JOYAS HISTÓRICAS

Al rescate del patrimonio olvidado

Crean patronatos para rescatar y conservar el Museo Antropológico Reina Torres de Araúz y el Teatro Nacional.

Temas:

El edificio del Museo Antropológico Reina Torres de Araúz fue la sede del ferrocarril en la década de 1950. El Teatro Nacional es una obra del arquitecto Genaro Ruggieri, con un estilo de teatro de opereta italiano. El edificio del Museo Antropológico Reina Torres de Araúz fue la sede del ferrocarril en la década de 1950. El Teatro Nacional es una obra del arquitecto Genaro Ruggieri, con un estilo de teatro de opereta italiano.

El edificio del Museo Antropológico Reina Torres de Araúz fue la sede del ferrocarril en la década de 1950. El Teatro Nacional es una obra del arquitecto Genaro Ruggieri, con un estilo de teatro de opereta italiano.

Al rescate del patrimonio olvidado Al rescate del patrimonio olvidado

Al rescate del patrimonio olvidado

Al rescate del patrimonio olvidado Al rescate del patrimonio olvidado

Al rescate del patrimonio olvidado

Dos históricos edificios de principios del siglo XX, que han estado en el olvido durante años, contarán con patronatos para su rescate y conservación.

Se trata del Museo Antropológico Reina Torres de Araúz y del Teatro Nacional. La primera estructura tiene una colección de 16 mil piezas, que no se exhibe desde 2010; y la segunda bajó el telón en junio de 2015.

Ante esta situación, las autoridades del Gobierno sancionaron el pasado jueves las leyes que crean los patronatos que tendrán a cargo la administración, custodia y conservación, así como la restauración y reapertura de ambos edificios.

Los patronatos tendrán tres meses para su formación y ponerse a trabajar, tras la promulgación de las leyes en Gaceta Oficial.

En ese sentido, Marcela Paredes de Vásquez, ministra de Educación, entidad que representa al Estado en los dos patronatos, manifestó que con las nuevas leyes se garantiza que el Estado asigne recursos a través del presupuesto del Instituto Nacional de Cultura (INAC) para darle la atención debida a estas dos instituciones.

Respecto a la asignación de recursos económicos, Paredes de Vásquez precisó que se harán las evaluaciones este año para que sean incluidas en el presupuesto estatal de 2018.

Precisó, empero, que la meta principal este año será conformar ambas entidades y reglamentar su funcionamiento.

El diputado Luis Eduardo Quirós, del oficialista Partido Panameñista y proponente del proyecto de ley que crea el patronato del museo, expresó que estos sistemas han dado buenos resultados en el país, pues se involucra al sector privado y al estatal.

“Lo que buscamos es que haya una participación activa del sector privado, se logre una autogestión y que el Estado tenga que aportar menos recursos”, sostuvo.

HISTORIA DE OBSTÁCULOS

Los tropiezos del museo se iniciaron con el traslado en 2006 de las piezas de su sede original, en la plaza 5 de Mayo, corregimiento de Santa Ana, a unas nuevas instalaciones en los Llanos de Curundú, corregimiento de Ancón, donde iba a ser el Museo del Niño y la Niña.

Sin embargo, el lugar no reunía las condiciones mínimas para atender al público y los acondicionadores de aire fallaban constantemente.

La situación obligó a las autoridades del INAC a regresar la colección, en 2013, a la histórica estructura que se edificó entre 1912 y 1913.

Originalmente, el edificio fue la estación del ferrocarril interoceánico, hasta mediados de la década de 1950, cuando revirtió a Panamá.

En manos panameñas, la edificación se convirtió, a partir del 15 de diciembre de 1976, en la sede del museo. Por su importancia, hace 20 años, fue declarado Monumento Histórico Nacional, mediante la Ley No. 37 de mayo de 1996.

Ahora, el inmueble aguarda por una limpieza externa, en la que será usada una tecnología especial con base de dióxido de carbono, que permite levantar todo lo que no tiene que ver con la estructura original.

También se adelantan las consultorías para rediseñar el interior de la estructura y renovar sus sistemas mecánicos, de electricidad y plomería, para que reúnan los requisitos que debe tener un museo.

El costo de los estudios de rediseño y restauración se han calculado en unos 120 mil dólares, y la reparación del ascensor dañado suma 80 mil dólares.

Por su parte, el Teatro Nacional, una estructura que nació con la República en el corregimiento de San Felipe en 1903, pues el gobierno de Manuel Amador Guerrero sentó las bases de un proyecto nacional de cultura que implicaba la creación de nuevas estructuras, está cerrado desde junio de 2015.

El edificio presenta daños en su plafón (parte del techo donde están las pinturas de Roberto Lewis), así como en vigas, losas y la parte superior del escenario.

Incluso, la Universidad Tecnológica de Panamá entregó en marzo de 2016 una evaluación estructural que indica los trabajos a realizar en el inmueble, entre estos, la impermeabilización del edificio, cuyo costo suma más de 600 mil dólares.

No obstante, fue la semana pasada cuando el Consejo Económico Nacional le aprobó al INAC una solicitud de procedimiento excepcional, por 1.2 millones de dólares, para la contratación de los servicios de restauración y conservación estética de pinturas y elementos arquitectónicos artísticos y decorativos del teatro.

A través de reportes de entidades relacionadas con la cultura, en este inmueble se hicieron reparaciones en 1941 y 1950. Después de 1970 empezó un gigantesco trabajo de restauración. La iniciativa fue de Jaime Ingram, entonces director del INAC, apoyado por comités culturales y artistas.

La última vez que se realizaron trabajos en el inmueble fue en el gobierno de Mireya Moscoso (1999­2004).

EXCELENTE INICIATIVA

Tomás Mendizábal, exdirector del Museo Antropológico Reina Torres de Araúz, considera que los patronatos son la única oportunidad de hacer resurgir el museo y el teatro, ya que históricamente el Estado ha mostrado falta de voluntad.

Para Mendizábal, que el museo esté listo en 2019, cuando Panamá será la Capital Iberoamericana de la Cultura, significará que se hizo al apuro, tal como se inauguró el museo enCurundú en 2006.

Recordó que “las últimas exhibiciones realizadas en el museo en Curundú fueron de dinosaurios, egipcios y Da Vinci, lo que significó una falta de respeto a la memoria de Reina Torres de Araúz y a todos los panameños”.

“Es mejor que se tomen el tiempo para hacerlo bien, sin importar eventos ni efemérides. Un museo de este tipo es algo que en países serios toma años diseñar y hacer”, expresó Mendizábal.

En tanto, Manuel Choy, coordinador de Patrimonios y Sitios Históricos de la Sociedad Panameña de Ingenieros y Arquitectos, calificó como excelente la creación de los patronatos y espera que la directiva esté integrada por personas realmente involucradas con el tema cultural y patrimonial del país.

Añadió que el principal desafío de ambos patronatos será el dinero para llevar adelante los proyectos.

ADVERTENCIA

Otra que opinó sobre el tema fue Ana Elena Porras, exdirectora del museo y expresidenta del primer patronato que rigió el museo,a quien le inquieta que los patronatos, en su mayoría, estarán integrados por autoridades del Gobierno.

Por ejemplo, el artículo 7 de la Ley 401 de 2017, que crea el patronato del museo, indica que estará integrado por los representantes del INAC, la Autoridad de Turismo de Panamá, Alcaldía de Panamá, el titular del Consejo Internacional de Museos y cinco miembros benefactores elegidos por los miembros del patronato.

Respecto al tema presupuestario, recordó que cuando ella dirigió el museo se tenía un plan para el rescate de la histórica estructura.

Detalló que para el año 2000 se ideó un plan de 5 millones de dólares, que incluía recuperar la fachada del inmueble, remodelar su interior, la construcción subterránea de una biblioteca, laboratorios para restaurar piezas y en la parte trasera se tenía previsto una zona para construir oficinas, de tal modo que el edificio central fuera solo para exhibiciones.

Con relación al Teatro Nacional, indicó que le inquieta que su patronato esté compuesto en su mayoría por representantes del sector privado, pues se correría el riesgo de que un bien público sea utilizado para el disfrute de unos pocos.

En cuanto al aspecto económico, mencionó que este dependerá de la voluntad que tenga el Gobierno enrecuperar el inmueble.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

La procuradora general de la Nación de Panamá, Kenia Porcell, viajó a España, donde sostuvo reuniones de alto nivel en la sede de la Fiscalía General de ese país.
Cortesía/Gabinete de comunicación de la Fiscalía General de España

CASO ODEBRECHT Porcell se reúne con fiscal que coordina rogatorias en España

AEROPUERTO Despega operación de Taeca

Se trata del primer vuelo comercial  e internacional que se realiza desde la terminal aérea colonense.
LA PRENSA/Roberto Cisneros

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código