Punta Paitilla

Temas:

AUGE. Los residentes se quejan del crecimiento desmedido de las construcciones y comercios. AUGE. Los residentes se quejan del crecimiento desmedido de las construcciones y comercios.
AUGE. Los residentes se quejan del crecimiento desmedido de las construcciones y comercios.

Cuando los primeros habitantes de Punta Paitilla llegaron a principios de la década de 1960, hasta se podían bañar en la playita que está en la rampa del parque. A pesar de que sigue siendo una zona exclusiva, el desarrollo sin orden de construcciones y negocios los ha afectado.

Punta Paitilla tiene aproximadamente 50 hectáreas de extensión; era una exbase militar que fue desarrollada por el Instituto de Vivienda y Urbanismo (IVU), durante la administración del presidente Ernesto de la Guardia. “Las calles de cemento estaban bien trazadas y se conectaban con la avenida Balboa; uno estaba dentro de la ciudad, pero apartado, no en este caos”, afirma Irene de Halman, residente desde 1967.

En 1975 fue inaugurado el entonces edificio más alto de Panamá, el hotel Holiday Inn, hoy Plaza Paitilla Inn. En las 50 hectáreas que tiene Paitilla hay más de 80 edificios, 145 casas y 150 comercios, aproximadamente. Uno de los principales problemas es la cantidad de gente que vive, trabaja y visita el lugar, y el poco espacio del que disponen en calles y estacionamientos.

Alrededor de 7 mil personas viven en Punta Paitilla. Hay 7 restaurantes, 3 bancos, 22 salones de belleza, 3 farmacias, 6 lavanderías, 3 fruterías, 2 panaderías y un supermercado. Martha Arias eligió vivir allí porque es un “barrio tranquilo y céntrico”. A menos de dos cuadras tiene bancos y lavanderías, “aunque he perdido parte de la vista”, cuenta. El suministro de agua en su edificio es otro de los problemas, dice.

José Manuel Jaén se mudó recientemente. “Dentro de todo sigue teniendo un concepto de barrio residencial con avenidas, calles, vegetación; se puede caminar, tiene cercanía al centro financiero, conectividad con las principales arterias de la capital y la posibilidad de moverse en la ciudad con relativa facilidad”. Pero le molesta que no haya sanciones para los que se estacionan encima de la isleta de vía Italia, por ejemplo.

Además, dice que hay una torre sobre esta vía principal que es más grande que las que le rodean, y como no tiene puerta cochera, le ha robado espacio a la acera.

EN BUSCA DE SOLUCIONES

Los vecinos fundaron la Asociación Cívica de Propietarios y Residentes de Punta Paitilla en 1967. Denuncias, llamadas, cartas a autoridades y casos en la Corte Suprema han ido a sus escritorios estos años.

Otra vecina, Janet de Lombana, afirma que por falta de estacionamientos, en las noches la cantidad de carros en las calles “es excesiva”. En 2002, Consultores de Transporte elaboraron un estudio de tránsito para cuantificar el problema del estacionamiento y congestión vehicular en las calles Winston Churchill y Roberto Lewis. Las estadísticas son impresionantes: hace 10 años había 3 autos por familia; hoy pueden ser hasta unos 5 carros por familia.

La seguridad se ha incrementado, pero entre junio y noviembre de 2012, en las casas aledañas al parque hubo 9 robos. A Fortune Dabah, otra vecina, le preocupa la seguridad, el deterioro de los columpios en el parque y la falta de rutas de acceso y salida. “Si hay una emergencia, no hay por dónde salir”, señala.

Irene de Halman recordó una publicación de este diario en la sección de Economía el 22/7/2005, en la que los bomberos declararon Punta Paitilla como una “trampa de muerte”. También reportó la falta de señalización en las calles y de líneas de seguridad.

Carlos Pérez Herrera, representante del corregimiento de San Francisco, informó de que en febrero colocarán más luminarias y brindarán mantenimiento a las áreas de juego. “Las líneas de seguridad y señalizaciones serán pintadas. Invertiremos en cámaras, en parques y en áreas sensitivas para mejorar la seguridad”.

Otro problema: el desbordamiento de aguas negras. De Lombana lo ha sufrido en varias ocasiones. “Me he puesto botas para poder sacar el excremento”, explica.

Abilio Pittí, jefe metropolitano del Instituto de Acueductos y Alcantarillados Nacionales, dijo que los desbordamientos se deben a la grasa de los restaurantes “que obstruyen el sistema de alcantarillado”. Tiene previsto en los próximos meses redoblar la capacidad de mantenimiento a estas infraestructuras.

La baja presión se debe a la altura de los edificios. En este sector se inyecta una presión mínima de 40 libras, que es suficiente, explicó, pero son las inmobiliarias o la administración de cada edificio los responsables de colocar estaciones de bombeo para el abastecimiento.

Alicia Martínez, administradora de dos edificios en el barrio, indicó que en uno de ellos fue necesario poner tanques de agua con capacidad de 18 mil galones para poder abastecer a los residentes. “Hace dos años, desde las 10:00 a.m. no había agua y era horrible. En el área de Punta Paitilla hay muchos edificios que pasan por lo mismo”.

ZONIFICACIÓN

Los residentes han visto tres terrenos que se están preparando para la construcción. En uno de ellos se comenzó la extracción de rocas en la calle Heliodoro Patiño. en agosto de 2012. Daniella Stransky, que vive detrás de la obra, informó de que a pesar de que el ruido de las máquinas cesó, estas todavía están en el lugar. “La bulla era intolerable”, cuenta. Esta obra está a cargo de Servicios Integrales y Suministro Panamá, S.A., y está aprobada por la Autoridad Nacional del Ambiente (Anam) mediante la Resolución No. 1A 1007-12 del 25 de mayo de 2012, en la que se autoriza la remoción de mineral no metálico para la construcción de obra civil. Dos periodistas de este diario enviaron correos por 10 días e hicieron llamadas a la Anam, pero al cierre de esta edición no se había logrado una respuesta.

Hay cuatro tipos de zonificación en Punta Paitilla: R3, R2, RM3 y RM2. La arquitecta Dalys de Guevara, directora del Departamento de Ventanilla Única del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial, explica que “en su momento la normativa de alta densidad no estaba calificada con la que existe actualmente, pues los desarrollos se han dado ahora, no en los 60 y 70”.

En la calle Tomás Gabriel Duque recientemente empezó la construcción de un establecimiento cuyo desagüe da directamente a la acera. Halman indicó que siendo zona R3, “lo permitido para colocar una oficina es con el 5% del metraje total de la casa o dúplex”.

Actualmente esperan recoger firmas para evitar que este negocio opere, enviando una carta acompañada por un informe a la Dirección de Obras y Construcciones Municipales. “Y vienen más edificios, y hay menos calles, menos estacionamientos; vivimos castigados y presos en nuestros propios hogares”, manifiesta Lombana.

El problema principal para Joaquín García, otro residente, es la superpoblación, ya que no ha habido una buena planificación y no hay un ordenamiento. “Nos han subido los valores, los impuestos y no recibimos nada a cambio”, dice.

(Con información de Didier Gil Gil).

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

18 Jul 2018

Primer premio

5 9 6 0

CABC

Serie: 19 Folio: 9

2o premio

3358

3er premio

4744

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código