JUAN DÍAZ

El valor de un parque

Costa del Este, en medio de sus infinitos edificios y su estado de construcción permanente, tiene un área para refugiarse de toda esta furia.

Temas:

En el corazón de Costa del Este solo se escuchan los graznidos de los patos. El tráfico endemoniado se siente ajeno, ni qué hablar del equipo pesado que martilla una y otra vez para construir una torre más. El parque Felipe Motta sirve como guarida, como escondite ante una urbe que gana cada milímetro que pueda.

Costa del Este es un distrito relativamente nuevo. Fundado a finales de la década de 1990, el “barrio” fue concebido como una zona financiera de vanguardia, donde los negocios y la industria turística y comercial florecieran cual primavera, a la vez que se construyeran espacios para viviendas de alta y baja densidad.

En medio de todo eso, un parque. Al mejor estilo del Parque Central de Nueva York, que funciona como un espacio verde en medio de las columnas de concreto que se alzan hacia el cielo. El parque Motta, si bien cumple con su objetivo como redentor del lugar, no es más que un peor es nada. Las únicas bancas que hay están casi al principio y alrededor del pequeño estanque en el que flotan los patos. Hay unos cuantos árboles que dan sombra, pero abajo no hay nada. Dos hombres se sentaron sobre las raíces del árbol, pues era el único lugar.

La entrada al parque Felipe Motta está sobre la avenida Cincuentenario, justo al lado del edificio administrativo de Costa del Este. Luis Burón B. Expandir Imagen
La entrada al parque Felipe Motta está sobre la avenida Cincuentenario, justo al lado del edificio administrativo de Costa del Este. Luis Burón B.

Es miércoles de mañana y en el parque hay una docena de niños. Uno de ellos maneja bicicleta. El resto contempla los patos. A lo lejos, dos hombres pasean perros. En la parte trasera del parque, un centro deportivo privado, y al otro extremo, varias canchas de fútbol con grama alta y sin líneas de cal. Un poco más allá, el fétido río Matías Hernández. Nadie hace ejercicios. Los que trotan aquella mañana prefieren hacerlo en la avenida Paseo del Mar, que funciona como una calzada con miradores hacia los manglares. También hacia toneladas de basura y hacia Punta Pacífica, otro de los centros financieros del país.

Costa del Este es un área bien pensada. Las manzanas son cuadradas y poseen aceras anchas, un elemento en extinción en la capital. Casi nadie las usa, sin embargo. La mayoría no tiene árboles que protejan del sol. Además, la mayoría de los que trabajan allí tienen auto.

Para los peatones es casi imposible entrar. Desde la vía Cincuentenario y desde Campo Lindbergh, no hay acceso para los peatones, por lo que ingresar por estas rutas es jugarse la vida.

Un programa de saneamiento  logró que el sitio estuviera apto para erigir un nuevo barrio. Expandir Imagen
Un programa de saneamiento logró que el sitio estuviera apto para erigir un nuevo barrio. Luis Burón B.

El tráfico, por otra parte, tampoco es que sea ideal. “Salir de Costa del Este es un infierno. Son demasiados autos, demasiadas oficinas, todo el mundo sale a la vez y es muy complicado. Por suerte mi compañía se muda hacia otra área”, dice Alexander Buelvas, quien lleva varios años padeciendo aquel tranque.

Una vez dentro, todo es más cómodo: hay restaurantes con las mejores cocinas de autor, bares con las mejores cervezas, pizzerías con las mejores masas, supermercados con la mejor calidad, oficinas con los mejores ambientes laborales, las escuelas con las mejores instalaciones.

El parque, en teoría, podría ser el espacio en el que confluyan todos los actores del mosaico que conforma Costa del Este. Podría servir también como un ensayo de cómo se comportaría la sociedad citadina con un parque funcional, lleno de vida y de cultura y no solamente un área con grama.

Busto de Felipe Motta. Expandir Imagen
Busto de Felipe Motta. Luis Burón B.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

15 Ago 2018

Primer premio

2 4 0 9

DCAD

Serie: 5 Folio: 8

2o premio

3610

3er premio

1029

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código