AMBIENTE

Expedición al nuevo Ártico

Algunos dicen que la falta de hielos marinos durante el verano no es tan negativo. Los barcos pueden abastecer a aldeas y minas por más tiempo en el año.

Temas:

La investigadora Tiina Jaaskelainen divisa lo que posiblemente sea un oso polar. La investigadora Tiina Jaaskelainen divisa lo que posiblemente sea un oso polar.
La investigadora Tiina Jaaskelainen divisa lo que posiblemente sea un oso polar.

La Associated Press se aprestaba a participar en un viaje de un mes y 10 mil kilómetros en el que expertos documentarían el impacto del cambio climático en el hielo y las frígidas aguas del Ártico. Una vez que la nave ingresaba en el Paso del Noroeste que comunica los océanos Atlántico y Pacífico, no habría dónde reabastecerse ni buscar ayuda por cientos de kilómetros.

El norte helado desempeña un papel clave en el enfriamiento del resto del planeta al devolver algunos de los rayos del sol al espacio. Pero también se está recalentando. El año pasado fue el más caluroso del que se tengan noticias en el Ártico. Y desde hace varias décadas que fotos satelitales muestran una declinación en la cantidad de hielo que hay en las aguas del Ártico, un fenómeno que ya afecta la vida humana y animal en la región, desde las comunidades inuit hasta los osos polares.

Los científicos dicen que ya no habrá aguas congeladas en el Ártico durante el verano en las próximas décadas. Y pronostican que el impacto del derretimiento de los hielos se sentirá en todo el hemisferio norte.

“Las cosas están cambiando en el Ártico y eso genera cambios en otros sitios también”, dijo Davis Duke Snider, el veterano marino que condujo el rompehielos finlandés MSV Nordica.

Los investigadores querían observar los efectos del calentamiento global que se perciben desde el espacio. El barco partió de Vancouver a comienzos de julio y llegó a Nuuk, en Groenlandia, el 29 de julio. Es la vez que más temprano se internó una nave en una región que generalmente no es navegable hasta más entrado el año debido a los hielos. Doce días después de la partida, aparecieron las primeras masas de hielo. Al principio eran témpanos solitarios. Pero en Point Barrow, en el extremo norte de Alaska, había hielo por todos lados.

El termómetro marcaba afuera 8.3°C, pero no se sentía tanto frío. Cuando el rompehielos ingresó al estrecho Victoria, bien adentro del Paso del Noroeste, tratamos de divisar una sombra que se mueve a la distancia o una mancha amarillenta en la vastedad de blanco que revelaría la presencia del depredador terrestre más grande del mundo.

Alguien gritó: “¡Nanuq, nanuq!”. Maatiusi Manning, un navegante inuit , había visto lo que todo el mundo esperaba ver: el primer oso polar. Estos predadores de cerca de 500 kilos que están en la cima de una cadena alimenticia que está siendo muy golpeada por el calentamiento global por el impacto inmediato que el derretimiento del hielo tiene en una variedad de animales y plantas que dependen de él.

“Si seguimos perdiendo hielo, van a desaparecer una cantidad de especies”, señaló la bióloga Paula von Weller, que participó en el viaje. Ninguna criatura del Ártico es tan asociada con el cambio climático como el oso polar.

El Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos calculó en enero que hay unas 26 mil especies silvestres y que el derretimiento del hielo de los mares está privando al oso de su hábitat para cazar focas y otras presas. Algunos de estos animales asociados con el hielo no van a poder adaptarse en un tiempo razonable al cambio climático, según von Weller.

Hace cuatro años, una investigación encendió las alarmas sobre el futuro del cangrejo rojo real, vital para la industria pesquera de Alaska, porque el creciente nivel de dióxido de carbono hace que los océanos sean más ácidos.

Las algas que se adhieren al fondo del hielo marino también pierden su hábitat. Si desaparecen, los copépodos (que se las comen) se quedarán sin su alimento. Los diminutos crustáceos son presa de otros peces, ballenas y aves.

Al calentarse las aguas, las orcas deben irse cada vez más al norte en busca de comida. Algunos expertos pronostican que serán los principales depredadores de focas en un futuro cercano.

Los humanos también se aventuran más al Ártico en busca de depósitos de minerales y combustibles fósiles, y el potencial de derrames de petróleo preocupa mucho a los ambientalistas. El pueblo inuit de Clyde River en la isla de Baffin teme a su vez que los estruendos submarinos derivados de las explosiones sísmicas de las empresas petroleras desorienten a los mamíferos marinos y afecten los ciclos reproductivos de peces y camarones.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Consumo de producción agrícola ¿Qué provincia es el reino del aguacate?

En Panamá, 92 productores cultivan 363 hectáreas de aguacate de las variedades ‘simmonds’, choquete, ‘booth’ y criollo.
Archivo

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Nov 2017

Primer premio

4 7 2 9

BABB

Serie: 20 Folio: 11

2o premio

5026

3er premio

9314

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código