, porque esta rumba comenzó hace ya mucho tiempo en cada comunidad”.

Les pidió a los jóvenes no tener miedo y llevar siempre la alegría y entusiasmo que los caracteriza, dejando a un lado las diferencias que dividen y causan tanto daño.

Francisco inspira a los peregrinos Expandir Imagen
Francisco inspira a los peregrinos Helkin GuevaraAminta Bustamante

Unión y amor, el reto

A media intervención, Francisco lanzó un reto de unión a los jóvenes. Les dijo que la cultura del encuentro es un llamado e invitación a atreverse a mantener vivo un sueño en común. “Sí, un sueño grande y capaz de cobijar a todos. Ese sueño por el que Jesús dio la vida en la cruz (...) Lo más esperanzador de este encuentro serán vuestros rostros y una oración. Cada uno volverá a casa con la fuerza nueva que se genera cada vez que nos encontramos con los otros y con el Señor”.

La festiva antesala

Muchos de los panameños y peregrinos que fueron a vivir la ceremonia de acogida, la celebraron desde la salida de sus casas. Marchaban por las avenidas, paradas de buses y estaciones del Metro de Panamá, bailando y cantando a todo pulmón a ritmo de murga hasta llegar a la cinta costera.

La marcha cristiana abarrotó desde tempranas horas de la tarde los diferentes accesos y controles de seguridad del sitio, con extensas filas que avanzaban, paulatinas, con el abrazo del sol panameño de las 2:00 p.m. La sofocante espera se atenuaba con más cantos, chistes, camaradería y charlas confusas y amistosas entre peregrinos que viven separados por un océano y que ahora convergen en el país puente de las Américas.

Durante la ceremonia de acogida y apertura de la JMJ, el papa arrancó los aplausos de los presentes. Alexander Arosemena Expandir Imagen
Durante la ceremonia de acogida y apertura de la JMJ, el papa arrancó los aplausos de los presentes. Alexander Arosemena Alexander Arosemena

Allí, en las afueras del Campo Santa María la Antigua, viajeros alemanes, coreanos o neozelandeses conocieron, un tanto reticentes, el raspao nacional y los humeantes puestos de chorizo y carne en palito.

Ya dentro, la masiva concurrencia se acomodaba lo más cerca que podía (tirada sobre petates, sentada o de pie), para ver y escuchar a Francisco.

Jóvenes de 156 países agitaron sus banderas y celebraron el mensaje de igualdad y de reflexión sobre el significado del cristianismo que compartió el papa.

Al final de la ceremonia, Francisco recorrió el campo una vez más en el papamóvil para deleite de los asistentes, que corrían de un extremo a otro de la ruta, celular en mano, en busca de la mejor foto para sus redes sociales.

Francisco y comitiva se despidieron, mientras una parte del público se quedó para seguir la fiesta cristiana con más música, bailes y fotos, y el resto prefirió irse de inmediato para incorporarse a una nueva, prolongada y pausada fila en la estación del Metro más cercana.

Francisco inspira a los peregrinos Expandir Imagen
Francisco inspira a los peregrinos Helkin GuevaraAminta Bustamante

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

20 Nov 2019

Primer premio

4 1 8 9

DDDB

Serie: 8 Folio: 7

2o premio

8025

3er premio

4855

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código