El pariente del ser humano

Un estudio tiene como objetivo buscar las bases genéticas que ayuden a explicar las diferencias de comportamiento entre bonobos, chimpancés y hombres.

Un grupo internacional de científicos, con representación española, ha completado la secuenciación del genoma del bonobo, el “pariente” vivo más cercano al hombre junto al chimpancé, aunque más pacífico, juguetón y promiscuo sexualmente.

Se trata de la secuenciación del último gran simio que faltaba por analizar: el chimpancé lo fue en 2005, el orangután en 2011 y el gorila este mismo año, 2012.

De esta forma se ha obtenido información detallada de la base genética de las relaciones evolutivas de estas especies y su grado de coincidencia con el hombre, explica el jefe del grupo de Genómica de Primates del Instituto de Biología Evolutiva (UPF-CSIC) y único español participante en el proyecto, Tomás Marqus-Bonet.

En este estudio, que publicó la revista Nature, ha participado una veintena de laboratorios de ocho países coordinados por Kay Pruefer y Svante Paabo, del instituto Max Planck de Leipzig (Alemania),

Para la investigación se ha secuenciado el genoma de Ulundi, una hembra de bonobo del Zoo de Leipzig (Alemania).

La comparación de su genoma con el mapa genético de chimpancés y seres humanos refleja que ambas especies de simios difieren con el hombre aproximadamente en el 1.3 % de su genoma, mientras que bonobos y chimpancés están más estrechamente relacionados: en un 99.6 %.

Marqus-Bonet señala que, a pesar de que los genomas del bonobo y del chimpancé son igualmente distantes del hombre, la secuencia del bonobo revela que en algunas partes específicas el genoma humano está más cercano al de los bonobos que al de los chimpancés, y en otras regiones ocurre lo contrario.

El estudio indica que hay partes del genoma humano más parecidas al del chimpancé o al del bonobo de lo que coinciden entre sí esas áreas en las dos especies de simios.

El bonobo es una especie -de la que solo quedan unos miles de ejemplares en territorios de la República Democrática del Congo- muy cercana evolutivamente al chimpancé, con un ancestro común del que solo se separó hace entre uno y dos millones de años, pero cuyo comportamiento social ha evolucionado de forma dispar.

Mientras el chimpancé es muy agresivo y territorial -son habituales guerras entre tribus- el bonobo destaca por ser pacífico y por su gran actividad sexual: el sexo cumple una función de reducción del estrés en esta especie, que lo practica entre individuos de ambos géneros.

Los investigadores del estudio internacional han localizado unos 2 genes candidatos” que podrían explicar estas diferencias de comportamiento.

El bonobo, conocido también como chimpancé pigmeo, fue descubierto en 1928 en unas pequeñas poblaciones al sur del río Congo, cuyo enorme cauce fluvial podría ser la causa de la separación evolutiva de esta especie de los chimpancés, sin que luego se crearan mestizajes ni cruces posteriores.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Nov 2017

Primer premio

8 0 5 6

CCAA

Serie: 13 Folio: 12

2o premio

9078

3er premio

3785

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código