reconocimiento

La revolución silenciosa del papa para integrar a los gais en la Iglesia

Temas:

Papa Francisco Tony Gentile-REUTERS Papa Francisco Tony Gentile-REUTERS
Papa Francisco Tony Gentile-REUTERS

Francisco rompió todos los esquemas al preguntarse, ante 71 periodistas con la grabadora encendida, en el viaje de regreso de Brasil en 2013: “¿Quién soy yo para juzgar a los gais?”.

Pero ahora ha dado un paso gigante al reconocer en una reunión privada con Juan Carlos Cruz, una de las víctimas más conocidas del sacerdote chileno Fernando Karadima, que fue Dios quien lo hizo homosexual y que tanto Dios como el papa lo aman.

“Me dijo: ‘Dios te hizo así. Dios te ama así. El papa te ama así y debes amarte y no preocuparte de lo que dice la gente”, reveló Cruz, que vive en Estados Unidos, donde trabaja como ejecutivo de una empresa, a varios medios de comunicación.

Si bien el Vaticano se abstuvo de hacer comentarios respecto a las presuntas declaraciones del pontífice, al considerarlo una reunión privada, el terremoto ha agujereado los muros de la Santa Sede.

En las altas esferas de la jerarquía católica reconocen que Francisco ha traído un nuevo espíritu abierto y, sobre todo, menos inquisidor frente a los homosexuales.

“El papa ha ido con estas palabras más allá. Que nadie pueda juzgar a los gais es una afirmación importante, pero ahora dice que ellos son también amados por Dios”, considera el corresponsal en Italia del semanario católico, The Tablet, Christopher Lamb.

Sin embargo, esta actitud del pontífice que llama a contemplar a los homosexuales con una mirada renovada y positiva no debe interpretarse como un posible cambio en la doctrina eclesiástica.

“Las palabras de Francisco representan un cambio radical, sobre todo en el lenguaje. En el pasado, el Vaticano adoptó una posición dura y rígida frente a los homosexuales, pero ahora vemos que el jefe de la Iglesia pone en práctica un nuevo acercamiento, más pastoral, más compasivo. Esto no comporta un cambio en los principios que rigen la Iglesia”, manifiesta el periodista experto en temas católicos.

De hecho, no debe esperarse que de este comentario nazca un documento oficial. El catecismo de la Iglesia católica es claro.

Estipula que las personas con orientación homosexual “deben ser acogidas con respeto, compasión y delicadeza”, pero también indica que tales presuntas inclinaciones “profundamente arraigadas” son “objetivamente desordenadas” y, como “son contrarias a la ley natural”, sus actos “no pueden recibir aprobación en ningún caso”.

Jorge Mario Bergoglio manejó con destreza el escándalo de la lacra de abusos sexuales en Chile.

No solo llamó a capítulo a los obispos de la Conferencia Episcopal del país andino, sino que forzó su dimisión en bloque.

Una renuncia a la que todavía debe poner nombre y apellidos para que se haga efectiva.

“No podía dejar de ser cauteloso con Cruz y usar con él palabras de condena por ejemplo”, destaca Lamb.

Sin embargo, de ser un papa revolucionario, a provocar un cambio en la doctrina de la Iglesia hay una distancia abismal que difícilmente será atravesada.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

11 Nov 2019

Primer premio

2 2 3 9

CBCC

Serie: 19 Folio: 9

2o premio

8910

3er premio

2616

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código