JUDICIAL. CASO CONTRA RICARDO MARTINELLI BERROCAL

De mandamás a abuelito perseguido y enfermo...

Temas:

El expresidente Ricardo Martinelli, pedido en extradición. El expresidente Ricardo Martinelli, pedido en extradición.
El expresidente Ricardo Martinelli, pedido en extradición. Archivo

Tiene familiares -incluyendo una nieta-, amigos y seguidores políticos en la Florida; convalece de una angioplastia y una cirugía de bypass gástrico; se considera un perseguido político del gobierno de Juan Carlos Varela, y está dispuesto a pagar el 10% de una fianza de $5 millones.

Con estos argumentos, la defensa del expresidente Ricardo Martinelli Berrocal intenta convencer al juez Edwin Torres, de la Corte del Distrito Sur de la Florida, que otorgue la libertad bajo fianza a su cliente, detenido desde el pasado 12 de junio, a solicitud de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), como parte del proceso que se le sigue por la interceptación no autorizada de las comunicaciones desde el Consejo de Seguridad Nacional durante su gobierno.

El juez Torres valorará estos señalamientos en la audiencia convocada para hoy, a las 2:00 p.m., hora de Miami (1:00 p.m., de Panamá).

En Panamá, a Martinelli se le endilga la supuesta comisión de cuatro delitos: inviolabilidad del secreto y el derecho a la intimidad, peculado de apropiación y peculado de uso.

Marcos Jiménez y John Byrne, que encabezan la batería de abogados contratados por Martinelli, intentan anular el proceso de extradición, alegando que a su cliente no se le han imputado formalmente los cargos. Advierten, además, que el exmandatario no puede ser procesado por las decisiones asumidas en su mandato, según el artículo 191 de la Constitución panameña, sin ignorar que goza de “inmunidad” como actual diputado del Parlamento Centroamericano.

En una moción presentada ayer en la Corte, Jiménez y Byrne plantearon al juez Torres un “paquete de fianza”, que incluye: el 10% de una fianza de $5 millones, “firmado conjuntamente por la esposa del presidente Martinelli y respaldado por el valor de acciones en compañías” en las que Martinelli tiene propiedades; $2 millones de una fianza personal -la mitad es respaldada por un amigo, cuyo nombre no es revelado-; la promesa de permanecer confinado en su residencia en Miami, custodiado por un agente policial ya retirado; portar un brazalete electrónico, y sin acceso a medios de transporte, como aviones o botes. El paquete incluye la promesa de Martinelli de aceptar su extradición si se evade de la jurisdicción del juez Torres. Es decir, una renuncia a impugnar su extradición, que entraría en vigencia -irónicamente- en el momento en que el procesado esté fuera del alcance del juez Torres.

En la moción -que hoy debe ser sustentada ante el juez-, Jiménez y Byrne también presentan a su cliente como un perseguido político. Para explicar esta enemistad, se remontan al 30 de agosto de 2011, cuando Martinelli -entonces presidente- destituye de la Cancillería a Varela -en aquella época, su vicepresidente-, tras sorprenderlo cobrando kickbacks (mordidas o sobornos) de hasta $25 mil a oficiales de consulados panameños en el extranjero. “Como las leyes panameñas prohibían a Martinelli despedir a Varela como vicepresidente, técnicamente este continuó en esa posición”, explican. Hasta donde se sabe, Martinelli nunca denunció a Varela por la comisión de algún delito de corrupción.

Otra prueba de la supuesta persecución es que Martinelli fue detenido en Miami apenas una semana después de anunciar su intención de lanzar sus candidaturas a alcalde y vicepresidente de la República en las elecciones de 2019.

Agregan en la moción que Martinelli tuvo una entrevista, dentro del procedimiento de su solicitud de asilo, con funcionarios del Departamento de Seguridad Nacional estadounidense el pasado 16 de marzo.

Al respecto, los fiscales Benjamin Greenberg y Adam Fels replicaron que los procedimientos de extradición nada tienen que ver con temas migratorios.

Greenberg y Fels respondieron los alegatos de los abogados de Martinelli en un escrito entregado en la Corte ayer, poco después de recibir la moción de la defensa.

Los fiscales informan al juez Torres que Martinelli es investigado por ordenar la interceptación de las comunicaciones de hasta 150 personas, incluyendo empresarios, periodistas, magistrados -de la CSJ y del Tribunal Electoral- y políticos opositores a Martinelli, utilizando para esto a tres funcionarios del Consejo de Seguridad Nacional, entrenados por la empresa israelí MLM Protection en el uso del sistema informático Pegasus.

El aparato fue adquirido con fondos del Programa de Ayuda Nacional (PAN), a un costo de $13.4 millones.

“Martinelli Berrocal utilizó Pegasus para grabar y vigilar sus objetivos”, señalan los fiscales al juez. “Él mismo facilitó la lista de los objetivos a [Ronny] Rodríguez, que la compartió con William e Ismael Pittí... Rodríguez entregaba cada mañana el reporte a Martinelli Berrocal, en un sobre de papel manila sellado, menos cuando estaba de viaje. Los reportes no se imprimían hasta que él regresaba”. A veces, incluso, giraba instrucciones para subir material a Youtube, “lo que se hacía desde una computadora pública”, para evitar ser rastreados. Ocasionalmente, cada uno de ellos recibía un “bono” de $2 mil.

Precisamente, el exdiputado Yassir Purcait, una de las víctimas de las interceptaciones, viajó a Miami para acudir a la audiencia que se celebra hoy. Purcait contó su experiencia en una nota al juez Torres.

“De manera humilde le solicito que usted sea implacable en su decisión y extradite al señor Martinelli”, escribió Purcait.

Cuando Varela ascendió a la Presidencia, los tres funcionarios del Consejo de Seguridad Nacional vandalizaron los equipos. Se desconoce el paradero de la máquina Pegasus. Uno de los server, en tanto, fue localizado en las oficinas del Súper 99, en Monte Oscuro, propiedad de la familia Martinelli Berrocal.

Greenberg y Fels solicitan al juez mantener la detención del exgobernante, por considerar que hay un riesgo “sustancial” de fuga y no hay circunstancias especiales que justifiquen su libertad bajo fianza.

“Él ha amasado una impresionante fortuna que le podría facilitar escapar a un tercer país y mantenerlo a él y a su familia en el exilio por décadas... Martinelli ha demostrado tener gran capacidad para movilizarse y evitar su encausamiento”, consideran los fiscales. Añaden que el “fugitivo” no ha podido probar que el proceso en su contra tiene motivaciones políticas. En todo caso, debe llevar esos reclamos al Departamento de Estado estadounidense, “no a la Corte”.

Lea la moción de la defensa del expresidente Ricardo Martinelli Berrocalaquí.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Conquista

La Prensa en alianza con el Pulitzer Center invita a sus lectores a una experiencia inédita de periodismo transmedia. Una historia sobre la costa Atlántica que pone en cuestionamiento qué tipo de desarrollo queremos para nuestro país. Haga clic en la foto.

Por si te lo perdiste

periplos alrededor del mundo Corte Suprema, una agencia de viajes

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

13 Dic 2017

Primer premio

0 4 5 4

DAAD

Serie: 7 Folio: 1

2o premio

1238

3er premio

1041

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código