[DOCUMENTAL]

El México que hay tras los titulares

Pensaba que estaba haciendo una película sobre cómo ver México con ojos de extranjero y acabó con una película “para aquellos mexicanos que han olvidado cuán asombroso es su país”. Al británico Duncan Bridgeman le suelen salir los proyectos por donde no se espera. Pero parece feliz de la coincidencia y, al término de la proyección para prensa de Hecho en México, le brillan los ojos. “Este país tiene una mala prensa terrible”, se lamenta en inglés.

Y, aunque la película que dirige es “sobre México pero, principalmente, sobre la condición humana”, lo cierto es que podría haber sido una fantástica forma de promoción, una especie de macrocampaña turística que, a base de música y paisajes, limpiase la reputación de una República acosada por la desigualdad, la pobreza y la violenta guerra contra el narco. Sin embargo, la película, producida por Emilio Azcárraga (de la cadena Televisa) y en la que participan la recién fallecida Chavela Vargas, el actor Diego Luna, los intelectuales Elena Poniatowska y Juan Villoro, el grupo de rock Molotov y muchas más caras conocidas, no suena a folleto promocional, sino a un canto genuino a la tierra y a las cosas de la vida: el alma, los orígenes, el miedo, el amor. Todo visto desde los ojos nuevos de un inglés que ya conocía México.

Bridgeman, que entre finales de los 80 y principios de los 90 produjo a grupos como Take That o Radio Futura, utiliza las canciones como hilo conductor de esta historia sin hilos (los bloques versan sobre espiritualidad, roles de género, libertad, fronteras...). “Si escuchas a Natalia Lafourcade, las norteñas, los ritmos de Veracruz, lo que sea... puedes escuchar las raíces”, subraya.

La productora musical Lynn Fanchtein se ha encargado de seleccionar cuidadosamente 24 canciones –algunas compuestas para la ocasión– interpretadas por Café Tacvba, los indios huicholes o Alejandro Fernández. No hay playbacks. El equipo fijo de trabajo no superaba la decena de personas, y primero se construyó la banda sonora, sobre la que después se encajaron las imágenes. Bridgeman recalca su filosofía de que “todo fluye”. Tardó dos años en acabar el documental, pero visto cómo mira, ilusionado, parece que considera bien invertido el tiempo. Ayer viernes la cinta se estrenaba en México con 180 copias. Aún no hay fechas para Europa.

Con mucha música, la luz de la Sierra Madre Occidental o el verde de Chiapas y un ritmo trepidante, la película reivindica a México de las manos de la violencia sin tocar expresamente el tema. Bridgeman no pretendía hablar de inseguridad. No pretende explicar lo que pasa. Pero es que ni siquiera pretende hablar de México. Su tema es, insiste, “el ser humano”. El dolor, de todos modos, supura cuando Chavela canta con voz quebrada, cuando se habla de las escandalosas desigualdades sociales o cuando se recuerda la pérdida de valor de la tierra y el aumento de su precio. Y, aun así, prevalece la luz. Hecho en México es una película luminosa y Bridgeman no se asusta de ser acusado de hippy. “Serlo significa, al menos, que defiendes algo. Que algo te importa”.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

20 Nov 2019

Primer premio

4 1 8 9

DDDB

Serie: 8 Folio: 7

2o premio

8025

3er premio

4855

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código