Entre lo femenino, lo retro y lo autóctono

La primera noche de la semana de la moda panameña estuvo marcada por diseños delicados y evocaciones al pasado.

Temas:

Los desfiles del primer día de la Fashion Week Panamá dejaron una estela de sobriedad, delicadeza y femineidad a su paso. Eso sin olvidar los toques autóctonos.

Los vestidos ceñidos a la cintura, faldas a la rodilla en corte A, escotes en la espalda, trajes largos, brillos, patrones florales y encajes fueron parte de la propuesta común de los 12 creadores que se presentaron el jueves pasado en las dos primeras pasarelas que este año el FWP dedicó a Fundacáncer y Juventud Casa Esperanza.

Los tonos naranja, fucsia y amarillo pintaron el desfile de Leal Deccarett, cuyo toque fueron los detalles artesanales, los chalecos tejidos de cuentas y lana.

Esa mujer caribeña y divertida no dejó de ser femenina cuando en el siguiente desfile llevó los bolsos extragrandes de la firma Gladys Schneebeger, que impresionaron por su colorido y adornos hechos de molas con los motivos tradicionales que utilizan las artesanas gunas.

Y aunque se transportó a otro escenario la musa, siguió siendo delicada con la colección de Juddy e Yvonne Attie, que presentó un estilo entre desenfadado y elegante, usando sedas brillantes y con patrones florales y orientales, caminando al ritmo de la música árabe.

Tampoco Anabelle Quintero se apartó de la esencia lady, cuando en su desfile resaltaron los encajes, los escotes en V, las telas traslúcidas combinadas con las brillantes y los tonos negros, nude, naranjas y dorados.

De lo delicado a lo suntuoso fue el giro que tomó la pasarela de Fabiola Bracho con su colección Burú, de collares, aretes y anillos grandes y vistosos.

Elías Sarmiento tomó inspiración de una película de los años de 1950 para retratar a la mujer seductora.

Luego de un receso, la colombiana Renata Lozano ofreció blusas y pantalones holgados, con estampados geométricos y no dejó de lado las rayas ni los encajes y transparencias.

Después, un aire retro invadió la colección de alta costura de Gaby y Norma Valenzuela, en cuyas creaciones se vio la combinación de telas satinadas y encajes, en colores blanco y negro.

Una caja de regalo marcó la entrada de Melina Typaldos, que presentó un delicado collar, correas y brazaletes.

El brillo tornasol distinguió la pasarela de Alessandra Grau, cuyos diseños incluyeron telas brillantes y escarchadas, además de una pieza con estampado de corazón y un traje rojo naranja que cerró la línea.

El verde neón y el amarillo, así como bordados y brillos metálicos y estampados, definieron la penúltima pasarela, la de Michelle Nassar, quien reemplazó el escote en V en la espalda por uno en U.

Con un aire misterioso, Juan David Vélez transportó al espectador al Carnaval veneciano con las máscaras que llevaban sus modelos. En su pasarela primaron el champán, el dorado, los guantes negros, las plumas y las flores.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código