Impacto del tráfico pesado

Especialistas abordan las secuelas de estar a diario en medio del caos vehicular y comparten algunos atenuantes.

Temas:

Al día una persona puede estar invirtiendo en medio del tráfico pesado entre dos y tres horas. Al día una persona puede estar invirtiendo en medio del tráfico pesado entre dos y tres horas.

Al día una persona puede estar invirtiendo en medio del tráfico pesado entre dos y tres horas. Foto por: LA PRENSA/Roberto Cisnero

Frente al tranque, los expertos recomiendan hacer lo posible por mantener la calma. Frente al tranque, los expertos recomiendan hacer lo posible por mantener la calma.

Frente al tranque, los expertos recomiendan hacer lo posible por mantener la calma.

Llegó diciembre, un mes de compras, cenas y fiestas de fin de año, pero también es un mes en el que los tranques se intensifican.

Esto aplica tanto en las mañanas como en las tardes, usando autos propios o transporte público.

Los habitantes de la ciudad capital pasan 10 horas a la semana dentro de un vehículo de transporte para ir a trabajar, según la Encuesta de uso del tiempo de la Contraloría General de la República, publicada en 2013.

Al día una persona podría estar invirtiendo en medio del tráfico pesado de dos a tres horas, pero depende de las distancias, calculan los expertos consultados.

¿Cómo afectan los tranques a la salud emocional de las personas?

A pesar de que los seres humanos tienen distintas maneras de responder ante los eventos de estrés, muchos pueden presentar niveles de estrés elevados producto del tráfico, y más en una ciudad como Panamá que está colapsada por la construcción, la cantidad de carros y los tipos de vía.

“No es un asunto general, porque tiene que ver con la forma como nos enfrentamos a las situaciones estresantes”, recalca Sarah Sasso, psicóloga clínica especialista en terapia individual, familiar y de pareja.

Entonces esas situaciones de estrés pueden verse reflejadas en mal humor, que en casos extremos podrían desencadenar en situaciones de violencia y discusiones, añade el psicólogo Nefthaly Montenegro.

Las personas pueden presentar, a raíz del congestionamiento vehicular, síntomas físicos como dolores de cabeza, problemas gástricos y problemas de ansiedad como el no poder dormir, entre otros.

Además, las relaciones familiares se ven afectadas primero por la falta de tiempo compartido al llegar tarde, cansados y frustrados. “No tendrán tiempo de calidad”, apunta Montenegro.

Por su parte, el sociólogo Milciades Pinzón comparte que quizás no se ha valorado lo suficiente la incidencia que tienen estos atascamientos en las relaciones familiares.

Sin duda, el simple hecho de movilizarse en la ciudad, anticipando lo que a uno le espera, promueve altas tensiones familiares en horas tempranas. “Ello genera una sobrevaloración familiar del factor tiempo que eleva las tensiones entre los miembros familiares que viven la angustia diaria de no estar a tiempo en el trabajo o en la escuela”, reitera.

No obstante, en este aspecto del efecto emocional, Sasso añade que en la alteración del estrés también hay que evaluar si la persona tiene otra situación que le esté aconteciendo y que lo ponga más susceptible y responderá al estrés de una manera más aguda.

PRODUCTIVIDAD

Lo estragos de los tranques no solo se limitan a la parte emocional y la relación familiar, pues también pueden alcanzar a la productividad de los trabajadores.

La productividad se puede afectar no solo por llegar tarde al trabajo, sino porque emocionalmente necesita un tiempo para reponerse de tal tensión psicológica, ya que en esas primeras horas su rendimiento disminuye, dice Pinzón.

De igual manera ocurre en la hora previa a la finalización de la jornada laboral, cuando el trabajador está pendiente de salir lo antes posible para evitar “el endiablado tranque vehicular”.

Puede afectar las relaciones con los compañeros, pues la calidad del trabajo y humor la vuelven inestables, agrega Montenegro.

RECOMENDACIONES

¿Qué hacer para sobrellevar el tráfico pesado?

La verdadera solución radica en contrarrestar el tráfico vehicular diario, dice el profesor Pinzón, pero como esa no es una solución real, recomienda hacer lo posible por mantener la calma y comprender los factores que generan el atascamiento, los que no se van a resolver con rabietas.

Las personas que tienen la posibilidad de organizar sus horarios deben hacerlo de manera que sus diligencias queden lejos de las horas pico, sugiere Sasso.

Una opción será planificar sus compras para el fin de semana, ya que se evitarán el estrés en medio de la semana, cuando lo ideal es que luego del trabajo vayan directamente a sus casas.

También puede reducir la tensión escuchando su música predilecta, en especial la de tipo instrumental, aconseja Pinzón.

Si viaja con la familia, aproveche ese momento de manera creativa, por ejemplo, conversando sobre temáticas que son de interés del grupo con el que vive.

Si viaja en transporte público, puede aprovechar el tráfico para descansar y dormir, aconseja Montenegro.

Y deben despejar la mente los fines de semana, “no llevar situaciones del trabajo ni tráfico a casa”, subraya.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código