[REENCUENTRO POLÍTICO]

El río del tiempo

Según la última encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas, el PP obtendría el 46.6% del voto válido en las próximas elecciones generales.

Hacía 15 años que no los veíamos juntos. Sus citas posteriores, escasas y tensas, no pasaron de ser arreglos mediáticos que trataban de insinuar que sus desavenencias se habían disipado, aunque todos supiéramos que algo se había roto entre ellos sin remedio. Sin embargo, Alfredo Pérez Rubalcaba, candidato socialista en las elecciones del 20 de noviembre, ha logrado que Felipe González y Alfonso Guerra, los inseparables políticos que fueron figuras clave en la transición y que encauzaron la democracia española en la década del 80, aparecieran juntos en el mitin de campaña celebrado en el pueblo sevillano de Dos Hermanas el fin de semana último. El lugar elegido es ya un clásico, pero este año reviste especial importancia: sobre el PSOE se cierne el peligro de perder, también, la hegemonía en la comunidad andaluza que pasaría, por vez primera, a manos del Partido Popular.

No es que Rubalcaba lo tenga difícil. Es que lo tiene imposible. Según la última encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), el PP obtendría el 46.6% del voto válido en las próximas elecciones generales. Este porcentaje traducido en escaños supondría entre 190 y 195, mientras que el Partido Socialista no lograría más de 120 y se quedaría con el 29.91% del voto. Ante semejante panorama, no es de extrañar que Rubalcaba haya echado mano de González y Guerra para un mitin tan importante. Ambos son andaluces, y si bien el expresidente dejó hace años la política activa, el que fuera su vicepresidente es aún diputado en las Cortes. Y siempre uno de los más votados.

No creo que el efecto, sin embargo, sea el esperado, que era, sobre todo, una llamada de atención en contra de la abstención del votante socialista. Estas elecciones son distintas a cualquier otra.

La crisis, el predominio de las redes como vehículo de expresión de los ciudadanos, la desconfianza generalizada de la población en los políticos y el desgaste del sistema democrático, como lo manifiestan los movimientos de indignados al margen de los partidos, son factores que requieren de mucho más que una mirada retrospectiva a los añorados viejos tiempos. La reaparición de los dos mitos unidos por la causa, lejos de proyectar una idea de futuro, deja un sabor a nostalgia, a desfase, sin solución de continuidad. Deja un sabor, y soy la primera en lamentarlo, a estrategia desesperada.

Ocurre lo mismo cuando por azar del destino, nos reencontramos con un amigo de juventud al que nos unió una amistad profunda y con el que compartimos momentos inolvidables. Después, la vida nos separó y cada uno siguió su camino. A la hora del reencuentro, por grande que sea la emoción, lo que se tiene en común es un pasado y un recuerdo. No un presente y menos un futuro. Nos podemos poner al día, contarnos la trayectoria que hemos seguido, sentir que el afecto no murió nunca, pero imposible recuperar la complicidad y la confidencia diaria. La mirada ya no es la misma, ni la ilusión, compartida. El río del tiempo ha abierto una brecha y un vacío. Dejémoslo estar.

Volviendo al mitin de Dos Hermanas, fue notable la ausencia de José Luis Rodríguez Zapatero, ausencia acentuada por la nula alusión a su persona o a sus logros, estrategia comprensible si se tiene en cuenta la injusta demonización que el Partido Popular ha hecho de su figura y que ha calado incluso en el tejido socialista más vulnerable. Y al demonio es mejor no invocarlo.

Sin embargo, y pese a sus errores, magnificados y engrandecidos por la oposición, no es justo olvidar sus aciertos, entre los que destacan los referentes a mejoras sociales. Solo es necesario, para enumerarlas, tener la voluntad de recordar o de echar un vistazo a los archivos de prensa. Pero quizá no sea el momento. El río del tiempo sigue por su cauce.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Conquista

La Prensa en alianza con el Pulitzer Center invita a sus lectores a una experiencia inédita de periodismo transmedia. Una historia sobre la costa Atlántica que pone en cuestionamiento qué tipo de desarrollo queremos para nuestro país. Haga clic en la foto.

Por si te lo perdiste

periplos alrededor del mundo Corte Suprema, una agencia de viajes

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

13 Dic 2017

Primer premio

0 4 5 4

DAAD

Serie: 7 Folio: 1

2o premio

1238

3er premio

1041

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código