ARTICULACIONES DE RODILLAS Y CADERAS

Una operación que cambia vidas

Especialistas de Operation Walk han efectuado 17 visitas a Panamá durante los últimos 10 años y atendido a unas mil personas.

Temas:

Alfredo Maduro, creador de Fundayuda, una organización sin fines de lucro, contó sobre la llegada del programa Operation Walk al país hace una década. Alfredo Maduro, creador de Fundayuda, una organización sin fines de lucro, contó sobre la llegada del programa Operation Walk al país hace una década.

Alfredo Maduro, creador de Fundayuda, una organización sin fines de lucro, contó sobre la llegada del programa Operation Walk al país hace una década. Foto por: LA PRENSA/Ana Rentería

En noviembre pasado se realizó una jornada de operaciones. En noviembre pasado se realizó una jornada de operaciones.

En noviembre pasado se realizó una jornada de operaciones. Foto por: LA PRENSA/Archivo

Por lo menos, mil panameños de escasos recursos económicos consiguieron en la última década ayuda para aliviar el dolor de las articulaciones, específicamente de rodillas y caderas, en manos de especialistas del programa de ayuda humanitaria Operation Walk de Estados Unidos (EU).

Durante estos 10 años, el Hospital Santo Tomás (HST) ha sido el punto de acogida y reunión del personal médico y voluntario que se traslada periódicamente a Panamá para hacer posible las intervenciones –dirigidas especialmente a pacientes con artrosis o desgaste de cartílago y tejidos en rodillas y caderas–, que en el sector privado pueden llegar a costar hasta $10 mil.

Pero es Alfredo Maduro, creador de Fundayuda, quien se ha convertido en el motor que impulsa las visitas de estos especialistas.

Fundayuda es una organización sin fines de lucro, que se dedica a concienciar a la población en la importancia de la detección temprana del cáncer. Maduro, por su parte, es un empresario que encontró en la labor social una de las mayores satisfacciones de su vida.

¿Cómo llega Operation Walk a Panamá?

Empezó con una conversación con un señor de nombre Lenny Etten, quien había sido operado por el doctor Larry Door, fundador de Operation Walk - Denver, [Estados Unidos].

El señor Etten venía a Panamá de manera habitual y en una conversación me explicó que había tratado, con sus abogados, de conseguir que este programa llegara a Panamá, pero sin éxito.

Mi respuesta fue que me dejara estudiarlo para ver si nos interesaba.

¿Despertó interés el programa?

Por supuesto. Vi que se trataba de una iniciativa interesante, más que todo porque podía ayudar a personas de escasos recursos con problemas de rodillas y caderas.

Además, sabía que en el país existían muchos problemas de artritis en las coyunturas y el programa era para traer al país especialistas en ortopedia, a fin de hacer intervenciones quirúrgicas sin costo para los pacientes.

¿Qué hizo para traerlos?

El señor Etten me puso en contacto, me dijo el nombre de las personas en Los Ángeles, Estados Unidos, con las cuales me debía contactar. Una de ellas era el fundador del programa, pero no podía conseguir respuesta.

Pero, como soy insistente, seguí tratando y finalmente pude conseguir a la asistente del doctor, a quien le mostré mi interés por traer Operation Walk al país.

¿Cuál fue la respuesta?

Que me pondrían en una lista y sería entre tres y cuatro años, pero seguí insistiendo y un buen día recibí una llamada de la asistente del médico para decirme que podían venir a Panamá, porque debían cancelar una visita que tenían programada para Guatemala, ya que el hospital donde realizaban las operaciones estaba en construcción, pero antes tenían que venir y ver las instalaciones con las cuales contaba el país para las operaciones.

Nos pusimos de acuerdo y, además, hablé con la entonces primera dama, Vivian de Torrijos, quien me brindó todo su apoyo.

¿Qué tiempo duró todo este proceso?

Tardó como un año, pero nunca me rendí, porque sé que estas gestiones toman tiempo. Al llegar, vieron que las condiciones del Hospital Santo Tomás eran perfectas, pues reunían lo que ellos requerían, entre estas, las salas de recobro para los pacientes.

La visita para conocer las condiciones del hospital solo duró tres días, en vez de dos semanas. El equipo de Operation Walk regresó a Estados Unidos y posteriormente se programó la llegada de los especialistas para hacer las operaciones.

¿Cómo les ha ido en todo este tiempo?

Llevamos 17 visitas, realizado más de mil operaciones a personas de escasos recursos, las cuales no podían caminar. Ahora no solo caminan, sino que no tienen dolor.

Las operaciones le traen felicidad a las personas, pero también a sus familiares, porque como están postrados dependen totalmente de ellos para sentarse, levantarse, ir al baño, para todo (...).

Esta es una enfermedad que causa mucho dolor en las caderas, las rodillas, es decir, la parte inferior del cuerpo.

¿Cómo llegan estas personas a las consultas?

Es impresionante las caras de dolor al momento de llegar para que les realicen la evaluación. Una de mis primeras experiencias es la de una señora de no más de 30 años de edad con una cara de dolor, quien no movía ninguna de sus articulaciones. Ella recibió una operación del grupo Operation Walk de Denver y cuatro o cinco meses después, cuando regresaron los especialistas y la volvieron a revisar para ver su estado de salud, se movía sin dolor.

¿Quiénes pueden aspirar a una intervención de Operation Walk?

El problema de la artritis afecta a adultos mayores, por lo que el 80% de los pacientes que son intervenidos durante las visitas de esta misión humanitaria son personas que superan los 60 años de edad, pero también los hay menores de 30 años con estos padecimientos.

Uno de estos casos es el de María, quien a los 21 años de edad llevaba 9 años sin poder caminar. Ella necesitaba ayuda para sentarse, levantarse, no tenía amigos, solo los que eran miembros de su familia. Antes de que la interviniera el personal del programa, María dependía el 100% de su madre.

¿Qué operación le hicieron?

A María, quien vive en El Valle de Antón, la operaron de las dos rodillas y la cadera, lo que le permitió tener la movilización que necesitaba. Ahora es de las personas que acompañan a los voluntarios de Denver cuando vienen a Panamá.

Además, les da ánimo a los pacientes que se van a operar, porque es la que les explica qué les va a pasar [cómo se van a sentir] luego de la operación.

¿Cómo se siente usted con toda esta labor?

Me siento feliz, porque hemos podido traer a este grupo [Operation Walk], pero también a otros que nos han ayudado mucho en cuanto a brindar salud a la población.

De hecho, para febrero del próximo año, tenemos una misión de médicos y enfermeras de Estados Unidos que viene a realizar una gira en la comunidad de San Juan, en Veraguas.

Este personal médico se quedará durante una semana en esta comunidad.

La historia de María, la chica de 21 años que recobró la movilidad luego de recibir la intervención quirúrgica en el Hospital Santo Tomás, es una de las tantas que llenan las páginas de las 17 visitas que durante los últimos 10 años ha hecho Operation Walk a Panamá.

Para Maduro, quien hace honor al lema de Fundayuda: “Ayúdame a ayudarte”, la labor social a la que está enteramente dedicado le hace ver la vida de forma diferente. Darse cuenta de que existe mucha necesidad en el entorno de personas que desconoce, pero también de algunas que conoce.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

CENTRO DE CONEXIONES AÉREAS DE TOCUMEN China, un reto para el turismo panameño

Aeropuerto Internacional de Tocumen Mitradel ordena arbitraje entre Copa Airlines y sindicato

Los empleados se mantuvieron fuera de sus puestos.
LA PRENSA/Alex E. Hernández

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código